Abrir menú principal

Cambios

No hay cambio en el tamaño, hace 3 meses
Resulta difícil detectar el uso inadecuado de sustancias cuando estas también son producidas de forma endógena por el organismo y es cuando se hace necesario recurrir a técnicas muy sofisticadas de análisis para demostrar que el aporte de esa sustancia es exógeno (o sea, que se ha tomado voluntariamente) y no endógeno (que esa sustancia la produce el propio organismo).
 
Los tres ejemplos de sustancias más difíciles de detectar son la [[hormona somatotropa]], la [[nandrolona]] y la [[eritropoyetina]], precisamente porque hay una secreción pulsátil (de forma intermitente y siguiendo un [[ritmo circadiano]], no constante y variable según las horas del día) de estas sustancias. Por ejemplo, se sabe que la [[hormona del crecimiento]] (GH, growth hormone o somatotropina) se genera en la [[hipófisis]], especialmente en horario nocturno. Determinados factores pueden aumentarPoraumentar su cantidad, por ejemplo, el aminoácido [[arginina]].
 
Para la detección de [[nandrolona]] (19-nor testosterona), cuyo límite actual se deja artificialmente y por consenso en 2 nanogramos/ml se usan las determinaciones de sus dos principales [[metabolito]]s, el 19-nor-androstenodiona y el 19-nor androstenediol.
Usuario anónimo