Diferencia entre revisiones de «Controversia de las vacunas»

m
sin resumen de edición
m
Etiquetas: Edición desde móvil Edición vía web móvil Edición visual Edición móvil avanzada
m
Etiquetas: Edición desde móvil Edición vía web móvil Edición visual Edición móvil avanzada
Los argumentos [[religión|religiosos]] contra la inoculación ya existían incluso antes del trabajo de [[Edward Jenner]]; por ejemplo, en un sermón de 1772 titulado "La Peligrosa y Pecaminosa Práctica de la Inoculación", el teólogo inglés Reverendo Edmund Massey argumentaba que las enfermedades son enviadas por Dios para castigar el [[pecado]] y que cualquier intento de prevenir la viruela a través de la vacunación es una "operación diabólica".<ref name=Early-religious/> Algunos anti-vacunacionistas aún fundamentan su postura en sus [[creencia]]s religiosas.<ref>{{cita web | título=Vaccination - A Crime Against Humanity | url=http://www.ajwrb.org/science/vaccinat.shtml | editorial=The Associated Jehovah's Witnesses for Reform on Blood | fechaacceso=2 de noviembre de 2006 | urlarchivo=https://web.archive.org/web/20061012111249/http://www.ajwrb.org/science/vaccinat.shtml | fechaarchivo=12 de octubre de 2006 }}</ref><ref>José Tuells "La introducción de la variolización en Europa", en ''Asociación Española de Vacunología'', 17/08/2006, artículo extractado del libro de J. Tuells y S. M. Ramírez ''Balmis et variola'', Valencia: Ed. Generalitat Valenciana, 2003: http://www.vacunas.org/la-introduccion-de-la-variolizacion-en-europa/</ref>
 
Después del trabajo de Jenner, la vacunación se extendió en el [[Reino Unido]] a principios del [[siglo XIX]].<ref>{{cita publicación |autor=Ellner P |título=Smallpox: gone but not forgotten |publicación=Infection |volumen=26 |número=5 |páginas=263–9 |año=1998 |pmid=9795781 |doi=10.1007/BF02962244 }}</ref> La inoculación, que precedió a la vacunación, fue prohibida en 1840 debido a sus mayores riesgos. Las políticas públicas y las sucesivas campañas de vacunación fomentaron primero la vacunación, y posteriormente, en 1853, la hicieron obligatoria para todos los niños, con penas de prisión en caso de incumplimiento. Esto supuso un cambio significativo en la relación entre el estado británico y sus ciudadanos, y de hecho hubo un rechazo generalizado. Después de que, en 1867, se extendió por ley la obligatoriedad de la vacunación hasta los 14 años, sus oponentes enfocaron sus protestas en el infringimiento de las libertades individuales, y eventualmente en 1898 la ley permitió la objeción de conciencia respecto a la vacunación obligatoria.<ref name=wolfesharp>{{cita publicación |autor=Wolfe R, Sharp L |título=Anti-vaccinationists past and present |publicación=BMJ |volumen=325 |número=7361 |páginas=430–2 |año=2002 |pmid=12193361 |doi=10.1136/bmj.325.7361.430 |pmc=1123944 }}</ref>
 
En el siglo XIX, la ciudad de [[Leicester]] en el Reino Unido consiguió un alto nivel de aislamiento en casos de viruela, y una gran reducción en su propagación en comparación con otras regiones. El enfoque de Leicester respecto a la viruela consistió en disminuir las vacunaciones y en cambio invertir más en mejoras sanitarias.<ref>Leicester and smallpox:
379

ediciones