Abrir menú principal

Hipersomnia primaria

La hipersomnia primaria (o hipersomnia recurrente o hipersomnia idiopática, o también en terminación masculina: hipersomnio primario o hipersomnio recurrente o hipersomnio idiopático) es uno de los denominados trastornos intrínsecos del sueño. Se caracteriza por somnolencia excesiva diaria, por episodios prolongados de sueño nocturno y por intervalos de sueño diurno, durante al menos un mes.

Hipersomnia primaria
Clasificación y recursos externos
Especialidad Neurología y medicina del sueño
CIE-10 G47.1, F51.1
CIE-9 327.1 780.53-780.54
CIAP-2 P06
eMedicine med/3129
MeSH D006970
Sinónimos
  • Hipersomnia recurrente
  • Hipersomnia idiopática
Wikipedia no es un consultorio médico Aviso médico 

Ello causa deterioro funcional significativo, en ausencia de insomnio o de otro trastorno psíquico o mental, que no sea efecto del uso de substancias psicotrópicas o de fármacos.

Índice

Cuadro clínicoEditar

A quienes padecen hipersomnia les acontecen episodios recurrentes de somnolencia diurna excesiva, a pesar de que la persona duerma largas horas durante la noche previa. Esta somnolencia diurna difiere de la sensación común de cansancio causada por interrupción del sueño nocturno. A estos pacientes les es imperativo descansar o tomar lo equivalente a siestas en momentos y lugares inadecuados: en el trabajo o durante una cena fuera de casa. Las siestas normales, diurnas, generalmente son largas y no aportan mejoras en los síntomas.

A las personas con hipersomnia se les dificulta levantarse en la mañana y se sienten desorientados. Es común que tengan que usar varios despertadores y alarmas para obligarse a despertar. Otros síntomas pueden incluir ansiedad, irritabilidad, falta de energía, pensamientos lentos y dificultad para memorizar. Algunos pacientes incluso pierden capacidad para interactuar socialmente en la familia o en el trabajo.

CausasEditar

Causas de hipersomnia pueden ser lesiones cerebrales, trastornos como depresión clínica, uremia, hiperglucemia y fibromialgia. La hipersomnia puede constituir también un síntoma de otros trastornos del sueño: narcolepsia, apnea del sueño, síndrome de piernas inquietas y síndrome de Kleine-Levin.

Así mismo puede ser efecto secundario de ciertos medicamentos. En estos casos es secundaria: no es primaria, ni idiopática. Un factor desencadenante puede ser también la predisposición genética.

DiagnósticoEditar

Para inferir un diagnóstico deben ocurrir síntomas al menos durante un mes (tres meses según los más recientes criterios de la ICSD de 2005) e impactar significativamente la vida del paciente.

TratamientoEditar

El tratamiento es sintomático. Se pueden prescribir estimulantes como anfetaminas, metilfenidato y modafinilo. Entre otras drogas para el tratamiento existen la levotiroxina, levodopa, bromocriptina, antidepresivos e IMAOs. Los pacientes deben evitar así mismo consumos excesivos de café y de alcohol.

Véase tambiénEditar

ReferenciasEditar

  • DSM-IV TR. Manual diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales (4ª edición). American Psychiatric Association; 2000. ISBN 0-89042-025-4

Enlaces externosEditar