Abrir menú principal

Causa de los cuadernos

Como la causa de los cuadernos se conoce a la causa judicial caratulada "Fernández, Cristina Elisabet y otros s/ asociación ilícita", una derivación de una causa por irregularidades en la compras de Gas Natural Licuado , a cargo del juez Claudio Bonadío. La causa fue iniciada en el fuero penal federal en los primeros meses de 2018 a partir de las fotocopias de unas supuestas anotaciones vinculadas a presuntos sobornos que se supone realizara Oscar Centeno, el exchofer de un funcionario público, en ocho cuadernos que fueron fotocopiados por periodistas del diario La Nación y devueltos al ex chofer. Esas fotocopias fueron entregadas al Juzgado.

Fernández, Cristina Elisabet y otros s/ asociación ilícita
Jueces Claudio Bonadío, Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional Federal
Palabras clave
asociación ilícita

La causa tomó estado público el 1° de agosto, meses después de comenzada, con una serie de allanamientos, detenciones y citaciones a declaración indagatoria dispuestos respecto de exfuncionarios públicos y empresarios contratistas del Estado. En los días siguientes el juez fue tomando declaración a los imputados así como a otras personas que comparecieron espontáneamente y ordenando otras medidas de prueba que incluyeron allanamientos de domicilio; algunos de los imputados obtuvieron, a su pedido, que se les concediera el estatus de imputado arrepentido.

A mediados de agosto, sin haber procesados aún en la causa, el juez dictó una resolución en la que dijo que se obtuvieron indicios que “prima facie” permiten sostener "la existencia de una organización delictiva conformada por funcionarios públicos" y asegura que fueron "comandados por quienes fueran titulares del Poder Ejecutivo Nacional (Néstor Carlos Kirchner y Cristina Elisabet Fernández) y del Ministerio de Planificación Federal, Inversión Pública y Servicios (Julio Miguel De Vido)".[1][2]

El 17 de septiembre de 2018 el juez Bonadío dictó el auto de mérito resolviendo diversos procesamientos, embargos y declaraciones de falta de mérito respecto de las personas que habían sido citadas a prestar declaraciones indagatorias. La resolución fue apelada y el 20 de diciembre del mismo año la Cámara Federal de Apelaciones en lo Criminal (Sala I) resolvió los recursos confirmando algunos aspectos de lo decidido y modificando otros.

Índice

El primer conocimiento público sobre la causaEditar

El 1 de agosto de 2018 a través de sus portales en Internet, el diario La Nación dio las primeras informaciones públicas sobre esta causa judicial que tramitaba desde meses atrás. Daba a conocer que entre la noche del día anterior y la madrugada de ese día se habían realizado allanamientos y detenciones por orden del juez federal Claudio Bonadio en una causa promovida por el fiscal Carlos Stornelli. Las publicaciones decían que la causa estaba fundada en las anotaciones que realizara Oscar Centeno, exchofer del funcionario Roberto Baratta, exsecretario de Coordinación y Gestión, respecto de las que había declarado su expareja, en ocho cuadernos —sobre los cuales días después se aclaró que en realidad eran fotocopias de ellos— vinculadas a supuestos sobornos; agregaban que los detenidos eran funcionarios del gobierno de Cristina Fernández de Kirchner y empresarios que tanto durante su presidencia como en la de Mauricio Macri habían estado relacionados con el Estado como contratistas, y que el fiscal los había imputado como integrantes de una asociación ilícita. Los medios de prensa mencionaban bolsos de dinero que figurarían en tales anotaciones y la probabilidad de que Centeno se acogiera a la figura de imputado arrepentido, que atenuara una eventual pena a cambio de su colaboración con aporte e información útil.[3]​ El diario La Nación afirmaba que los cuadernos habían llegado a su poder en enero de 2018 y que después de una investigación conducida por el periodista Diego Cabot fueron entregados al Poder Judicial.[4][5][6][7]

Los detenidos y primeros citadosEditar

Como consecuencia de la orden inicial quedaron detenidos los funcionarios o empleados públicos: Roberto Baratta, Oscar Centeno, Walter Fagyas, Hugo Martín Larraburo, Enrique Llorens y Néstor Lazarte y los empresarios Javier Sánchez Caballero, Gerardo Ferreyra, Claudio Javier Glazman, Jorge Guillermo Neira, Armando Roberto Loson y Carlos Mundín. Quedaron pendientes con pedido de captura, entre otros, los empresarios Carlos Wagner, Francisco Valenti y Juan Goicochea, y los exfuncionarios Hernán Gómez, Oscar Thomas y Fabían García Ramón.

