Abrir menú principal

Cambios

El próximo intento del consorcio para recobrar la supremacía en los ratings fue la llegada de [[Bill Goldberg]] en verano de 1997, como un invencible monstruo. El fichaje de éste rindió sus frutos y fue popular, pero ésto no impidió que el prestigio y popularidad de la empresa fueran cada vez más en picada.
 
Su última gran victoria en la contienda por la audiencia fue a mediados de 1998, cuando se retransmitió un combate entre Hogan y Goldberg por el [[WCW World Heavyweight Championship|Campeonato de la WCW]] vacante en ''Nitro''. La WCW entraba, inevitable y lentamente, en un periodo de decadencia y malos resultados; la causa de este problema es un tema de debate entre fanáticos e historiadores de la lucha libre. Mientras algunos dicen que fue debido a historias pobres, aburridas y que provocaban un masivo desinterés a la audiencia, otros aseguraban que se debió a que las estrellas estelares (Hogan, Nash, Savage) no estaban motivadas a sobresalir debido a sus contratos de largos términos con dinero garantizado, y otro sector, especuló que la WCW se negaba a promocionar a talento joven y nuevo, aunque tuvieran en sus filas a muchos nombres que, con el tiempo, llamarían la atención del público, tales como [[Chris Jericho]], [[Chris Benoit]], [[Peter Gruner|Billy Kidman]], [[Chavo Guerrero, Jr.]], [[Eddie Guerrero]], [[Scott Steiner]], [[Perry Saturn]], [[Scott Levy|Raven]], y [[Booker Huffman|Booker T]] (como dato curioso e irónico, todos estos elementos terminarían llegando a la empresa rival tiempo después). Fue probablemente una combinación de todos estos factores, junto a la masiva y cada vez más creciente popularidad de la compañía rival, lo que provocó que la WCW empezara a ser repudiada por el público.
 
Después de un año y medio de múltiples, valiosas y determinantes pérdidas, Eric Bischoff fue destituido de su cargo en septiembre de [[1999]].
135

ediciones