Abrir menú principal

(Este artículo contiene la lista de los cronómetros a bordo del HMS Beagle)

Antiguamente se usaban cronómetros para determinar con exactitud la longitud de los barcos en el mar, que se podía calcular midiendo la hora del mediodía solar local y comparándola con el mismo momento en un punto de referencia. Para que este método funcione, hay que llevar al punto de medición un reloj que muestre la hora en el punto de referencia y que mantenga la precisión cuando es sometido a los movimientos de un barco en el mar o a cambios extremos en el medio ambiente, especialmente la temperatura.

Tal reloj es un cronómetro. Fueron construidos por primera vez en el siglo XVIII, siendo ampliamente utilizados por los navegantes en los siglos XIX y XX, incluso después de que se generalizara el uso de la radio para señales horarias —la señal horaria se utilizaba para ajustar el cronómetro, pero aún se necesitaba el instrumento para indicar la hora—.[1]

El HMS Beagle fue un barco de investigación marina del Almirantazgo británico utilizado en tres grandes expediciones. La primera (1826-1830) consistió en relevar la costa de América del Sur en compañía del HMS Adventure. En la segunda expedición (1831-1836) revisaron el trabajo anterior y luego avanzaron para establecer una cadena de puntos de referencia vinculados que rodearan el mundo. La tercera expedición (1837-1843) relevó la costa de Australia.[2][3][4]

El primero en llevar un cronómetro a bordo de un barco de investigación fue James Cook en su segundo viaje en 1772: el K1 de Larcum Kendall, una copia del H4 de John Harrison, el primer cronómetro práctico. A partir de 1818 el Almirantazgo comenzó a proporcionar cronómetros a los buques de la armada. Desde 1825 se convirtió en norma y los barcos portaban un segundo cronómetro si el capitán suministraba personalmente un tercero. Tres cronómetros era la cantidad mínima para determinar si uno de ellos se había vuelto inexacto y por tanto inaceptable.

Ya para la época de los viajes del Beagle, el uso de cronómetros marinos se había convertido en una práctica habitual y el buque transportaba un gran número de relojes para ponerlos a prueba —veintidós en el segundo viaje, un hecho sin precedentes—. Esto fue posible porque su precio había ido disminuyendo de manera constante a la vez que se incrementaba su producción. El desarrollo del H4 había costado más de £ 20 000 —£ 280 000 ajustado por inflación—. El Kendall K1 costó £ 500 —ahora £ 59 000— y su modelo económico, K3, tenía un costo de £ 100 —ahora £ 10 000—, pero para el momento de los viajes del Beagle el costo de un buen cronómetro se había reducido a menos de £ 40 —ahora £ 3 300—.[5][6]

El Beagle requería un gran número de cronómetros debido a que eran esenciales para la misión de la nave y era inevitable que se rompieran algunos en viajes tan largos. Además, la calibración de todo cronómetro varía con el tiempo y, aunque esto se puede corregir mediante interpolación de la variación observada entre los controles periódicos, no hay garantía de que los cambios sean lineales, y con frecuencia no lo son. Esos errores suelen cancelarse al promediar las lecturas de un gran número de cronómetros, especialmente si son de diferentes tipos.[7][8]

Para llegar a todos los puntos que el Almirantazgo designó para relevar, en ocasiones era necesario tener cronómetros en tierra firme a lo largo de ensenadas y ríos no navegables debido a su poca profundidad. Esto representaba un riesgo para los cronómetros ya que el movimiento afectaba a su exactitud. Esta fue otra de las razones para que los buques de medición llevaran un gran número de cronómetros de reserva; la mayoría podían ser guardados permanentemente en un lugar seguro y bien acolchado en el barco principal.[9]

Fabricantes de cronómetrosEditar

En esta tabla se presentan algunos detalles de los fabricantes de cronómetros mencionados en la lista inferior. Salvo algunas excepciones, la sede de los fabricantes se encontraba en Londres.

