Diferencia entre revisiones de «Vicente Rojo Lluch»

No hay cambio en el tamaño ,  hace 6 años
m
 
=== Estallido de la Guerra Civil ===
Ascendido a [[Comandante (militar)|comandante]] el 25 de febrero de 1936, al estallar la guerra civil, en julio de 1936, se mantuvo leal al gobierno de la [[Segunda República Española|República]], y fue uno de los militares profesionales que participó en la reorganización de las [[Ejército Popular de la República|fuerzas republicanas]] durante los instantes posteriores al [[pronunciamientogolpe de Estado del 17 y 18 de julio de 1936]]. La intención recelosa del gobierno de [[José Giral|Giral]] fue la de desmantelar el ejército, finalmente en agosto de este mismo año se reactivan los escalafones militares. No es de suponer que se cuestionase la lealtad de Vicente Rojo ya que desde los primeros instantes fue trasladado a las oficinas del Estado Mayor del Ministerio al mando de [[Juan Hernández Saravia|Hernández Saravia]]. Debido a las operaciones de acoso a la Capital desde el norte, el 24 de julio partía a [[Somosierra (Madrid)|Somosierra]] para incorporarse a una columna que estaba bajo las órdenes de Enrique Jurado, estuvo destinado hasta el 28 de agosto en [[Lozoyuela-Navas-Sieteiglesias|Lozoyuela]], tras este primer punto de contacto regresó al Estado Mayor.<ref>Vicente Rojo, «''Mi primer encuentro con las milicias''»</ref>El primer contacto con los milicianos fue muy bien entendido y fue considerado a partir de ese primer destino.<ref name="Castro">[[Enrique Castro Delgado]], (1963), «''Hombres made in Moscú''», Barcelona</ref> Durante esos meses de gran actividad tuvieron que reorganizar un nuevo ejército capaz de enfrentarse con las tropas nacionales que avanzaban por [[Extremadura]] hacia la capital, en ese intento se creó la Inspección General de Milicias con el objeto de controlar los batallones de voluntarios. El 18 de agosto llegan las noticias de la [[Batalla de Badajoz (1936)|toma de Badajoz]] y de las [[Masacre de Badajoz|brutales represiones]] posteriores por parte del [[Juan Yagüe|general Yagüe]].
 
Una de las primeras misiones asignadas a Vicente Rojo (en compañía de un miliciano al que denomina simplemente M. en sus papeles<ref name="PapR" />) fue la de pactar una rendición al [[Asedio del Alcázar de Toledo|asediado Alcázar de Toledo]] el 9 de septiembre de 1936, esta misión (propuesta por [[Largo Caballero]]) fue ciertamente dura para él, ya que suponía volver a la academia en la que estuvo destinado como profesor durante casi una década. El 8 de septiembre la Junta de Defensa de Toledo (ubicado en la casa de Correos) redacta el mensaje que debe aceptar Moscardó. Rojo sabe de antemano que Moscardó no aceptará las condiciones. Ese 9 de septiembre a las diez de la mañana entra por Puerta de los Carros con los ojos vendados a entrevistarse con Moscardó. Muchos de sus viejos camaradas se encontraban en su interior (entre ellos su antiguo colaborador [[Emilio Alamán Ortega]]). La recepción en el Alcázar por el [[José Moscardó|general Moscardó]] fue fría y protocolaria, escuchó las condiciones y posteriormente permitió que Rojo saludara a sus antiguos colegas. Solicitó la entrada al recinto de un sacerdote para que pudiera hacer sus servicios religiosos en el Interior del [[Alcazar de Toledo|Alcázar]]. Regresó a Madrid e informó en persona a [[Largo Caballero]] de lo sucedido.<ref>Caja 26/5 del Archivo de Vicente Rojo, Archivo Histórico Nacional</ref>
Usuario anónimo