Abrir menú principal

El viejo guitarrista ciego

cuadro de Pablo Picasso

El viejo guitarrista ciego es un cuadro realizado por el pintor cubista malagueño Pablo Picasso. Este cuadro fue pintado en 1903 mediante la técnica de óleo sobre lienzo, y sus medidas son de 121cm de alto x 92cm de ancho. En la actualidad se encuentra en el Instituto de Arte de Chicago, Estados Unidos. Es uno de los cuadros más característicos Período azul de Picasso.

El viejo guitarrista ciego
Autor Pablo Picasso
Técnica Óleo sobre lienzo
Estilo Protocubista
Tamaño 121cm x 92 cm
Localización Instituto de Arte de Chicago
Fecha 1903

DescripciónEditar

Este cuadro muestra la imagen lánguida de un mendigo tocando la guitarra, en el que predominan los característicos tonos azules del llamado Período azul de Picasso. Mediante el uso de estas tonalidades frías (incluso en el color de la piel), acentúa la tristeza del anciano. A pesar de esto, mantiene la guitarra de un color marrón, como muestra de esperanza para el mendigo, ya que se trata de su único medio de subsistencia.[1]​ Además se trata de un elemento de contraste en el cuadro ya que las líneas curvas de la guitarra se diferencian mucho del cuerpo delgado y anguloso del viejo. Son estas características alargadas las que recuerdan al manierismo, en concreto al estilo de El Greco.

ContextoEditar

El viejo guitarrista ciego, fue realizado durante el Período azul de Picasso, que abarca desde el suicidio del amigo del pintor, Carlos Casagemas en 1901, hasta su establecimiento en París en 1904, que da origen al período Rosa de Picasso.[2]​ Durante esta época, Picasso vivía en Barcelona, y se dedicaba a reflejar en sus cuadros la pobreza (que el mismo había experimentado hasta 1902), el aislamiento y el pesimismo con la que se sentía tan identificado.[3]​ La ceguera pasó a ser un tema recurrente a lo largo de su obra, motivado por su miedo a perder la vista, como le ocurrió previamente a su padre.[4]​ Recientemente, en el seminario “La época azul: nuevas lecturas a través del estudio técnico” en el Museu Picasso (febrero de 2015), se dieron a conocer una serie de nuevos descubrimientos sobre este cuadro del pintor malagueño. Un estudio del cuadro realizado con luz rasante reveló una serie de bocetos realizados por el pintor antes del resultado final. En ellos se puede observar la imagen de una maternidad, que se encuentra también en una carta de Picasso a Max Jacob. También se ha revelado otro cuadro debajo del esbozo de la maternidad, que muestra una mujer que se encuentra en La Vida. Además de esto, también se han revelado una serie de alteraciones del propio cuadro del viejo guitarrista ciego.[5]

ReferenciasEditar