Fabricantes de cronómetros
Fabricante Detalles
Arnold John Arnold (1736–1799) fue el creador del cronómetro más importante de su tiempo. Abrió su negocio en Strand en 1763, y más tarde se asoció con su hijo, John Roger Arnold (1769-1843), formando la empresa Arnold & Son.[10]
Arnold & Dent Esta fue la compañía sucesora de Arnold & Son y fue constituida por una asociación entre John Roger Arnold y Edward John Dent. La sociedad duró desde 1830 hasta 1840. Dent luego continuó en el negocio por derecho propio. Arnold & Son fue adquirida por Charles Frodsham después de la muerte de Arnold en 1843.[11][12]
Dent Edward John Dent (1790–1853). Al terminar la colaboración con Arnold, Dent formó un negocio que fue continuado por sus hijastros. Esta compañía se convirtió en última instancia en E. Dent & Co. y continuó sus actividades hasta 1976. Dent es mejor conocido como el diseñador del reloj Big Ben, que fue terminado por uno de sus hijastros.[13]
Earnshaw Thomas Earnshaw (1749–1829). Figura importante en la historia de los cronómetros, Earnshaw inventó el mecanismo de escape que más tarde se convirtió en el mecanismo habitual para todos los cronómetros. También hizo mejoras a la compensación de temperatura del volante regulador.[14]
Eiffe John Sweetman Eiffe (f. 1880). Hasta su muerte, Eiffe guardaba rencor contra el Almirantazgo por su incapacidad para darle una recompensa por su invención de una compensación de temperatura auxiliar, que fue descubierto de forma independiente y patentado por Molyneux, mientras que el Almirantazgo todavía estaba examinando la versión Eiffe.[15]
French Santiago James Moore French, o a veces simplemente James Moore French, estuvo activo desde 1808 hasta 1842. Era un fabricante de cronómetros de Londres operativo en Royal Exchange y más tarde en Cornhill.[16]​French ganó un premio menor de la Junta de Longitud por sus cronómetros y su número 720 se convirtió en el cronómetro de referencia a efectos de comparación para dieciséis cronómetros utilizados en la determinación de la longitud exacta de Madeira en 1822.[17]
Frodsham Charles Frodsham (1810–1871) era un relojero y fabricante de cronómetros con instalaciones inicialmente en Finsbury Pavement y luego New Bond Street. Compró el negocio de John Roges Arnold cuando este falleció en 1843. Su sede, bajo el nombre de Arnold & Frodsham, se ubicaba en The Strand. Se le concedió una Real Cédula en 1854 y cambió el nombre a Charles Frodsham & Co. en 1858. Aún existe Charles Frodsham & Co. Ltd. pero en otra dirección de Londres.[18]
Gardner Robert Gardner (f. 1875) era un proveedor de Glasgow que fundó el negocio de Gardner y McGregor en 1834. Puede que no haya fabricado los cronómetros que vendía. Su hijo del mismo nombre (n. 1851) fue un destacado coleccionista de relojería.[19]
McCabe McCabe era un relojero de Londres activo desde 1780 hasta 1811. Nació en Irlanda pero se mudó a Londres en 1775. La empresa que fundó continuó con el comercio hasta 1883.[20]
Molyneux Robert Molyneux (d.1876) era un relojero con locales en Southampton Row. Robert y su hijo Henry formaron la asociación R. y H. Molyneux en 1835. Les sucedieron en el negocio Birchall y Appleton en 1842, quienes a su vez fueron reemplazados por William E. Cribb.[21][22][23]
Morrice D. & W. Morrice, cronómetro y relojero de la calle Cornhill en Londres.[24]
Murray James Murray (1780–1847) era un fabricante escocés de relojes y cronómetros que tuvo un negocio en el Royal Exchange desde 1815 hasta 1847. Su cronómetro no. 819 ganó el primer premio en los ensayos de Greenwich en 1823 y más tarde acompañó a William Parry en su último intento de encontrar el Paso del Noroeste. James Weddell también los utilizó en su viaje al Océano Antártico, llegando en 1823 al punto más austral alcanzado por un buque o cronómetro hasta ese momento. Su hijo, James, continuó el negocio y estableció filiales en Melbourne y Calcuta.[25][26][27][28][29]
Parkinson & Frodsham William Parkinson y William James Frodsham (1778–1850) formaron una empresa en Londres en 1801. Frodsham venía de una larga línea familiar de fabricantes de relojes. Era nieto de William Frodsham, que fue alumno de Earnshaw, y su madre era la nieta del famoso John Harrison, inventor del primer cronómetro marino. También fue el padre de Charles Frodsham. La compañía continuó con el comercio hasta 1947.[30][31][32]
Pennington Robert Pennington (1780–1844) era un fabricante de cronómetros de Camberwell. Robert Pennington & Son fue una colaboración entre Pennington y su hijo John que existió entre 1832 y 1842. Pennington padre inventó una pantómetra mejorada.[33]