Se dio a conocer que el juez había citado a prestar declaración indagatoria –sin orden de detención- al exjuez Norberto Oyarbide y a los exfuncionarios Cristina Fernández de Kirchner, Oscar Parrilli y Juan Manuel Abal Medina.[3]

Las defensasEditar

Al ser citada a prestar declaración indagatoria, Cristina Fernández presentó al juez un escrito en el cual negó en forma rotunda tener relación con los supuestos sobornos y afirmó sobre la causa penal:[8]

“En un novedoso y aceitado engranaje mediático-judicial se recurre ahora a la estigmatización, al juzgamiento de los medios y a la confirmación en sede judicial con un resultado: la eliminación política”.

El exministro de Planificación Federal Julio De Vido negó mediante un escrito presentado el 10 de agosto que integrara una "asociación ilícita" y pidió su sobreseimiento.[9]

Varias de las defensas afirmaron que tras ser entregadas en el juzgado de Bonadío las copias de los cuadernos debió haberse sorteado qué juzgado intervendría. Argumentan que la investigación se realiza en el marco de una causa sobre compras de Gas Natural Licuado y que los hechos a que se referirían los cuadernos es distinto de la de aquella al punto que «de los 14 proveedores involucrados en la causa de Gas Natural Licuado (que tramitaba en el juzgado de Bonadio), ninguno aparece mencionado en los cuadernos».[10]​ Fuentes cercanas a la investigación alegaron que habría una identidad objetiva y subjetiva entre ambas causas.[10]

Informe judicial sobre la causaEditar

En un informe publicado por la agencia del Poder Judicial y recogido por la prensa, el Juzgado a cargo de la causa dijo que al 24 de agosto de 2018 se habían realizado 70 allanamientos en diversos lugares del país en oficinas de empresas nacionales e internacionales y en domicilios de exfuncionarios públicos, se habían secuestrado no menos de seis millones trescientos cincuenta mil de pesos, un millón doscientos cuarenta y cinco mil dólares estadounidenses, doscientos treinta y cinco mil euros además de otros importes en monedas de países vecinos. También se secuestraron más de doscientos cincuenta obras pictóricas con un valor aproximado de cuarenta y un millones quinientos mil pesos, nueve armas de fuego, una gran cantidad de rodados y otros efectos. El informe da cuenta de la recepción de 52 declaraciones indagatorias así como que hay 15 personas detenidas y 2 con orden de captura. Entre las personas imputadas, hay 17 que se acogieron al régimen de arrepentidos y fueron aceptados con acuerdo homologado, 15 de ellos.[11][2][12]

La figura del imputado arrepentidoEditar

En esta causa varias personas fueron aceptadas a su pedido como imputados arrepentidos, con el beneficio de obtener una reducción de la pena que les corresponda, a cambio de brindar información o datos precisos, comprobables y verosímiles que contribuyan a evitar o impedir el comienzo, la permanencia o consumación del delito; a esclarecer el hecho y a revelar la identidad o paradero de autores, instigadores o partícipes, a condición de que sean suficientes para que permitan un avance significativo de la investigación, y que permita recuperar los bienes o ganancias del delito, o conocer cómo se financian las organizaciones criminales. [13][14]​Según esta norma, el Tribunal no podrá fundamentar una condena únicamente en las manifestaciones efectuadas por el imputado arrepentido, sino que al hacerla valer el juez deberá indicar de manera precisa y fundada su correlación con las restantes pruebas en que se sustenta la condena. La materialidad de un hecho delictivo no podrá probarse únicamente sobre la base de esas manifestaciones.[13][14]

Al analizar el régimen de la colaboración premiada vigente en Brasil que, en lo fundamental, es similar a la del imputado arrepentido de Argentina, se han formulado opiniones en favor y en contra.

Los críticos argumentan que, al efectuar una prisión preventiva y condicionar la libertad del preso a su delación, la institución de la colaboración premiada se asemeja a la tortura.[15][16][17]

Por otra parte, se afirma que la delación es un instrumento "estrictamente regulado por la ley", fundamental para "vencer pactos de silencio establecidos entre criminales" que permite a la justicia llegar a las filas superiores de las organizaciones criminales. [18]

Se enfatiza además que facilita la recuperación de fondos malhabidos y se señala que en dos años, la Operación Autolavado recuperó en Brasil más de 4.000 millones de reales desviados por la corrupción[19][20]

Personas involucradasEditar

Empresarios involucradosEditar

Empresarios aceptados como imputados colaboradores.

