Juan Nepomuceno Niño

político colombiano

Juan Nepomuceno Niño Muelle (n.d. – Tunja, 29 de noviembre de 1816) fue un político del Virreinato de Nueva Granada (actual Colombia). Fue gobernador de la República de Tunja,[1]​ y un jurisconsulto del anterior Provincia, fusilado bajo el Régimen del Terror el 29 de noviembre de 1816, y conocido como uno de los próceres mártires de la independencia de Colombia.[2]

Juan Nepomuceno Niño
JUAN NEPOMUCENO NIÑO.jpg

Escudo de Tunja.svg
1º Gobernador de la República de Tunja
18 de octubre de 1811-1 de junio de 1816

Información personal
Nacimiento 1769 Ver y modificar los datos en Wikidata
Fallecimiento 29 de noviembre de 1816 Ver y modificar los datos en Wikidata
Nacionalidad Colombiana
Información profesional
Ocupación Filosofía, jurisprudencia

Juan Nepomuceno Niño nació en Tunja, el 13 de junio de 1769, hijo de Juan Agustín Niño y Álvarez, y de María Catarina Muelle y Lago. Era descendiente de la familia Niño que descubrió América junto con Colón, concretamente de Pedro Alonso Niño. La familia Niño fue una de las familias que no solo financiaron la expedición de Colón, sino que además se comprometieron con personas y barcos. La embarcación La Niña era de esta familia, y Pedro Alonso Niño era el piloto mayor de la Santa María en el viaje colombino. La estela de este intrépido y experimentado navegante, fiel a sus raíces, la siguió primero su hijo Francisco, y el hijo de este llamado también Pedro Alonso Niño, quien acabaría por instalarse, después de hacer la conquista y poblamiento de la provincia de Santa Marta, en la ciudad de Tunja, donde se casó y procreó hijos legítimos y naturales, fruto estos últimos de la unión extramarital con una indígena. Esta circunstancia aceleró un proceso de aculturación que con el tiempo se convertiría en la seña de identidad del pueblo americano.

Se casó con María Teresa Camacho Lago, hermana de Justo José Joaquín Camacho Lago. Fue becado en el Colegio del Rosario para estudiar derecho. (Ospina s.f., 97-98) En 1809, con José Joaquín Camacho y otros, Dr. Niño fue candidato para ser diputado en las cortes españolas, en representación de la Nueva Granada en las elecciones adelantadas en Tunja. (Báez 2010,12). El 18 de octubre de 1810 fue elegido vicepresidente de la Junta Superior Gubernativa que rigió en la provincia después de la revolución. Posteriormente, el Colegio Electoral de 1812 lo eligió presidente gobernador del nuevo emancipado República de Tunja. (Departamento de Boyacá 1913).

Este líder político defendió las ideas federativas por lo que se convirtió en uno de los mayores opositores de Antonio Nariño, defensor del Centralismo. Al recrudecerse las discordias entre centralistas y federalistas se desató la Guerra civil de 1812-1813, que para muchos era el conflicto por el control del poder que podía oscilar entre la continuidad del gobierno monárquico y la consolidación de un proyecto republicano con autonomía de las provincias, otras tendencias lo redujeron a la disputa entre Tunja y Santa Fe. En esta guerra Niño jugó un papel significativo, porque pretendió afianzar y defender el poder de las provincias para garantizar el proyecto republicano. A pesar de no contar con el armamento y el entrenamiento militar requerido hizo frente a Nariño,aunque este último siempre intento evitar esta guerra civil,incluso firmaron tratados y negociaron acuerdos que al final sólo quedaron en el papel, y al final el orgullo de Niño y las ganas de poder del congreso no dejaron más salida que la guerra entre Tunja y Cundinamarca. Niño cayó prisionero en Santa Fe el 9 de enero y Nariño demostró que no era un tirano como creía Niño y le dio un buen trato a él y a todos los prisioneros, días después lo dejó en libertad. El partido federal perdió terreno y el gobierno de Nariño hizo causa común con el de Tunja.

En 1816 Niño huyó debido a la invasión realista, pero fue encontrado por los soldados de Morillo, preso y conducido a Santa Fe, donde sufrió largos días de cárcel. El 14 de septiembre rindió una declaración oficial y el consejo de guerra lo condenó a muerte, posteriormente fue trasladado a Tunja, donde tuvo por prisión la antigua casa de Latorre. Finalmente, el 29 de noviembre tuvo lugar el fusilamiento contra la pared norte de la plazuela de San Laureano, junto con el Dr. Vázquez y teniente coronel José Ramón Linero. "El cadáver del doctor Niño sufrió los horrores del hueco, un taco quemó sus vestiduras, posteriormente fueron sepultados en fosa común en la capilla de la plazuela"

Véase tambiénEditar

ReferenciasEditar