NomenclaturaEditar

En las siguientes listas, la letra de designación —columna «Des»— es una referencia asignada al cronómetro mientras estaba a bordo y se utiliza para identificar al instrumento en las tablas registradas de las lecturas del cronómetro durante la travesía. Fue una designación temporal que perdió su relevancia una vez terminada la misión de la nave. El número —en la columna «No»— es un número marcado permanentemente en él por el fabricante y, junto con el nombre del fabricante identifica de forma única al instrumento. Normalmente se abrevia el nombre del fabricante al referirse a los cronómetros; por ejemplo, el cronómetro 509 de Earnshaw se conoce simplemente como E509. El «tipo» de todos los cronómetros listados es de caja o bolsillo. Un cronómetro de caja está montado sobre cardanes unidos a su caja. Un cronómetro de bolsillo es similar a un reloj de bolsillo. «Cuerda» se refiere al número de días que funcionó un cronómetro antes de tener que darle cuerda. Sin embargo, a todos se les daba cuerda a la misma hora todos los días, a excepción de los cronómetros de ocho días a los que se les daba una vez por semana.[34]

Primer viajeEditar

En su primer viaje (1826-1830), el Beagle acompañó al Adventure, que dirigió la expedición a las órdenes de Phillip Parker King. El Beagle estaba inicialmente al mando de Pringle Stokes, pero este se suicidó en 1828. Tras ser comandado brevemente por el teniente Skyring, fue elegido Robert Fitz-Roy,[nota 1]​ quien más tarde sería el primer jefe de la Oficina Meteorológica británica.[37][38]

El Beagle llevó solo tres cronómetros en esta expedición; los restantes estaban a bordo del Adventure.[39]

Cronómetros del Beagle
Des Fabricante No Dueño Tipo Cuerda Comentarios Ref
Parkinson & Frodsham 228 Gobierno[40] Caja Evaluados por King como «excelentes», estos dos cronómetros fueron utilizados previamente en viajes polares antes de ser asignados al Beagle. [41]
Parkinson & Frodsham 254 Gobierno[40] Caja [41]
McCabe 228 Gobierno[40] Caja Evaluado por King como «excelente». [41]

Cronómetros del AdventureEditar

Como nave principal, el Adventure llevaba la mayoría de los cronómetros de la expedición. Se incluyen aquí para completar la lista.[39]

King fue comandante tanto del Adventure como de la expedición. Su misión era trazar la costa de América del Sur desde la orilla sur del Río de la Plata hasta Tierra del Fuego. King también recibió órdenes de utilizar cronómetros para determinar con precisión la longitud de varios puntos, la mayoría islas del Atlántico, en el viaje de ida a América del Sur como Madeira, Tenerife, las islas de Cabo Verde y Río de Janeiro, entre otras.[42]

Cronómetros del Adventure
Des Fabricante No Dueño Tipo Cuerda Comentarios Ref
A French 3296 Gobierno Caja Dos días Los cronómetros A a D fueron montados en una caja dividida en compartimentos con cada cronómetro suspendido de cardanes. El cronómetro Z también fue incluido en esta caja, pero montado en forma individual. [43]
B French 3295 Gobierno Caja Dos días [43]
C French 3271 Gobierno Caja Dos días [43]
D French 3227 Gobierno Caja Dos días [43]
E French 3290 Gobierno Caja Un día Los cronómetros E a H fueron montados en una caja dividida en compartimentos con cada cronómetro suspendido de cardanes. [41]
F French 3291 Gobierno Caja Un día [41]
G French 3292 Gobierno Caja Un día [41]
H French 3293 Gobierno Caja Un día [41]
Z French 3233 Gobierno Caja Ocho días [43]

Los cronómetros A a H eran nuevos y King estaba preocupado porque aún no habían sido calibrados adecuadamente a un ritmo constante. Era costumbre que los cronómetros de la Armada funcionaran durante seis meses aproximadamente en el Observatorio de Greenwich y se comprobara su calibración antes de colocarlos en un barco, porque ese era el tiempo que usualmente requerían los cronómetros nuevos para funcionar a un ritmo constante.[44][45]