Algunos de los empresarios procesados son:

  • Ángelo Calcaterra, primo del presidente Mauricio Macri que fue dueño de la constructora Iecsa, se presentó espontáneamente, quedó imputado, declaró que hizo pagos destinados a campañas electorales del kirchnerismo, fue aceptado como imputado colaborador y se le eximió de prisión. [21]
  • Juan Carlos De Goycoechea, que fue la autoridad ejecutiva máxima de la constructora Isolux, no lo habían encontrado para detenerlo pero luego se presentó y fue detenido, pero recobró la libertad cuando fue el primer empresario que admitió pagos para campañas electorales del kirchnerismo. [22]
  • Claudio Javier Glazman, que fue director de Sociedad Latinoamericana de Inversiones, llegó detenido a declarar, confesó pagos para las campañas electorales y quedó en libertad. [22]
  • Armando Loson, que condujo durante cuatro décadas la generadora empresa Albanesi vinculada a la generación de electricidad. Después de estar una semana detenido, confesó pagos para las campañas electorales y se le concedió la libertad. [21]
  • Jorge Guillermo Neira, directivo de Electroingeniería, uno de los más importantes contratistas de la obra pública nacional, llegó detenido, dijo lo mismo que los anteriores y quedó libre.[22]
  • Javier Sánchez Caballero, que fue el principal colaborador de Ángelo Calcaterra en Iecsa, también llegó detenido, confesó y quedó libre. [21]
  • Carlos Wagner, que presidió la Cámara Argentina de la Construcción, obtuvo su libertad después de haber estado detenido y confesar los pagos.[22]​Wagner declaró que tras una negociación con De Vido realizada tiempo después del inicio del gobierno de Néstor Kirchner un grupo de empresas contratistas del Estado que cartelizaba la obra pública aceptó entregar como sobornos los adelantos de obra que pagaba el Estado nacional, que ascendía del 10% al 20% del total de la obra o, en otros casos, entregar una parte de lo que iban recibiendo como certificados de obra. Wagner afirmó que Baratta y José López eran quienes ejecutaban lo convenido. Wagner también explicó que en el Wagner explicó que en el grupo de empresas cuyos nombres individualizó se decidía cuáles harían ofertas, qué precio pondrían y cuál se adjudicaría la obra y pagaría el soborno. [23]
  • Héctor Alberto Zabaleta, que fuera directivo de la empresa Techint por más de 40 años, obtuvo su libertad después de haber estado detenido y declarar que la empresa había hecho pagos que no eran coincidentes con un período electoral, de modo que afirmó que era por un “compromiso con el Gobierno porque si no le iban a cortar la luz y el gas a Siderar y Siderca”.[21][22]
  • Luis Betnaza, director de Techint reconoció haber pagado sobornos cuyo monto calculó en un millón de dólares a tres funcionarios del gobierno kirchnerista y no fue detenido.[24]
  • Aldo Roggio, dueño de una de las grandes empresas contratistas del país, que lleva su nombre está citado para declarar.
  • Eduardo Hugo Antranik Eurnekian, sobrino de Eduardo Eurnekian, de Corporación América, se presentó en forma espontánea y econoció pagos a Roberto Baratta en dos oportunidades.
  • Raimundo Peduto, de MSU
  • Rudy Ulloa, de Cielo SA[21]
  • Juan Carlos Lascurain, que fue presidente de la Unión Industrial Argentina, estando en libertad declaró negando haber pagado sobornos y horas después fue detenido-
  • Raúl Vertúa.
  • Gerardo Ferreyra, que fue uno de los dueños de Electroingeniería. Detenido desde el primer día, al contrario de su socio negó haber pagado sobornos y continuó preso.
  • Carlos Mundín, de la empresa BTU.
  • Rodolfo Poblete, extitular del Grupo Romero.
  • Francisco Valenti, que fue vicepresidente de Industrias Metalúrgicas Pescarmona (Impsa).

