Diferencia entre revisiones de «Riba-Coa»

32 bytes añadidos ,  hace 2 años
→‎Historia: Mantenimiento
m (Pequeñas correcciones WP:CEM.)
(→‎Historia: Mantenimiento)
== Historia ==
[[Archivo:Alfonso IX de León (Ayuntamiento de León).jpg|thumb|205px|right|Retrato imaginario del rey Alfonso IX de León. [[José María Rodríguez de Losada]]. ([[Ayuntamiento de León]]).]]
La zona de Riba-Coa perteneció en la [[Edad Media]] al [[reino de León]], . duranteDurante los siglos XII y XIII, esta zona fue un lugar de continuos enfrentamientos entre los reyes de León y Portugal. A finales del siglo XIII, los leoneses fundaron en esta zona las villas de [[Alfaiates]], [[Castelo Bom]], [[Castelo Rodrigo]] y [[Castelo Melhor]],{{Harvnp|Torre Rodríguez|1998|pp=283-284}} que eran las más destacadas de la zona leonesa de la comarca de Riba-Coa y a las que el rey [[Alfonso IX de León]] les concedió [[fueros]] a lo largo de su reinado, aunque de algunos de ellos se desconoce la fecha exacta en la que fueron otorgados.{{Harvnp|Torre Rodríguez|1998|pp=790-791}}
 
A finales del siglo XIII, toda la zona de Riba-Coa junto con otros señoríos cercanos, como los de [[Ledesma (Salamanca)|Ledesma]], [[Granadilla (Cáceres)|Granadilla]] o [[Galisteo]], pertenecieron al infante [[Pedro (m. 1283)|Pedro de]], hijo del rey [[Alfonso X, ocurrida en 1283, todos sus bienes, incluyendo la zona de Riba-Coa, fueron heredados por su único hijo legítimo,{{Harvnp|Velo y Nieto|1968|p=242}} [[Sancho el de la Paz]], que falleció en 1312 sin dejar descendencia legítima.{{Harvnp|González Crespo|1988|p=295}}
 
Sin embargo, en 1296, aprovechando la anarquía existente en [[Castilla]] a causa de la minoría de edad de [[Fernando IV]],{{Harvnp|VV.AA.|1999a|p=121}} el rey [[Dionisio I de Portugal]] invadió, y cuando se encontraba en [[Simancas]] fue informado en secreto de que las villas de Castelo Rodrigo, [[Sabugal]] y Alfaiates, que pertenecían a Sancho el de la Paz, le serían entregadas sin dificultad,{{Harvnp|VV.AA.|1999b|p=174}}{{Harvnp|VV.AA.|1999a|p=121}} y el monarca portugués se apresuró a ocuparlas y las conquistoconquistó sin encontrar la menor resistencia,{{Harvnp|González Mínguez|1995|pp=40-41}} siendo todo ello relatado en la ''Crónica de Fernando IV'':{{Harvnp|Benavides|1860a|pp=36-37}}
 
{{Cita|É después que el rey de Portogal se partió destas compañas, é yéndose para su tierra, llegó a Castil Rodrigo, que la tenia D. Sancho, fijo del infante D. Pedro, é el dia que y llegó luego gelo dio el castillero, é otro dia fue á Alfayates é á Sabugal, que eran del señorio del rey, é que las tenia este D. Sancho, é dierongelas sin combatimiento ninguno, é asi ovo toda Rivadecoa fasta Cibdad Rodrigo. É este D. Sancho seyendo mozo pequeño é andava en poder de su madre, que avia nombre doña Margarida, que era de Narbona, é porque oviera vistas con este rey de Portogal ante quando entraba acá en la tierra, é ella traya la fasienda de su hijo en mal recaudo, é por esto se perdieron estos lugares; é quando la reyna Doña Maria supo en como el rey de Portogal avia cobrado estos lugares, tomó ende muy grand pesar porque se enajenavan en otro señorio. É desque vió que non tenia buenos defendedores, ovo de acuciar mas la fasienda del rey para yr contra estos enemigos tantos é tan fuertes que eran contra el rey para lo deseredar por tal de lo defender.}}
 
Y después deTras apoderarse de Sabugal, Alfaiates y Castelo Rodrigo,{{Harvnp|González Mínguez|1995|p=41}} y de toda la comarca de Riba-Coa, que pertenecían a Sancho de Castilla,{{Harvnp|González Jiménez|1998|p=17}}, el rey de Portugal abandonó Castilla y regresó con su ejército a Portugal, lo que supuso,{{Harvnp|González Mínguez|1995|p=41}} como señaló [[César González Mínguez]], «un duro golpe» para los enemigos de Fernando IV, ya que ello supuso un alivio para Fernando IV y su madre, la reina [[María de Molina]].{{Harvnp|González Mínguez|1995|p=41}}
 