El cronómetro Z y las dos cajas que contenían los cronómetros A a D y E a H respectivamente fueron fijados en un cofre y asegurados a la cubierta tan bajo como fue posible en el centro de movimiento de la nave, pues esto reducía al mínimo su movimiento. Fijarlos también aseguraba que se mantenía constante la influencia magnética de la nave sobre los cronómetros al igual que el efecto que esto tenía en la calibración del cronómetro. Dado que las calibraciones eran revisadas con regularidad y se permitían variaciones en los cálculos, el efecto magnético de la nave era tomado en cuenta automáticamente.[46][47]

Cronómetros del Adventure, adicional
Des Fabricante No Dueño Tipo Cuerda Comentarios Ref
Murray 553 Bolsillo [41]
Parkinson & Frodsham 1048 Parkinson & Frodsham Bolsillo [41]
French French Bolsillo [41]

El Murray 553 había sido evaluado por el Observatorio de Greenwich durante varios meses y había funcionado bien. Fue una adición bienvenida dada la preocupación de King por los nuevos cronómetros French. Los fabricantes le prestaron a King el Parkinson y Frodsham 1048 para que lo evaluara durante el viaje. Sin embargo, terminaron de fabricarlo dos días antes de que zarpara el Adventure, lo que no dejó tiempo para que pudieran revisar y configurar la calibración. El cronómetro de bolsillo French era otro préstamo, esta vez del fabricante de los cronómetros del gobierno. King lo utilizó como reloj oficial; transfería las lecturas hacia y desde el lugar de medición, lo que permitió que no se alteraran los cronómetros principales.[41]

Segundo viajeEditar

El segundo viaje del Beagle, al mando de Fitz-Roy, duró desde 1831 hasta 1836. La primera parte del viaje fue una réplica aproximada del trabajo de relevamiento de América del Sur que realizó King en el primer viaje, en parte para comprobar sus resultados y también para partir el viaje en pequeñas secciones. Esto permitía que los cronómetros pudieran ser calibrados a intervalos de cuatro días en cada parada y los cambios de temperatura entre los puntos de referencia no les afectaran con demasiada severidad. La segunda parte debía extender este trabajo a través de Tierra del Fuego en torno a la costa de Chile en el lado oeste del continente. También tenía la misión de establecer una cadena de puntos de referencia con longitudes conocidas que otros navegantes pudieran utilizar en el futuro para calibrar sus cronómetros con precisión.[48]​ Este fue también el viaje que llevó a Charles Darwin y cuyo diario de viaje sería publicado como El viaje del Beagle.[49]

Utilizando los cronómetros la tripulación del Beagle logró proporcionar una cadena de longitudes que completaba por primera vez la vuelta al mundo. La suma de las diferencias en el mediodía local de cada lugar debería haber dado veinticuatro horas porque el Beagle completó una circunnavegación del globo. La diferencia total fue de solo 33 segundos, que sin embargo Fitz-Roy consideró demasiado grande para explicarla por la inexactitud del cronómetro, y ninguno de sus resultados discrepó excesivamente con los relevamientos anteriores. Fitz-Roy sugirió que el haber navegado mayoritariamente en la misma dirección en relación con el campo magnético de la Tierra habría tenido algún efecto desconocido sobre los cronómetros.[50]​ No obstante, el error equivalente a 8,25 millas náuticas (15,3 km) en un viaje de cinco años por decenas de miles de kilómetros fue un logro notable.[51][52]

Cada uno de los cronómetros del Beagle estaba contenido en su propia caja, suspendido sobre cardanes, con una sección para cada cronómetro. Todo el conjunto se colocó en una pequeña cabina en el interior del barco, lo más bajo y cerca posible del centro de movimiento de la nave. La mayoría de los cronómetros se mantuvieron en esta cabina durante todo el viaje. No todos los cronómetros fueron proporcionados por el Gobierno; algunos eran propiedad personal de Fitz-Roy y sus oficiales. Otros fueron prestados por los fabricantes de los cronómetro, que estaban dispuestos a obtener prestigio por haber tenido instrumentos a bordo de grandes y bien publicitadas expediciones.[53][54]

