Abrir menú principal

La Torresaviñán

localidad de España

Orígenes e historiaEditar

Francisco Layna Serrano, en su libro Castillos de Guadalajara, hace una breve referencia a la posibilidad de que en La Torresaviñán hubiera podido existir un castro celtíbero, y el propio marqués de Cerralbo confirma hallazgos celtíberos en "el camino real de Sigüenza", en la parte posterior del cerro en que se alza el castillo.

El castillo que aún vemos en pie en la actualidad, fue erigido por Don Manrique de Lara, señor de Molina, en el extremo de su señorío, con la finalidad de defender el límite de los territorios conquistados al reino taifa de Molina. De acuerdo a Fray Toribio Minguela, autor de la Historia de la Diócesis de Sigüenza, Don Bernardo, conquistador de la ciudad, habla de los muchos problemas que le causan las tropas árabes desde las fortalezas de Algora y Torremocha del Campo. La cercanía de ambas poblaciones a La Torresaviñan nos permite imaginar una situación de constantes esacaramuzas en el siglo XII, que justificaría la necesidad de una línea defensiva a base de castillos y torres: en la misma época fueron erigidas las fortalezas de Tortonda, y la fortaleza de Torrecuadrada de los Valles en Torrecuadrada de los Valles. Las tres torres forman un territorio en su interior que fue ampliamente repoblado por Manrique de Lara durante el siglo XII, con colonos procedentes de sus posesiones en el Alfoz de Lara, en Burgos.

La Torresaviñán pasó a ser posesión del obispo de Sigüenza, a quien sería vendida por los Señores de Molina, y en cuyo poder permaneció hasta finales del siglo XIX.

Durante la Guerra de Sucesión entre austrias y borbones, los ejércitos de los austrias, en retirada, volaron a cañonazos las murallas y parte de la torre del castillo, según Francisco Layna Serrano, debido a lo cual presenta su actual aspecto.

MonumentosEditar

  • La torre de Saviñán, atalaya de los siglos XI y XII sin remodelar y parcialmente destruida en la Guerra de Sucesión española. Se constituyó como torre fuerte aislada para la defensa y control de todo un área y de los pueblos o aldeas cercanos, sobre un cerro visualmente privilegiado. La medición por escala de la torre ha permitido establecer su altura en 16 metros, lo que supone un área de visión desde lo alto que abarca al sur las estibaciones de la Sierra de Megorrón en el límite con Cifuentes; al oeste los territorios de Sigüenza: al norte Alcolea del Pinar; y al este el Otero de Sacecorbo.[cita requerida]

TurismoEditar

Está incluida en el Tramo 10 de la Ruta de Don Quijote, que une La Fuensaviñán y Atienza pasando por Sigüenza.

Enlaces externosEditar