Abrir menú principal

Batalla de Peralejo

La Batalla de Peralejo fue un enfrentamiento militar entre rebeldes independentistas cubanos, al mando del mayor general Antonio Maceo contra las fuerzas del Ejército colonial español, al mando del capitán general Arsenio Martínez Campos, bajo el contexto de la Campaña Oriental de Maceo durante la Guerra de la Independencia de Cuba.

Batalla de Peralejo
Guerra de Independencia de Cuba
Fecha 13 de julio de 1895
Lugar Peralejo, jurisdicción de Bayamo, provincia de Oriente de Cuba
Coordenadas 20°16′11″N 76°45′45″O / 20.269796, -76.762365Coordenadas: 20°16′11″N 76°45′45″O / 20.269796, -76.762365
Resultado Victoria cubana
Beligerantes
Bandera de Cuba Rebeldes cubanos Bandera de España España
Comandantes
Bandera de Cuba Mayor General Antonio Maceo
Bandera de Cuba Brigadier
Alfonso Goulet
Bandera de Cuba Brigadier Jesús Rabí
Flag of Spain (1785–1873, 1875–1931).svg Capitán General Arsenio Martínez Campos
Flag of Spain (1785–1873, 1875–1931).svg Brigadier
Fidel A. Santocildes
Fuerzas en combate
¿? Estado Mayor
600 hombres de Infantería del 1er y 2do Cuerpo
200 hombres de Caballería del 2do Cuerpo
250 hombres del refuerzo del 2do cuerpo
Total aprox.: más de 1050 hombres
Aprox. 1460 hombres de Infantería
Aprox. 80 hombres de guerrillas
Total aprox.: 1540 hombres
Bajas
118 entre muertos y heridos 1150 muertos
98 heridos

Movimientos previos de las fuerzas cubanasEditar

Durante la Campaña Oriental del mayor general Antonio Maceo se encaminó a la jurisdicción de Bayamo con fuerzas de Cambute y Santiago de Cuba. Su propósito fue entablar combate con las columnas españolas que operaban allí, con la misión de abastecer los destacamentos de la línea central, especialmente Bayamo, cabecera del distrito.

El día 5 de julio de 1895 se le une el brigadier Jesús Rabí con fuerzas de Jiguaní, en el Cacao, y el día 7 de julio acampa en el río Buey, en la zona de Venezuela, al suroeste de Bayamo.

El capitán general Arsenio Martínez Campos y el brigadier Fidel A. Santocildes coordinaron la organización, traslado y dirección de los convoyes, estos saldrían de Manzanillo y Cauto Embarcadero hacia Bayamo. El general Maceo recibió información detallada acerca de la composición de los dos convoyes y de la importante carga que llevaban.

Movimientos previos de las fuerzas españolasEditar

El 11 de julio el brigadier español Santocildes, con una corta columna de 400 hombres compuesta por dos compañías del 1er y 2do batallón del regimiento de Isabel La Católica, y 40 guerrilleros del capitán Travesí, sale de Manzanillo hacia Veguitas.

El 12 de julio el capitán general Martínez Campos,[1]​ con una pequeña columna de cerca 450 hombres compuesta por fuerzas españolas del teniente coronel Baquero y la guerrilla del teniente coronel Lolo Benítez, sale de Manzanillo hacia Veguitas uniéndose al Brigadier Santocildes. Luego se les unen 250 soldados del 6to batallón peninsular al mando del teniente coronel San Martín y 400 soldados del 2do batallón del regimiento de Isabel La Católica al mando del teniente coronel Federico Escario. Las fuerzas españolas acantonadas en Veguitas suman 1500 efectivos. La presencia de las fuerzas españolas es informada al mayor general Maceo por el confidente Rafael Silveira.

Preparación de la emboscadaEditar

 
Batalla de Peralejo, fase 1

El 12 de julio el mayor general Maceo con sus fuerzas en Vega de Yao comenzó a elaborar el plan táctico, el ataque sería al convoy procedente de Manzanillo. El mismo día llega el mayor general Bartolomé Masó, jefe del 2do cuerpo de ejército libertador, con escolta, su estado mayor y con las fuerzas de los coroneles Esteban Tamayo, Joaquín Estrada y Juan Masó Parra, al campamento de Maceo, potrero de Valenzuela, donde se entrevistan.

Al retirarse, Masó le deja a Maceo algunos escuadrones de caballería con los coroneles Esteban Tamayo, Joaquín Estrada y Juan Masó Parra. A las 12 de la noche, por orden del General Antonio Maceo, las fuerzas del ejército libertador se mueven hacia Solís, donde reciben órdenes en cuanto su ubicación. El 13 de julio de madrugada, Maceo levanta el campamento de Vega de Yao, y se sitúa en El Santísimo, (lugar que domina las dos rutas de Barrancas a Bayamo, con la caballería. Las infanterías del brigadier Jesús Rabí y del coronel Quintin Banderas, se sitúan en el camino de Solís, ruta inferior. La retaguardia se sitúa en La Caoba (brigadier Goulet) y en Yao del Gallego (mayor general Bartolomé Maso).