Nadie tenía autorización para ingresar en la cabina de los cronómetros, excepto para hacer lecturas o mantenimiento. Fitz-Roy contrató a un fabricante de instrumentos, George James Stebbing, para cuidar los aparatos y asegurarse de que se les daba cuerda en forma regular y adecuada. Fitz-Roy le pagó a Stebbing porque el Almirantazgo se negó y el capitán consideraba que la función era esencial. El Almirantazgo admitió que Stebbing se alimentara de las tiendas de la nave -un favor que no se le extendió a Darwin, quien pagó £ 500 (£ 37 300 ajustado por la inflación) para su sustento.[55][56][57]

Cronómetros del segundo viaje del Beagle
Des Fabricante No Dueño Tipo Cuerda Comentarios Ref
A Molyneux 1415 Fitz-Roy Caja Ocho días Evaluado por Fitz-Roy como «bueno» [58]
B Gardner 24 Gobierno Caja Un día Evaluado por Fitz-Roy como «malo». No fue utilizado después de 1835.[nota 2] [58]
C Molyneux 1081 Molyneux Caja Un día Evaluado por Fitz-Roy como «bastante bueno» [58]
D Murray 542 Murray Caja Ocho días Evaluado por Fitz-Roy como «bastante bueno» [58]
E Eiffe E Gobierno Caja Un día Evaluado por Fitz-Roy como «bastante bueno» [58]
F Arnold & Dent 661 Arnold & Dent Caja Dos días Evaluado por Fitz-Roy como «bastante bueno» [58]
G Arnold & Dent 633 Fitz-Roy Caja Un día Evaluado por Fitz-Roy como «bastante bueno» [58]
H Arnold & Dent 261 Fitz-Roy Bolsillo Un día Evaluado por Fitz-Roy como «bastante bueno» [58]
K Parkinson & Frodsham 1042 Gobierno Bolsillo Un día Evaluado por Fitz-Roy como «bastante bueno» [58]
El cronómetro K fue utilizado como cronómetro oficial, llevado al lugar de la medición en su caja —a pesar de ser un cronómetro de «bolsillo»—. La mayoría de los días, mientras navegaban, el lugar de medición fue la cubierta del buque para determinar su ubicación en el mar. Se comparaba con los dos mejores cronómetros —los estándares—, inmediatamente antes y después de cada uso y siempre de acuerdo con el estándar.[nota 3][59]
L Arnold 634 Fitz-Roy Caja Dos días Evaluado por Fitz-Roy como «bastante bueno» [58]
M Frodsham 2 Gobierno Caja Un día Evaluado por Fitz-Roy como «bastante bueno». [58]
El cronómetro M fue más tarde parte de un conjunto usado para estudiar la frontera británico-estadounidense en América del Norte en 1846. Se informó que había resistido bien el frío. [60]
N Molyneux 1175 Fitz-Roy Caja Dos días Evaluado por Fitz-Roy como «bastante bueno» [58]
O Earnshaw 705 Gobierno Caja Un día Evaluado por Fitz-Roy como «bastante bueno» [58]
P Frodsham 1 Gobierno Caja Un día Evaluado por Fitz-Roy como «malo». No se utilizó luego de setiembre de 1835. [58]
R Murray 584 Murray Caja Un día Evaluado por Fitz-Roy como «muy bueno» [58]
S Arnold 465 Gobierno Caja Un día Evaluado por Fitz-Roy como «bastante bueno» [58]
T Molyneux 1326 Fitz-Roy Bolsillo Un día Evaluado por Fitz-Roy como «indiferente» [58]
V Pennington 426 Lord Ashburnham Bolsillo Un día Evaluado por Fitz-Roy como «bastante bueno» [58]

El cronómetro V se encuentra actualmente en exhibición en el Museo Nacional de Australia, Canberra, cedido por el Museo Británico. Es uno de los dos cronómetros que sobrevivieron de los veintidós que llevaba el Beagle.
[61]
W Molyneux 971 Gobierno Caja Dos días Evaluado por Fitz-Roy como «bueno» [58]
X Earnshaw 509 Gobierno Caja Un día Evaluado por Fitz-Roy como «bastante bueno» [58]
El cronómetro X es el segundo de los dos sobrevivientes del Beagle y está en exhibición en el Museo Británico. Apareció en la serie de la BBC Radio 4 La historia del mundo en 100 objetos, con el número 91.[62][63]
Y Morrice 6144 Gobierno Bolsillo Un día Evaluado por Fitz-Roy como «bastante bueno» [58]
Z French 4214 Gobierno Caja Ocho días Evaluado por Fitz-Roy como «bueno» [58]

