Abrir menú principal

Cambios

Fase lunar

162 bytes eliminados, hace 3 meses
sin resumen de edición
Debido a que la luna completa una órbita alrededor de la Tierra cada 27 1/3 días, que constituye el [[mes sideral]], su posición cambia continuamente. Además, nuestro satélite natural no tiene luz propia, por lo que su parte brillante se debe al reflejo de la [[luz solar]]. En cualquier momento, la mitad de la superficie lunar está iluminada por el sol, por ser un cuerpo más o menos esférico, pero la fracción iluminada que se puede observar desde la Tierra sufre variaciones continuas.<ref>{{Harvnb|Kutner|2003|p=435}}</ref>
 
Sin embargo, el tiempo que la Luna tiene para pasar por la misma fase es de 29,5 días, conocidos como [[mes sinódico]], que tiene el mismo período de una [[lunaciónación]]. Esto se atribuye al hecho de que, al mismo tiempo que la luna se mueve alrededor de la tierra, ambos giran alrededor del Sol. Una vez que las fases se determinan por la posición de estos tres astros, el cambio en la posición causa que la luna tenga que realizar poco más que una revolución para lograr la misma posición en relación al planeta y al Sol.<ref>{{Harvnb|Naylor|2002|p=200}}</ref>
 
A medida que realiza su órbita, la Luna se mueve en un promedio de 13° hacia el este en la [[esfera celeste]] a cada intervalo de un día. Esto implica que, a partir de la nueva luna, el satélite quedará cada vez más distante del Sol, volviéndose más prominente a la luna llena, cuando se encuentra frente al Sol. Más tarde, la Luna aparentemente se acerca al Sol, hasta que ocurre la luna nueva. La posición y el horario en que la luna se eleva en el horizonte Oriente varía de forma continua, principalmente debido a la inclinación de la [[Órbita de la Luna|órbita lunar]], que es más de 5° a la línea ecuatorial que, a su vez, está inclinada más de 23° con relación a la [[eclíptica]].<ref>{{Harvnb|Naylor|2002|pp=204-205}}</ref>
Usuario anónimo