Abrir menú principal

Canto general

poemario de Pablo Neruda

Canto general es el décimo poemario de Pablo Neruda, premio Nobel de literatura chileno, publicado por primera vez en México, en los Talleres Gráficos de la Nación, en 1950, y que empezó a componer en 1938. Con pocas semanas de diferencia, se imprimió y circuló en Chile una versión clandestina, con pie de imprenta ficticio (Imprenta Juárez, Reforma 75, Ciudad de México), a cargo de Américo Zorrilla y del ilustrador José Venturelli. La edición original que salió en México incluyó ilustraciones de los muralistas mexicanos Diego Rivera y David Alfaro Siqueiros.

Canto general Ver y modificar los datos en Wikidata
de Pablo Neruda Ver y modificar los datos en Wikidata
Canto General - Neruda.jpg
Portada de Canto general
Género Poesía Ver y modificar los datos en Wikidata
Idioma Español Ver y modificar los datos en Wikidata
Editorial Talleres Gráficos de la Nación
País Chile Ver y modificar los datos en Wikidata
Fecha de publicación 1950 Ver y modificar los datos en Wikidata
Serie
Canto general Ver y modificar los datos en Wikidata

Neruda explicó en sus memorias que consideraba Canto general como su libro más importante. Lo concibió como un «proyecto poético monumental» que aborda la historia de Latinoamérica siguiendo los antiguos cantos épicos.[1]​ Consta de quince secciones, 231 poemas y más de quince mil versos.

Índice

SeccionesEditar

Las quince secciones o "cantos" que conforman la construcción de esta obra, siguiendo esencialmente al crítico Mario Ferrero, corresponden a:[2]

  • "La lámpara en la Tierra": conjunto que contiene una visión panorámica naturalista del contorno social de las comunidades precolombinas;
  • "Alturas de Machu Picchu": dedicada a las ruinas incaicas y al drama humano de los siervos que construyeron aquella fortaleza. Algunos críticos consideran este canto como la más importante contribución de Pablo Neruda a la poesía; el conjunto chileno Los Jaivas lo adaptó para su obra del mismo nombre.
  • "Los Conquistadores": refleja las alternativas históricas y las contradicciones propias de las guerras expansionistas de España en América, si bien condena el pillaje y el robo valora también la gesta de los españoles;
  • "Los Libertadores": epopeya de los defensores de la tierra americana desde Cuauhtémoc y la defensa indígena y popular de los nativos pasando por los próceres independentistas hasta los nuevos líderes obreros ej. Luis Emilio Recabarren y los traidores del nuevo imperialismo;
  • "La arena traicionada": retrata el submundo de los traidores, dictadores y lacayos, se inicia con el significativo "Los Muertos de la Plaza (28 de enero de 1946. Santiago de Chile)";
  • "América, no invoco tu nombre en vano": especie de poema ritual a las reservas nativas y libertarias del continente;
  • "Canto general de Chile": contiene la descripción lírica de la flora, fauna, pajarearía y naturaleza americanas, a la vez que exalta las formas primitivas del trabajo y la vida en la comunidad indígena;
  • "La Tierra se llama Juan": voz anónima de la insurgencia popular ante los abusos de los invasores, una serie de poemas a obreros reales de distintas latitudes reflejando los abusos y el sufrimiento;
  • "Que despierte el leñador": llamado de alerta a la conciencia social de los Estados Unidos, destinado a Walt Whitman; quizás un preámbulo de las futuras luchas por los Derechos Civiles en EEUU.
  • "El fugitivo": biografía de la persecución de Neruda en la clandestinidad y canto de exaltación a la solidaridad del pueblo chileno;
  • "Las flores de Punitaqui": reconstrucción de las vivencias personales del poeta en el norte de Chile y su toma de contacto con las organizaciones obreras;
  • "Los ríos del canto": homenaje a los luchadores caídos y a los amigos que acompañaron su aventura social en aquellos días;
  • "Coral de Año Nuevo para la patria en tinieblas": saludo del fugitivo a quienes lo continúan en la lucha interna contra el gobierno de González Videla;
  • "El gran océano": canto a las cosmogonías y al extenso litoral de América Latina; y
  • "Yo soy": vigorosa reafirmación de su personalidad como símbolo heroico de la resistencia popular del continente.

