Abrir menú principal

Cambios

7 bytes añadidos, hace 7 años
sin resumen de edición
Los arameos formaron un bloque inédito y elemental en la historia del Próximo Oriente desde el [[siglo XII a.C.]] a partir de los desplazamientos migratorios que tenían lugar desde el desierto a las zonas fértiles. Sucedieron a otros grupos semitas, como los [[suteos]], [[akhlamu]] y los [[cananeos]]. La presencia de los arameos, aún sin haber sido expuesta satisfactoriamente, fue relevada por los [[caldeos]].
 
Según el epígrafe de la estatua del rey [[Idrimi]] de Alalakh, Canaán podría considerarse como país en el [[siglo XV a.C.]], siendo que es nombrado reiteradamente en la [[Biblia]] como ''tierra prometida''. Cananeos y arameos han sido relacionados en función de su presencia en la misma situación geográfica y a un semblanteseteeejefmblante fisiológico parecido.
 
Los akhlamu, de origen asirio, son otro de los pueblos relacionados con el arameo. Esta etnia, cuyas ocupaciones abarcaban desde la agricultura hasta el saqueo entre los siglos [[siglo XIV a.C.|XIV]] y el [[siglo XII a.C.|XII]] a.C., ha sido asociada con los arameos al observárseles transitando juntos en Mesopotamia. Poco se conoce de esta gente, salvo por las reseñas que se describen en una carta recibida por el rey de Babilonia [[Kadashman-Enlil II]], que envió el rey hitita [[Khattusilis III]], donde se menciona a los pendencieros akhlamu como bandoleros salteadores de caminos. En varios escritos de [[Assurnasirpal II]] (883-859 a. C.) se cita a los akhlamu-arameos siendo desterrados desde el alto Tigris, en Bit-Zamani, al país de Assur.
Usuario anónimo