Abrir menú principal

DescripciónEditar

Son hierbas erectas con tallos suculentos y algo ramificados. Hojas por lo general angostamente elípticas a ovadas, glabras, cerosas en el haz. Flores anaranjadas, rojas, rosadas o moradas; sépalos 3, el anterior cimbiforme y extendido en un largo espolón tubular, los laterales laminares, linear-lanceolados; pétalos 3, el superior cordado, los laterales profundamente lobados; estambres 5, connados o conniventes cerca de las anteras formando una caperuza ajustada alrededor del ovario, la cual es decidua antes de que el estigma sea receptivo; óvulos numerosos. Fruto una cápsula típicamente 5-valvada.

DistribuciónEditar

Este género está ampliamente distribuido por todo el hemisferio norte y los trópicos. Florecen desde principios de la primavera hasta las primeras heladas y las especies tropicales pueden producir flores durante todo el año. Vegetan tanto al sol como a la sombra.

EcologíaEditar

Las diferentes especies de este género son utilizadas como alimento por las larvas de algunas especies de lepidópteros, como Melanchra persicariae.

Comprende 1269 especies descritas y de estas, solo 303 aceptadas.[1]

TaxonomíaEditar

El género fue descrito por Carlos Linneo y publicado en Species Plantarum' 2: 937-938. 1753.[2]

Etimología

El nombre científico de estas plantas se deriva de impatiens (impaciente), debido a que al tocar las vainas de semillas maduras estas explotan, esparciéndolas a varios metros. Este mecanismo es conocido como balocoria, o también como "liberación explosiva".[3]

ReferenciasEditar

Enlaces externosEditar