EstiloEditar

Esta obra se circunscribe dentro del realismo socialista soviético impulsado por Andréi Zhdánov, estilo que Neruda llevará a su culminación más tarde, en Las uvas y el viento (1954).[3]

Algunos críticos la han calificado como poesía épica, ya que su canto está dirigido a la naturaleza e historia entera del continente americano.[4][5][6][7][8]​ También de ha dicho que en ella el poeta refleja su compromiso político y con el partido comunista, además de mostrar su faceta más social, cercana a la naturaleza y tomando la empatía como elementos para transmitir la poesía como motor de cambio social.[9]​ Su transcendencia acaba convirtiéndola en poesía popular.[8]

CríticaEditar

Para el crítico Mario Ferrero, esta es una obra «densa y monumental, la de mayor amplitud temática y síntesis americanista que se haya realizado en el continente».[2]

El antipoeta Nicanor Parra, por su parte, en una crítica realizada en 1962, opinó que esta era una obra dispareja, que como la Cordillera de los Andes, tenía «sus altos y bajos».[3]

InterpretacionesEditar

El Canto general ha sido interpretado por muchos músicos, siendo la representación del grupo de rock progresivo chileno Los Jaivas en su álbum Alturas de Machu Picchu (1981) la más conocida a nivel latinoamericano. Este álbum incluyó además una puesta en escena en las ruinas de Machu Picchu. La canción «Sube a nacer conmigo hermano», por ejemplo, corresponde al Canto XII prácticamente completo.

Otra de las interpretaciones más conocidas pertenece a Mikis Theodorakis, músico y político griego, con voces de Maria Farantouri y Petros Pandis, que cantaron en español en la grabación original. Dicha interpretación se materializó en el álbum Canto general de 1980.[10]

En 1983, cinco poemas del Canto general conforman la obra Amor América del compositor venezolano Oswaldo González. «Amor América», «Vienen por las Islas», «Elegía», «Los enemigos» y «Siempre», son los poemas del Canto general puestos en música.

Diversos compositores latinoamericanos de música clásica han compuesto obras utilizando textos del Canto general, entre ellos Gustavo Becerra-Schmidt, Fernando García, Celso Garrido Lecca y Leon Schidlowsky.

ReferenciasEditar

  1. «La primera edición de Canto general de Pablo Neruda, patrimonio documental de la humanidad — AMABPAC». www.amabpac.org.mx. Consultado el 31 de agosto de 2018. 
  2. a b Ferrero, Mario: Neruda: Voz y Universo (1988)
  3. a b Parra, Nicanor (2006). «Prólogo. Genealogía y actualidad de la antipoesía: un balance provisorio, por Federico Schopf». En Binns, Niall; Echevarría, Ignacio. Obras completas & algo + (1935-1972). Barcelona: Galaxia Gutenberg/Círculo de Lectores. pp. LXXVII-CXXXI. ISBN 978-956-9105-01-2. OCLC 907005296. 
  4. País, Ediciones El (14 de diciembre de 1995). «Tribuna | El poeta y su cartero». El País. ISSN 1134-6582. Consultado el 31 de agosto de 2018. 
  5. País, Ediciones El (13 de septiembre de 2003). «Reportaje | Completamente nuestro». El País. ISSN 1134-6582. Consultado el 31 de agosto de 2018. 
  6. «Los libros elementales de Pablo Neruda». El Universal. 12 de julio de 2018. Consultado el 31 de agosto de 2018. 
  7. Nuevatribuna. «Neruda y los poetas españoles». Nuevatribuna. Consultado el 31 de agosto de 2018. 
  8. a b revistaarcadia.com. «La poesía política de Neruda». La poesía política de Neruda. Consultado el 31 de agosto de 2018. 
  9. «Pablo Neruda: con los pies en la tierra y en el cielo». abc. Consultado el 31 de agosto de 2018. 
  10. Perrerac.org. «Mikis Theodorakis & Pablo Neruda - 1980 - Canto General». Archivado desde el original el 20 de enero de 2012. Consultado el 23 de agosto de 2011. 

BibliografíaEditar

  • Maldonado Araque, Francisco Javier (febrero de 2008). «Panero y Neruda: "Canto personal? vs. Canto General" (una lucha poética y política en tiempos de posguerra)». Cuadernos Hispanoamericanos (692). pp. 93-115. 

Enlaces externosEditar