DesgasteEditar

El Beagle zarpó con veintidós cronómetros, pero volvió a la base de Devonport solo con la mitad todavía en funcionamiento. Cuatro se quedaron en el Perú con el asistente de maestre del Beagle, Alexander Burns Usborne, que había sido puesto a cargo de un pequeño bote, el Constitución, para continuar con el estudio de la costa del Perú. El cronómetro R se había roto y otros se habían detenido. Los once en uso que regresaron fueron los siguientes: A, B, C, D, G, H, L, N, O, S y Z.[64]

Un cronómetro se dañó cuando el Beagle se acercaba al Cabo de Hornos el 13 de enero de 1833. El barco fue golpeado por tres enormes olas rodando en una rápida sucesión. La primera ola desaceleró la nave lo suficiente para que ya no pudiera avanzar y la segunda lo giró de costado a la tercera. Esta última ola hizo rodar el barco de tal forma que la borda del lado opuesto se hundió de 2 a 3 pies (0,6 a 0,9 m). Este fue un momento crítico para el Beagle, pues muchos barcos de su clase habían zozobrado en estas circunstancias.[65]

Tercer viajeEditar

El tercer viaje del Beagle, al mando de John Clements Wickham, comenzó en 1837 con la misión de trazar la costa oeste de Australia, entre el río Fitzroy y el río Swan, y el estrecho de Bass —el canal que separa el continente australiano de Tasmania—. En 1839 el Beagle viajó al norte para explorar el Mar de Arafura donde descubrieron y nombraron el Puerto Darwin.[66]​ En marzo de 1841 Wickham abandonó el comando por enfermedad y regresó a Inglaterra, por lo que le cedió el mando a John Lort Stokes.[67]

La reseña de Stokes de la travesía no menciona ni enumera los cronómetros, más allá de citar que llevaba un cronómetro de bolsillo French, que dio buenos resultados.[nota 4][69]​ Es posible que los cronómetros fueran tan comunes que su uso ya no era algo destacable. Sin embargo, es evidente que los cronómetros seguían siendo una parte clave de la misión, porque durante el viaje realizaron paradas frecuentes para comprobar los levantamientos. El 7 de diciembre de 1839 Stokes fue a tierra en Point Pearce, cerca de la desembocadura del río Victoria para hacer observaciones. Aunque sabía que los indígenas australianos podían ser peligrosos, dejó su arma para llevar un cronómetro de forma más segura. Mientras estaba separado del grupo, fue perseguido por un grupo de australianos, uno de los cuales le atravesó la cavidad torácica con una lanza. A pesar de sus heridas y el sangrado profuso, Stokes consideró que el cronómetro era lo suficientemente valioso como para salvarlo; se lo llevó a sus compañeros mientras se tambaleaba; apenas podía caminar y aún era perseguido por sus agresores.[69]

Cronómetros en el tercer viaje
Des Comentarios Fabricante No Dueño Tipo Cuerda Comentarios Ref
Arnold 818 Gobierno Caja Entregado al Beagle el 27 de mayo de 1837 y devuelto a Greenwich el 13 de octubre de 1843. [70]
Dent 114 Gobierno Caja Un día Entregado al Beagle el 27 de mayo de 1837 y devuelto a Greenwich el 13 de octubre de 1843. [70]
French 4214 Gobierno Caja Ocho días Entregado al Beagle el 27 de mayo de 1837 y devuelto a Greenwich el 13 de octubre de 1843. [70]
Este cronómetro también estuvo en el segundo viaje. Se perdió en el HMS Erebus cuando fue abandonado por el hielo en el Ártico durante la expedición perdida de Franklin para encontrar el Paso del Noroeste.[71] [70]
Arnold and Dent 633 Gobierno Caja Un día Entregado al Beagle el 27 de mayo de 1837 y devuelto a Greenwich el 13 de octubre de 1843. Este cronómetro también estuvo en el segundo viaje. Era propiedad personal de Fitzroy. Se lo compraron el 6 de mayo de 1837. [70]
Molyneux 1175 Gobierno Caja Dos días Entregado al Beagle el 27 de mayo de 1837 y devuelto a Greenwich el 13 de octubre de 1843. [70]
Este cronómetro también estuvo en el segundo viaje y era propiedad personal de Fitzroy. Se lo compraron el 6 de mayo de 1837. Se perdió en el acorazado HMS Irresistible, hundido en los Dardanelos el 18 de marzo de 1915 durante la Primera Guerra Mundial.[72] [70]
French 210/3036 Gobierno Bolsillo Entregado al Beagle el 27 de mayo de 1837 y devuelto a Greenwich el 13 de octubre de 1843. El cronómetro fue desechado durante la expedición siria de 1860. [70]
Arnold 138 Gobierno Bolsillo Entregado al Beagle el 22 de mayo de 1837 directamente desde Arnold & Son y devuelto a Devonport en 1842. [70]
Arnold 294 Gobierno Entregado al Beagle el 27 de mayo de 1837 y devuelto a Greenwich el 13 de octubre de 1843. Este cronómetro también se perdió con el Erebus en el Ártico junto con French 4214. [70]
Eiffe E Gobierno Caja Un día Entregado al Beagle el 27 de mayo de 1837 y devuelto a Greenwich el 13 de octubre de 1843. Este cronómetro también estuvo en el segundo viaje. [70]