Y pocosPocos días antes de la firma del [[Tratado de Alcañices]],{{Harvnp|González Mínguez|1995|pp=50-51}} el rey Fernando IV cedió a su primo Sancho y a su madre [[Margarita de Narbona]], para compensarles por todo lo que habían perdido, las villas y castillos de Galisteo, Granadilla y Miranda del Castañar a cambio de las villas y fortalezas de Sabugal, Alfaiates, Vilar Mayor, Castelo Bom, Almeida, Castelo Rodrigo, Castelo Melhor{{Harvnp|VV.AA.|1999a|p=122}}{{Harvnp|González Mínguez|1995|pp=50-51}} y Monforte de Rio Livre, al norte de [[Chaves (Portugal)|Chaves]],{{Harvnp|VV.AA.|1999a|p=166}} que estaban situadas en la comarca de Ribacoa y antes de pertenecer a Sancho de Castilla habían pertenecido a su padre, el infante Pedro.{{Harvnp|González Jiménez|1998|p=18}}<ref group="lower-alpha">El documento en el que se consignó el acuerdo alcanzado entre Sancho de Castilla y su madre de una parte y el rey Fernando IV de la otra fue otorgado el 28 de agosto de 1297 en la ciudad de [[Zamora]], y fue publicado íntegramente por [[Antonio Benavides Fernández de Navarrete]] en el tomo II de sus ''Memorias de Don Fernando IV ''. ''Cfr.'' Benavides (1860b), pp. 139-140. Y [[Luis de Salazar y Castro]], basándose en dicho documento, afirmó que tal vez Margarita de Narbona tenía algún derecho, ya fuera por su dote o arras matrimoniales o por disposición testamentaria de su esposo, sobre las villas de la zona de Ribacoa que ella y su hijo Sancho habían perdido a manos de los portugueses. ''Cfr.'' Salazar y Castro (1696), pp. 178-179.</ref> Y el historiador Humberto Baquero Moreno afirmó que con esa donación a Sancho de y a su madre los tutores del rey Fernando IV pretendían legitimar sus derechos sobre las tierras de la zona de Ribacoa que ya desde 1286 se encontraban en manos de Dionisio I de Portugal, ya que de ese modo podrían negociar con este último un tratado de paz.{{Harvnp|VV.AA.|1999a|p=122}}{{Harvnp|VV.AA.|1999a|p=174}}
 
En opinión del historiador [[Manuel González Jiménez]], las negociaciones que precedieron al [[Tratado de Alcañices]],{{Harvnp|González Jiménez|1998|p=18}} que fue rubricado por los reinos de castillaCastilla y Portugal y sin contar con el reino de león legitimo dueño de los territorios regalados por castilla<ref>{{cita libro}}</ref> el 12 de septiembre de 1297,{{Harvnp|Amaral y Garcia|1998|p=967}}{{Harvnp|Cernadas Martínez|2012|p=30}} no debieron ser «demasiado complejas», debido entre otros factores, a que ya desde mediados de 1296 el monarca lusitano controlaba la comarca de Riba-Coa, lo cual facilitó en gran medida, según dicho historiador, las negociaciones entre castellanos y portugueses.{{Harvnp|González Jiménez|1998|p=18}}{{Harvnp|VV.AA.|1999b|p=164}}
 
Con la firma del Tratado de Alcañices, que ha sido calificado por numerosos historiadores como un triunfo rotundo de los portugueses,{{Harvnp|Amaral y Garcia|1998|p=969}} las fronteras entre Portugal y Castilla quedaron firmemente establecidas,{{Harvnp|Ladero Quesada|1996-1997|p=255}}, y el rey Dionisio I de Portugal renunció a cualquier otra reclamación territorial en Castilla y recibió, entre otros, los lugares de [[Ouguela]], [[Moura]], [[San Felices de los Gallegos]], [[Serpa]], [[Olivenza]], [[Campo Maior]],{{Harvnp|Cernadas Martínez|2012|p=30}} y todos los lugares de los que se había apoderado en la zona leonesa de Riba-Coa.{{Harvnp|Torre Rodríguez|1998|p=284}}
 
Y desdeDesde que el rey Dionisio I de Portugal ocupó todas esasestas poblaciones de la comarca de Riba-Coa, procuró asegurar sus defensas y contentar a sus habitantes, y el 8 de noviembre de 1296, casi un año antes de la firma del Tratado de Alcañices, confirmó los fueros de las villas de Almeida, Castelo Rodrigo y Castelo Bom, y dos días más tarde confirmó los de Sabugal.{{Harvnp|VV.AA.|1999a|p=122}} YAsimismo, en fechas posteriores confirmó los de Vilar Maior, Alfaiates y Castelo Melhor.{{Harvnp|VV.AA.|1999a|p=122}}
 
== Castillos de la zona ==
1373

ediciones