Diferencia entre revisiones de «Evacuación médica»

820 bytes eliminados ,  hace 2 meses
Etiqueta: Revertido
Etiqueta: Revertido
 
Es por ello que muchas naciones mantuvieron una alianza con Alemania, otras, más neutrales impulsaron el voluntariado por parte de los ciudadanos, como España, donde surgió la División Azul.
 
 
'''La División Azul''' (mayoría de voluntarios falangistas) constituyó la 250º División de Infantería de Wehrmacht, formada por unos 45.500 hombres al principio de carácter voluntario, fue una aportación a las tropas alemanas como agradecimiento de su apoyo durante la Guerra Civil acaecida en España años atrás, hecho que los alemanes no dudaron en aceptar. Los españoles reclutados, ya en Alemania, fueron durante meses entrenados y adiestrados para combatir bajo tácticas y técnicas germanas, todo ello bajo las órdenes de oficiales alemanes.
 
Se enviaron soldados españoles en apoyo a pequeñas unidades alemanas que se habían quedado escasos de personal y de recursos en territorio enemigo soviético, frente a la guerra contra la URSS. Tras múltiples bajas por heridos y muertos, en 1943, la División Azul derivó en la Legión Azul, formada por unos 2300 hombres combatiendo junto con los alemanes, pero pronto perdieron a la mitad de sus hombres y ésta permaneció activa hasta octubre de 1943.
 
La asistencia a heridos se realizaba por parte de sanitarios y camilleros de compañía, quienes trasladaban en '''camilla''' a los malheridos a los puestos de socorro. Entre los caídos, destacamos oficiales sanitarios, que sirvieron como apoyo en los puestos de socorro de batallones, en los cuales se desempeñan múltiples funciones, a veces en auxilio de compañías en el frente, por lo que no es de extrañar que se produjesen bajas de médicos severamente malheridos al estar más expuestos a fuego enemigo. Hubo un número estimado de 32 médicos en primera línea lo que indica el gran interés por parte de los mandos por una rápida y eficaz asistencia sanitaria de los heridos, pues en condiciones precarias se realizaban los procedimientos básicos e  imprescindibles para socorrer y salvar vidas.
 
 
Destacamos '''cinco figuras''' sanitarias que dieron su vida en el frente contra el ejército rojo de la URSS: El Capitán médico don José García Díaz, el Capitán médico don Enrique De la Lama Noriega y Muro, el Capitán médico don Rafael Ojea Rabasa, el Teniente médico don Andrés Villar Viñas y por último, el Capitán médico don José Álvarez de Lara Ramírez. Gracias a este gran esfuerzo y dedicación, los sanitarios fueron muy apreciados y respetados por los soldados combatientes.
 
El capitán médico D. Fernando Lorente al mando de un equipo quirúrgico de la División Azul, definió una serie de procedimientos médicos muy útiles como por ejemplo el uso de vendaje de compresión, revisión periódica del vendaje, sedación del dolor, evitar la infección mediante antitoxinas, antitetánicas…
 
Los puestos de socorro españoles en esta época disponían de sala de curas y atención, de otra sala con camas para los heridos que iban a ser evacuados y oxigenoterapia.
En la Guerra Civil, en España, el bando nacional realizaba evacuaciones de heridos a la península en trimotores Junkers JU-52 adaptados al transporte sanitario, el cual sería el principal medio de transporte del ejército alemán en guerras posteriores, como la Segunda Guerra Mundial.
 
El gobierno alemán, durante la guerra, estableció un '''puente aéreo''' entre España y Alemania para la evacuación y el traslado de heridos a los hospitales. Además, tras la Guerra Civil, España creó en 1944 la Comisión de Salvamento de Náufragos e instauró un servicio de salvamento para tripulaciones tanto nacionales como extranjeras, recogiendo sin distinción de bando tanto a náufragos como a heridos. En ese mismo año, aviones del Ejército del Aire parten hacia Francia para recoger material sanitario además de realizar un breve curso de salvamento en Marsella, el cual consistió en vuelos de instrucción, prácticas de salvamento, vuelos de noche, ejercicios de toma de agua en mar abierto…
 
Además, los helicópteros adquiridos del modelo Sikorsky H-19, fueron los primeros helicópteros destinados a la búsqueda y rescate de heridos en España y disponían de una tripulación con dos pilotos y un sanitario, con algunas camillas y material de sanidad. Los procedimientos de las operaciones de salvamento cambiaron: Se pactó una acción combinada con aviones, los cuales señalaban la zona de rescate y después los helicópteros procedían al rescate y posterior evacuación de heridos.