Diferencia entre revisiones de «Giga (danza)»

42 bytes eliminados ,  hace 4 años
m
Bot: [​[Fitzwilliam Virginal Book|Fitzwilliam Virginal Book]​] → [​[Fitzwilliam Virginal Book]​], [​[Domenico Zipoli|Domenico Zipoli]​] → [​[Domenico Zipoli]​] ,∵Cambiado pipelink a regular_link PR:CW#64
m (Bot - Categorizando artículos sin referencias)
m (Bot: [​[Fitzwilliam Virginal Book|Fitzwilliam Virginal Book]​] → [​[Fitzwilliam Virginal Book]​], [​[Domenico Zipoli|Domenico Zipoli]​] → [​[Domenico Zipoli]​] ,∵Cambiado pipelink a regular_link PR:CW#64)
 
== Historia ==
La danza nació en [[Irlanda]] e [[Inglaterra]]. El término parece proceder del francés giguer (juguetear, saltar); sin embargo se repatrió como forma musical y desarrolló características musicales específicas en el Continente (Giga). En Inglaterra no implicaba características rítmicas especiales, excepto en manos de compositores que escribían en imitación del estilo continental (generalmente italiano y no francés). Entre los primeros ejemplos se encuentran versiones musicales o variaciones específicas sobre melodías de jigs que a veces llevaban el nombre de los personajes escénicos que las interpretaban; así “Nobody´s Jig”, del [[Fitzwilliam Virginal Book|Fitzwilliam Virginal Book]] y en otras fuentes hace referencia al personaje interpretado por R. Reynolds en la comedia ''Somebody and Nobody''.
 
La giga se adoptó en Francia en la corte de [[Luis XIV de Francia|Luis XIV]]. Se conoció en Francia hacia la década de 1650 ([[Charbonnières (Saona y Loira)|Chambonnières]]) y pasó de ser una parte importante del repertorio para laúd y clave ([[Ennemond Alexandre Petitot|Ennemond]] y Denis Gaultier, Nicolas-Antoine Lebègue). Un tipo se consideraba una [[allemande]] rápida, con inclusión de puntillos (los Gaultier), pero en la música escénica ([[Jean-Baptiste Lully|Lully]]), se utilizó la variedad binaria reexpositiva con anacrusas más familiar, relacionada con el canario. En la suite barroca de [[Johann Sebastian Bach]], la giga es el movimiento final. La popularidad creciente de este tipo de danzas durante la segunda mitad del siglo XVII es, en su mayor parte, conocida gracias al trabajo de Jean-Baptiste Lully. La primera danza apodada como giga en los ''[[Ballet cortesano|ballets de cou]]''[[Ballet cortesano|r]] de Lully aparece en 1660, y dieciséis más aparecen en sus trabajos hasta 1687.
En la época barroca, las gigas podían estar compuestas bien para un teatro (cuyo baile se realizaba individualmente) o bien para un salón de baile (que, por el contrario, se bailaba en pareja). La giga teatral constaba de una danza virtuosa compuesta de piruetas que demostraban la técnica del bailarín profesional. La giga de los salones de baile era mucho más simple en cuanto a técnica, pero poseía la misma vivacidad. Servía para demostrar las habilidades y el dominio de los pasos de baile; sin embargo, como en todas las danzas de corte barrocas, tenía que ir acompañada de un porte elegante.
 
A comienzos del siglo XVIII, prevaleció, por regla general, la influencia italiana ([[François Couperin|François couperin]], [[Jean-Philippe Rameau|Rameau]]). Su tempo variaba pero era habitualmente rápido: más vivo que una loure, más lento que un canario. En Italia era mucho más rápida y era especialmente habitual en la música para violín (Vitali, op. 4, 1668), con frecuencia como último movimiento de las sonatas a solo ([[Domenico Zipoli|Domenico Zipoli]]) y las sonatas en trío ([[Arcangelo Corelli|Corelli]]). En Alemania, la mayor parte de los compositores la textura imitativa francesa (Froberger), estableciendo a menudo una relación más estrecha entre las secciones por medio de la utilización de una inversión del motivo como sujeto de la segunda sección (por ejemplo la Gigue de la Suite Francesa número 4, de Bach). Favorecieron con frecuencia el movimiento fluido en tresillos ([[Georg Friedrich Händel|Haendel]], Bach). Las gigas escritas en compás binario simple suelen requerir la interpretación en tresillos.
 
Aproximadamente una docena de gigas de las danzas y teatros del siglo XVIII pueden encontrarse coreografiadas en la notación que transcribía danzas del siglo XVIII. Dos danzas de Raoul-Auger Feuillet y Guillaume-Louis Pecour contienen los testimonios más famosos de coreografías de este género. La “Guigue pour Homme” y la “Gigue à Deux”, pueden encontrarse en la recopilación de danzas de Feuillet Recüeil de danzes, publicada en 1700. “La contredance” de Pecour puede encontrarse en otro recopilatorio de Feuillet, publicado ese mismo año.
223 389

ediciones