Funcionarios y empleados públicos imputadosEditar

Los funcionarios, empleados públicos y jueces que fueron imputados son:[25]

  • Oscar Centeno, chofer del ministerio de Planificación, declaró en dos oportunidades reconociendo haber escrito los cuadernos cuyas fotocopias dieron origen a la causa, fue aceptado como colaborador arrepentido y quedó en libertad con el régimen de testigo protegido. Inicialmente dijo que había comenzado a escribir los cuadernos registrando su trabajo pero luego empezó a incluir más detalles. Su ex pareja, Horovitz, afirma que con las anotaciones se precavía de que Baratta al terminar su gestión le consiguiera trabajo.[21]
  • Fabián García Ramón, ex director de Promoción de Energías Renovables.
  • Cristina Fernández de Kirchner, expresidenta de la Nación.
  • Juan Manuel Abal Medina, exjefe de gabinete de Cristina Fernández, confirmó que el ex coordinador del Ministerio de Planificación Federal Roberto Baratta recolectaba aportes de empresarios privados para la campaña legislativa de 2013, y aclaró que siempre había entendido que "eran voluntarios y de ninguna manera exigidos bajo coerción";[26]​Respecto de estos dichos Aníbal Fernández que fue jefe de Gabinete de Ministros entre 2009 y 2011 y en 2015 analizó que “si Abal Medina reconoce haber recibido dinero en negro para la campaña, inexorablemente se confiesa autor del delito de lavado de dinero”.[27]
  • Walter Fagyas, expresidente de Energía Argentina SA, detenido sin declarar.
  • José María Olazagasti, exsecretario privado de Julio De Vido
  • Julio De Vido, exministro de Planificación.
  • Roberto Baratta, exsecretario del Ministerio de Planificación.
  • Claudio Uberti, que fue titular del Organo de Control de Concesiones Viales (Occovi),[21]​pidió le concedieran el beneficio de imputado arrepentido.[28]
  • Germán Nivello, exsubsecretario de Obras Públicas
  • Nelson Lazarte, exsecretario de Roberto Baratta
  • Ezequiel García, exdirector de Energías renovables.
  • Enrique Llorens, exsecretario del Ministerio de Planificación
  • Hernán Gómez, asesor del Ministerio de Planificación
  • Martín Larraburu, que se desempeñó en la Jefatura de Gabinete.

Funcionarios procesados inicialmente que continúan siendo investigados en otro expedienteEditar

Respecto de algunos funcionarios que fueron procesados por el juez Bonadío, la Cámara Federal dispuso revocar el procesamiento, por falta de mérito, pero resolvió remitir copia para que se investiguen en otra causa posibles delitos de acción pública::

  • Javier Fernández, de la Auditoría General de la Nación.
  • Norberto Oyarbide, exjuez federal. Afirmó al declarar, que Jaime Stiuso y Javier Fernández lo habían apremiado para que terminara la causa de enriquecimiento ilícito del matrimonio Kirchner que tenía a su cargo y en la que dictó el sobreseimiento.[29][30]

Funcionarios con falta de méritoEditar

Respecto de algunos funcionarios que fueron procesados por el juez Bonadío, la Cámara Federal dispuso revocar el procesamiento, por falta de mérito:

Procesados en primera instancia con apelaciones pendientesEditar

El empresario Paolo Rocca, el ex jefe de Gabinete Juan Manuel Abal Medina, su secretario privado Martín Larraburu y los empresarios Alberto Padoán y Rubén Aranda fueron procesados en primera instancia y están pendientes sus apelaciones de su resolución por la Cámara Federal.[34]

