Diferencia entre revisiones de «Terreno (geología)»

3 bytes añadidos ,  hace 9 meses
(precisiones)
 
Un terreno tiene una dimensión regional y para reconocerlo en el campo se debe demostrar que el conjunto geológico de este supuesto terreno tiene una historia geológica distinta de las historias geológicas de las regiones, bloques o placas vecinas sin que estas diferencias se puedan explicar por simples cambios laterales de [[facies]] o de una estructura geológica mayor. También se deben reconocer las fallas que limitan este bloque.
Para lograr eso se compara la [[litología]] y la [[estratigrafía]] del supuesto terreno con las de las zonas vecinas (por ejemplo [[turbiditasturbidita]]s de un lado dedel la '''frontera'''límite y sedimentos continentales del otro lado, siendo ambos contemporáneos), se busca mostrar que las asociaciones faunísticas del supuesto terreno son incompatibles en cuanto a ambiente, facies o paleo-ecosistemapaleoecosistema (por ejemplo una fauna tropical calientecálida al lado de una fauna de clima frío, siendo ambas contemporáneas). También se compara los eventos magmáticos y metamórficos de ambos lados de laslos fronteraslímites los cuales deberían tener ambientes geodinámicos de formación muy diferentes e incompatibles con la situación de cercanía actual. El estilo de las deformaciones tectónicas contemporáneas de ambos lados de laslos fronteraslímites sirve también de criterio (por ejemplo una [[esquistosidad]] de edad [[Cretácico|cretácica]] de un lado y estructuras distensivas de la misma edad del otro).
 
El [[paleomagnetismo]] es uno de los métodos geofísicos utilizado para diferenciar terrenos, ya que permite reconocer las paleolatitudes de un terreno específico y compararlas con las paleolatitudes de la placa a la cual se agregó. Este método permite también reconocer la magnitud y velocidad de los desplazamientos relativos entre terrenos y placas.
40 661

ediciones