Abrir menú principal

Cambios

4 bytes eliminados, hace 1 año
retoques
Tras lograr por fin la paz en Siria, Mursili hubo de enfrentarse a los frutos de haber dedicado su atención a la zona oriental del reino: más rebeliones en [[Arzawa]], que sofocó con efectividad, hasta el punto de que probablemente sometió a todos los reinos de Arzawa, y nuevas invasiones kaskas, que también pudo repeler, aunque a un coste mayor. Para evitar nuevas rebeliones y repoblar el núcleo del imperio hitita, gravemente afectado por la enfermedad que comenzó con su padre Suppiluliuma, Mursili instauró la práctica del traslado forzoso de población, que se convirtió en una práctica habitual de sus sucesores.
 
Mursili destacó entre los reyes hititas por su religiosidad -creía que la epidemia que asoló el imperio hitita, era un castigo de los dioses por el asesinato de su tío [[Tudhaliya el JovenIII]] a manos de su padre, Suppiluliuma-<ref>E.Cassin, J.Bottéro,J.Vercoutter ''Los imperios del antiguo oriente. El fin del segundo milenio'', p. 127</ref>
, y pidió perdón en numerosas ocasiones por ello. Además, parece que sufrió un ataque en los últimos años de su reinado, que le afectó al habla y que él también interpretó como una muestra del disgusto de los dioses.
 
== Véase también ==
* [[Eclipse de Mursil|Eclipse de Mursili]]
 
== Bibliografía ==
* E. Cassin, J. Bottéro, J. Vercoutter. ''Los imperios del antiguo oriente. El fin del segundo milenio'' 1986 ISBN 84-323-0041-1
 
== Referencias ==
{{Listaref}}
 
 
== Bibliografía ==
* E. Cassin, J. Bottéro, J. Vercoutter. ''Los imperios del antiguo oriente. El fin del segundo milenio'' 1986 ISBN 84-323-0041-1
 
{{NF|el siglo XIV a. C.|los años 1290 a. C.|Mursili II}}