Abrir menú principal
Una bomba de agua eólica reemplazada por un sistema de bombeo solar en el Parque Nacional de Augrabies.[Nota 1]
Esta bomba de agua solar de hasta 5 CV es útil para servir al ganado.

Un sistema de bombeo solar consiste en una bomba hidráulica alimentada de manera directa por paneles solares fotovoltaicos, en lugar de ser abastecida mediante electricidad convencional o diésel.[1]

Los sistemas de bombeo fotovoltaico —al igual que los alimentados mediante energía eólica— son muy útiles allí donde no es posible acceder a la red general de electricidad o bien supone un precio prohibitivo.[2]​ Su coste es generalmente más económico debido a sus menores costes de operación y mantenimiento, y presentan un menor impacto ambiental que los sistemas de bombeo alimentados mediante motores de combustión interna, que tienen además una menor fiabilidad.[3][4]

Las bombas utilizadas pueden ser tanto de corriente alterna (AC) como corriente continua (DC). Normalmente se emplean motores de corriente continua para pequeñas y medianas aplicaciones de hasta 3 kW de potencia, mientras que para aplicaciones más grandes se utilizan motores de corriente alterna acoplados a un inversor que transforma para su uso la corriente continua procedente de los paneles fotovoltaicos. Esto permite dimensionar sistemas desde 0,15 kW hasta más de 55 kW de potencia, que pueden ser empleados para abastecer complejos sistemas de irrigación o almacenamiento de agua.[5][6]​ En algunos casos se instala un sistema de alimentación híbrido, que puede recibir energía tanto de paneles fotovoltáicos como de un aerogenerador, mejorando sustancialmente el bombeo.

Los sistemas de bombeo se dimensionan de acuerdo a las condiciones de irradiación solar del lugar, la altura dinámica total de bombeo y la necesidad de agua por día. No se aconseja la utilización de baterías, ya que estas necesitan mantenimiento y pueden ser un punto de falla. Lo recomendable es instalar un depósito de agua que actúa como reserva para los días donde la irradiación solar es baja. Para ello es común la instalación de tanques australianos, bateas o depósitos excavados.

Actualmente las empresas líderes en bombeo solar son Grundfos y Lorentz, esta última desarrolló un novedoso sistema de motores de corriente continua sin escobillas que le da mayor vida útil y necesita menos paneles solares. También existen numerosas marcas asiáticas que fabrican bombas solares a un menor costo.

Véase tambiénEditar

NotasEditar

  1. Nótese que el eje de la bomba ha sido sustituido y no está conectado al pozo; en su lugar, contiene ahora una bomba eléctrica alimentada por los paneles solares.

ReferenciasEditar

  1. McDermott, James E. Horne; Maura (2001). The next green revolution : essential steps to a healthy, sustainable agriculture. New York [u.a.]: Food Products Press. p. 226. ISBN 1560228865. 
  2. El Tipógrafo, ed. (14 de marzo de 2014). «Energía solar ayuda a regantes a reducir cuentas de luz». Consultado el 15 de marzo de 2014. 
  3. Energías Renovables, ed. (26 de abril de 2013). «Paraguay: Instalan un sistema de bombeo de agua fotovoltaico». Consultado el 15 de marzo de 2014. 
  4. Red Agrícola (ed.). «Bombeo fotovoltaico campesino:Energía alternativa no convencional para riego». Archivado desde el original el 15 de marzo de 2014. Consultado el 15 de marzo de 2014. 
  5. Simalenga, Mark Hankins (1995). Solar electric systems for Africa: a guide for planning and installing solar electric systems in rural Africa (Rev. ed. edición). Londres: Commonwealth Science Council. p. 117. ISBN 0850924537. 
  6. Energías Renovables, ed. (13 de marzo de 2014). «Atacama: Fotovoltaica para un sistema de bombeo de agua». Consultado el 15 de marzo de 2014.