NotasEditar

  1. El apellido puede aparecer como Fitz-Roy, Fitz Roy o FitzRoy según la fuente. En este anexo se utiliza Fitz-Roy dado que es la forma en que aparece en sus publicaciones.[35][36]
  2. Aunque Fitz-Roy afirma que no fue utilizado, el cronómetro B vuelve a aparecer en las tablas de mediciones después de que el Beagle había salido de Perú, presumiblemente debido a que Fitz-Roy ahora tenía un stock mucho más reducido de cronómetros.
  3. Fitz-Roy le da al cronómetro oficial el número 1041, pero no parece ser un instrumento diferente al 1042 en su lista de cronómetros. No figura un Parkinson y Frodsham 1041 en los libros de Greenwich.
  4. La tabla del tercer viaje se basa en los libros conservados en el Real Observatorio de Greenwich del movimiento de los cronómetros. Aunque esta era la fuente común de la Royal Navy en aquel momento,[68]​ en ausencia de detalles del capitán de la nave no es posible garantizar que no se suministrasen cronómetros desde otros almacenes o que entrasen como propiedad personal de los oficiales del barco. Tampoco se indicó si funcionaron bien en el campo o, incluso, si los utilizaron.

ReferenciasEditar

  1. Gould, p. 211
  2. Fitz-Roy, p. 1
  3. King, p. 1
  4. Nicholas y Nicholas, pp. 3–4, 191–192
  5. Fisher y Johnston, pp. 70–72
  6. Nicholas y Nicholas, pp. 4–6
  7. Fitz-Roy y King, pp. 319–320
  8. Nicholas y Nicholas, pp. 4–6
  9. Haycox et al., p. 106
  10. British Museum Collection Database. «John Arnold» (en inglés). Archivado desde el original el 20 de agosto de 2012. Consultado el 20 de agosto de 2012. 
  11. British Museum Collection Database. «John Roger Arnold» (en inglés). Archivado desde el original el 20 de agosto de 2012. Consultado el 20 de agosto de 2012. 
  12. British Museum Collection Database. «Arnold & Dent» (en inglés). Archivado desde el original el 20 de agosto de 2012. Consultado el 20 de agosto de 2012. 
  13. British Museum Collection Database. «Edward John Dent» (en inglés). Archivado desde el original el 20 de agosto de 2012. Consultado el 20 de agosto de 2012. 
  14. British Museum Collection Database. «Thomas Earnshaw» (en inglés). Archivado desde el original el 20 de agosto de 2012. Consultado el 20 de agosto de 2012. 
  15. Gould, pp. 181–182
  16. British Museum Collection Database. «Santiago James Moore French» (en inglés). Archivado desde el original el 20 de agosto de 2012. Consultado el 20 de agosto de 2012. 
  17. Varios autores (1826). Varios editores, ed. The Annual Register for 1825 (en inglés). Londres: Geography, astronomy &c: chronometers. p. 259. Consultado el 20 de agosto de 2012. OCLC 643567581
  18. British Museum Collection Database. «Charles Frodsham» (en inglés). Archivado desde el original el 20 de agosto de 2012. Consultado el 20 de agosto de 2012. 
  19. Chamberlain, p. 456
  20. British Museum Collection Database. «McCabe» (en inglés). Archivado desde el original el 20 de agosto de 2012. Consultado el 20 de agosto de 2012. 
  21. Britten pp. 634, 646, 670, 744.
  22. British Museum Collection Database. «R & H Molyneux» (en inglés). Archivado desde el original el 20 de agosto de 2012. Consultado el 20 de agosto de 2012. 
