Un grisín o "glisin" (italianismo del Río de la Plata),[1]​ también llamado colín (en España y Chile), pico en el Sur de España o palillo de pan es un tipo de pan de procedencia italiana (grissini) crujiente y de forma fina y alargada. En Uruguay y Argentina, es común que se sirva antes de la comida en los restaurantes. En la actualidad se fabrican de diferentes sabores (queso, cebolla, orégano, etc). En España y Chile, se los llama colines; en Venezuela, se las llama señoritas; en Cuba, se los llama palitroques; en Paraguay se los llama palitos.

Palillos de pan.

No hay que confundir los grisines con las "rosquilletas" de la zona de Valencia, España, porque no se hacen con la misma masa y son más esponjosas y crujientes.

ReferenciasEditar