Diferencia entre revisiones de «Juan de Echevarría»

14 bytes añadidos ,  hace 12 años
m
sin resumen de edición
(Juan de Echevarría)
 
m
'''Juan de Echevarría''' ([[Bilbao]], 14 de abril de 1875 - [[Madrid]], 8 de junio de 1931) pintor español novecentista.
 
Hijo de Federico de Echevarría y de Felipa Zuricaldy. Dada la dedicación paterna a la gran industria, éste parecía iba a ser el destino del futuro realista, al que se dio educación muy esmerada, cursando el bachillerato en [[Angulema]], y los estudios superiores en el colegio de [[Eton]] ([[Inglaterra]]) y en la [[Universidad de Mittweida]] ([[Alemania]]). Al terminar la carrera y regresar a España, fallece su madre, de la que ha heredado el gusto por la música. Ya no duda más y marcha a [[París]], concurriendo con cinco lienzos en 1911 al [[Salón de Otoño]], lo que le vale los elogios de [[G.Guillaume Apollinaire]]. Contrae matrimonio en la [[Abadía de Westminster]] con Enriqueta Normand, y el nuevo matrimonio se instala en [[Madrid]]. En 1916 hace su primera exposición personal en el [[Ateneo de Madrid|Ateneo]]. En septiembre de 1919 concurre a la [[Exposición Internacional de Bilbao]], donde le ha sido reservada una sala. En 1923 y 1926 hace nuevas exposiciones en los salones de la [[Sociedad Española de Amigos del Arte]], de Madrid. En 1930 pasa a [[Hendaya]] a compartir el destierro de su dilecto amigo [[Miguel de Unamuno]]. Regresa a Madrid, donde muere el 8 de junio de 1931.
Su obra es hoy bien conocida gracias a las exposiciones póstumas celebradas en Madrid los años 1949, 1955, 1961 y 1965, sin contar con otras de más reducida selección. Y ellas han permitido ampliamente situar las características de su pintura fauve, pero de un [[fauvismo]] en ningún caso estridente ni arbitrario de color, sino exquisitamente equilibrado y ponderado, con verdadera voluptuosidad en la pasta de color y con acordes muy templados, con auténtica delectación para con el arabesco, lo que le vendrá de su devoción hacia [[Gauguin]]. En cuanto a temas, se interesó por la '''raza gitana''', pero sin explotar la vena folklórica, y también fue autor de limpios '''paisajes''', generalmente, de parajes bilbaínos, mas no sin acertar plenamente a darnos idea del Madrid de su tiempo, del que hay testimonio en un precioso enfoque del ''Paseo de la Castellana''. Ello aparte, la que debe ser considerada como máxima obra de Echevarría es la que lleva por título ''Homenaje a Gauguin'', y que se conserva en el [[Museo de Arte Contemporáneo]], de Madrid. Este lienzo, fundamental para la pintura española novecentista, es, realmente, tanto un homenaje a P. Gauguin como a [[E.Édouard Manet]], ya que se repite el tema de la mujer desnuda —en este caso, polinésica—, acostada y atendida por una servidora.
Pero, si basta tal acierto para obtener idea de las calidades de Echevarría, reafírmanse éstas en sus dos géneros predilectos, el '''bodegón''' y el '''retrato'''. Sus naturalezas inertes, encuadres de interiores burgueses, cultos, íntimos, calmosos, son todas bellísimas, cada objeto de los reproducidos valedero por sí mismo y no accesorio de ningún otro. Además de los elementos normales, como frutas y búcaros con flores, Echevarría gusta de añadir la personalidad de un libro, de una fotografía, de parte de un cuadro colgado en la pared, sin olvidar la policromía del tapete, y todo ello, resuelto con colores fríos, generalmente verdes y amarillos los predominantes, acentúa la seducción de esta atmósfera plácida y amiga.
63 868

ediciones