  23. British Museum Collection Database. «Chronometer watch by Cribb» (en inglés). Archivado desde el original el 20 de agosto de 2012. Consultado el 20 de agosto de 2012. 
  24. Robson, p. 724
  25. Britten, p. 747
    Leahy, p. 41
  26. Rubin, p. 32
  27. British Museum Collection Database. «James Murray» (en inglés). Archivado desde el original el 20 de agosto de 2012. Consultado el 20 de agosto de 2012. 
  28. British Museum Collection Database. «Multi-time watch / centre-seconds watch» (en inglés). Archivado desde el original el 20 de agosto de 2012. Consultado el 20 de agosto de 2012. 
  29. «The best chronometer». Glasgow Mechanic's Magazine (en inglés) (Glasgow) 2 (57): 445. enero de 1825. Consultado el 20 de agosto de 2012. 
  30. Britten, pp. 691, 753
  31. British Museum Collection Database. «Parkinson & Frodsham» (en inglés). Archivado desde el original el 20 de agosto de 2012. Consultado el 20 de agosto de 2012. 
  32. British Museum Collection Database. «Robert Pennington» (en inglés). Archivado desde el original el 20 de agosto de 2012. Consultado el 20 de agosto de 2012. 
  33. Britten, p. 755
  34. Fitz-Roy y King, p. 427
  35. King, p. 1
  36. Fitz-Roy y King, p. 1
  37. Anderson, p. 44
  38. King, pp. xiii–xiv, 152–153
  39. a b Fitz-Roy y King, pp. 318–319
  40. a b c King, p. xvi
  41. a b c d e f g h i j k Fitz-Roy y King, p. 319
  42. King, pp. xv–xvii
  43. a b c d e Fitz-Roy y King, p. 318
  44. Fitz-Roy y King, p. 319
  45. Gould, pp. 256–260
  46. Fitz-Roy y King, p. 318
  47. Gould, p. 205
  48. Fitz-Roy, pp. 22–32
  49. Pedro Cáceres. «El viaje del Beagle». El Mundo. Consultado el 10 de septiembre de 2012. 
  50. Fitz-Roy y King, p. 331
  51. «Voyages of Captains King and Fitz-Roy». The Museum of Foreign Literature, Science and Art (en inglés) (Filadelfia) 9: 40. 1839. Consultado el 20 de agosto de 2012. 
  52. «Experiments on longitude». Army and Navy Chronicle, and Scientific Repository (en inglés) (Washington: B. Homans.) 10 (16): 255-256. 1840. Consultado el 20 de agosto de 2012. 
  53. Fisher y Johnston, p. 71
  54. Fitz-Roy y King, pp. 325–326
  55. Fitz-Roy y King, pp. 326–327
  56. McDonald, p. 14
  57. Taylor, pp. 34–35
  58. a b c d e f g h i j k l m n ñ o p q r s t u Fitz-Roy y King, p. 325
  59. Fitz-Roy y King, p. 329
  60. Pipon, p. 153
  61. National Museum Australia. «Pocket chronometer used on board HMS Beagle» (en inglés). Archivado desde el original el 20 de agosto de 2012. Consultado el 20 de agosto de 2012. 
  62. The British Museum. «Ship's chronometer from HMS Beagle» (en inglés). Archivado desde el original el 20 de agosto de 2012. Consultado el 20 de agosto de 2012. 
  63. BBC. «Ship's chronometer from HMS Beagle». A History of the World (en inglés). Archivado desde el original el 20 de agosto de 2012. Consultado el 20 de agosto de 2012. 
  64. Fitz-Roy y King, p. 344
  65. Fitz-Roy, pp. 125–126
  66. Williams y Dent, pp. 40–41
  67. Stokes, cap. 1.1, 2.7
  68. Gould, p. 253
  69. a b Stokes, cap. 2.3
  70. a b c d e f g h i j k Ledger of Receipts and Issues of Chronometers, Greenwich Observatory.
  71. Delgado, p. 154
  72. Thompson, capítulo 6

BibliografíaEditar

Enlaces externosEditar