Se esperaba la llegada de más refuerzos cubanos procedentes de Manzanillo.

BatallaEditar

Los españoles evaden la emboscadaEditar

 
Batalla de Peralejo, fase 2

Martínez Campos con 400 infantes y 40 jinetes se dirige a Barrancas y Santocildes con 1100 infantes y guerrilla lo hace a Bueycito o Valenzuela, ambos se reúnen y cruzan el paso del río Buey y luego de dividen uniéndose ambos en Barrancas. Campos es informado por confidentes de la presencia de los mambises en El Tanteo y demás posiciones, frustrándo la sorpresa.

Ataque de los españoles a la retaguardia cubanaEditar

Ambos generales españoles con columna de 1,540 hombres, parten de Barrancas por el camino de Solís (ruta inferior), separándose en Magueyes, Campos (al que se le une la Guerrilla del capitán Travesí) por el camino de Peralejo y Santocildes penetra en el monte en dirección paralela de Martínez Campos, burlaba las emboscadas de la infantería de Rabí y atacaba la impedimenta de Alfonso Goulet.

Las fuerzas mambisas llevaban de cinco a seis horas en espera, y a las diez u once de la mañana comienza la batalla en La Caoba, entre las fuerzas de Santocildes y Goulet, quien cae muerto.

Contraataque de las fuerzas de MaceoEditar

 
Batalla de Peralejo, fase 3

El mayor general Maceo se adelanta con su estado mayor para examinar el orden y la posición del enemigo. Maceo ordena a la infantería que flanquearan por la derecha y se interpusieran entre los españoles y La Caoba, mientras él con la caballería los detenía, cayendo el comandante Moncada.

La columna de Campos se incorpora al combate, al tiempo que Maceo ordena a un escuadrón atacarlo mientras era hostigado por la infantería mambisa, para evitar la unión de ambas columnas españolas. La columna de Santocildes se aleja de La Caoba para reunirse con la de Campos, y juntos se dirigen a la sabana de Peralejos. La infantería cubana se situó en el flanco derecho del enemigo, en los montes cercanos del camino, mientras que la caballería cubana lo hacía por la izquierda en la sabana de Peralejo (escolta del cuartel general de Maceo, escuadrón del regimiento Luz de Yara, escuadrón del regimiento de Céspedes) y en la derecha del camino sobre Bacajama, cerca de Mabay (escuadrón del regimiento de Céspedes).

Llegan refuerzos cubanosEditar

 
Batalla de Peralejo, fase 4

Llegan los refuerzos de Manzanillo, que cruzan el río Babatuaba, a Maceo: 3 escuadrones del regimiento de Guá al mando del coronel Salvador Hernández Ríos y el teniente coronel Alonso Rivero, procedentes de Campechuela, sumando 250 hombres, acatando las órdenes de Maceo de concentración de fuerzas. El refuerzo es atacado por los mambises accidentalmente.

Retirada de las fuerzas españolasEditar

Maceo envía dos escuadrones del teniente coronel Rivero a unirse a la caballería, y el escuadrón del coronel Ríos a unirse al Cuartel General. Bajo el fuego y el acero cubano, las fuerzas españolas logran llegar al río Mabay, mientras los cubanos ocupan el paso del río Mabay, entre ellos Maceo con su estado mayor y el escuadrón del regimiento de Guá.

 
Batalla de Peralejo, fase 5

Los españoles huyen, mientras la infantería cubana se queda sin municiones, Maceo ordena al escuadrón del regimiento de Céspedes cerca de Mabay a sumarse a la caballería y que ataque al enemigo. El enemigo fue duramente hostilizado hasta El Dátil, y débilmente perseguido hasta Bayamo. Campos con la columna logró escapar hacia Bayamo.

Caen en la refriega por el ejército español alrededor de 28 muertos, entre ellos, el general brigadier español Santocildes, y aproximadamente 98 heridos, y por el ejército libertador 118 bajas entre muertos (cayeron el general brigadier. A. Goulet, el coronel Carlos Suárez y el teniente coronel Manuel la O Jay, comandante Moncada) y heridos.

Maceo establece su Cuartel General en Santa Gertrudis (cerca de Bayamo), sitiando Bayamo. Más adelante, Maceo continúa la Campaña Oriental hacia Santiago de Cuba.

ReferenciasEditar

  1. Blanco y negro: revista ilustrada (nos. 192-243). 1895. p. 676. Consultado el 24 de agosto de 2019. 

BibliografíaEditar

  • Colectivo de Autores: Diccionario Enciclopédico de Historia Militar de Cuba. Tomos I y II. La Habana. 2004.
  • Maso Parra, Juan: Primera parte de un libro para la historia. Imprenta de A. Bethencourt. Cuba, año 1904.
  • Piedra Martel, Manuel: Mis primeros 30 años. Editorial Letras Cubana. La Habana. Año 1979.