ReferenciasEditar

  1. El Destape web
  2. a b Centro de Información Judicial. Agencia de noticias del Poder Judicial (24 de agosto de 2018). «Causa por corrupción en el exMinisterio de Planificación». Consultado el 26 de agosto de 2018. 
  3. a b Hauser, Irina; Kollmann, Raúl (2 de agosto de 2018). «Un “lava jato” por ocho cuadernos». Página 12. Consultado el 11 de agosto de 2018. 
  4. «Los cuadernos de las coimas: los 12 detenidos de la causa». La Nación. 1 de agosto de 2018. 
  5. «El lawfare en acción». Página 12. 20 de diciembre de 2018. Consultado el 24 de diciembre de 2018. 
  6. «La Cámara Federal confirmó el procesamiento con prisión preventiva de Cristina Kirchner por considerarla jefa de una asociación ilícita apellido=Blanco». Infobae. 20 de diciembre de 2018. Consultado el 21 de diciembre de 2018. 
  7. «La Cámara Criminal y Correccional Federal confirmó procesamientos en una causa por corrupción». Consultado el 24 de diciembre de 2018. 
  8. «Editorial: Una novela criminal». El Comercio. Lima. 18 de agosto de 2018. Consultado el 21 de agosto de 2018. 
  9. «"No formé parte de ninguna asociación ilícita”». Página 12. 10 de agosto de 2018. Consultado el 11 de agosto de 2018. 
  10. a b Devanna, Cecilia (12 de agosto de 2018). «Cuadernos de las coimas: la investigación acumula pruebas, pero también suma cuestionamientos». Perfil. Consultado el 12 de agosto de 2018. 
  11. Kollmann, Raúl; Hauser, Irina (26 de agosto de 2018). «Un informe inesperado y el forum shopping». Página 12. Consultado el 26 de agosto de 2018. 
  12. «Bonadio dijo que Néstor y Cristina Kirchner “comandaron una organización delictiva”». 25 de agosto de 2018. Consultado el 26 de agosto de 2018. 
  13. a b «Ley 27304». Consultado el 11 de agosto de 2018. 
  14. a b Ferrer, Fabio (2 de agosto de 2018). «En qué consiste la figura del arrepentido». Infobae. Consultado el 12 de agosto de 2018. 
  15. «Aceitar a delação premiada como prova legaliza a tortura cometida por juízes». Consultado el 26 de octubre de 2017. 
  16. «Delação premiada “voluntária” ou tortura autorizada?». Consultado el 26 de octubre de 2017. 
  17. «Pedro Serrano, sobre Lava Jato: Delação premiada é confissão sob tortura psicológica». Consultado el 26 de octubre de 2017. 
  18. Guimarães, Thiago (31 de mayo de 2016). «Delação premiada é chave para combater 'pacto de silêncio entre criminosos', diz juiz do mensalão». BBC (en portugés). Consultado el 31 de maio de 2018. 
  19. «Lava Jato já recuperou mais de R$ 4 bilhões, afirma Rodrigo Janot Fonte» (en portugués). 16 de marzo de 2016. Consultado el 25 de marzo de 2018. 
  20. «Operação Lava Jato já recuperou quase R$ 3 bilhões em dois anos» (en portugués). 14 de marzo de 2016. Consultado el 15 de marzo de 2018. 
  21. a b c d e f g «Los cuadernos de las coimas: quiénes son los empresarios arrepentidos y qué dijeron ante la Justicia». La Nación. 11 de agosto de 2018. Consultado el 11 de agosto de 2018. 
  22. a b c d e Hauser, Irina; Kollmann, Raúl (11 de agosto de 2018). «Lluvia de arrepentidos y detenidos en Tribunales». Página 12. Consultado el 11 de agosto de 2018. 
  23. Lavieri, Omar (10 de agosto de 2018). «Carlos Wagner, arrepentido: contó cómo funcionaba "El Club de la Obra Pública" y confesó que pagó coimas». Infobae. Consultado el 11 de agosto de 2018. 
  24. «Luis Betnaza, director de Techint, reveló los nombres de tres ex funcionarios K que le pidieron dinero para interceder ante el gobierno de Venezuela». infobae. 10 de agosto de 2018. Consultado el 11 de agosto de 2018. 
  25. «Arrepentidos, nuevos detenidos y revelaciones: todo lo que hay que saber sobre los cuadernos». La Nación. 12 de agosto de 2018. Consultado el 12 de agosto de 2018. 
  26. «Juan Manuel Abal Medina: "Siempre entendí que los aportes de privados eran voluntarios"». Perfil. 9 de agosto de 2018. Consultado el 28 de agosto de 2018. 
  27. «Aníbal Fernández estalló contra Abal Medina la causa de "los cuadernos del chofer"». Consultado el 28 de agosto de 2018. 
  28. «Uberti ingresó al club de los arrepentidos». Página 12. 14 de agosto de 2018. Consultado el 14 de agosto de 2018. 
  29. Hauser, Irina; Kollmann, Raúl (11 de agosto de 2018). «De acusado a acusador». Página 12. Consultado el 11 de agosto de 2018. 
  30. «La Cámara Criminal y Correccional Federal confirmó procesamientos en una causa por corrupción». p. considerando 63. Consultado el 24 de diciembre de 2018. 
  31. «Kirchner anunció su gabinete». La Nación. 20 de mayo de 2003. 
  32. «Los ministros, otra señal de continuidad». La Nación. 11 de diciembre de 2007. 
  33. «La Cámara Criminal y Correccional Federal confirmó procesamientos en una causa por corrupción». p. considerando 61. Consultado el 24 de diciembre de 2018. 
  34. «Cuadernos: piden detener al empresario Paolo Rocca y a un exfuncionario K». Ámbito Financiero. 5 de diciembre de 2018. Consultado el 26 de diciembre de 2018.