Libia (mitología)

En la mitología griega Libia (del griego antiguo: Λιβύη, Libye) es el nombre de varios personajes femeninos difícilmente diferenciables, pero que en general son consideradas como las heroínas epónimas de esa tierra meridional. Según la visión geográfica de Heródoto y el mundo griego antiguo, Libia también corresponde con una de las tres partes en las que se dividía la ecúmene o hemisferio habitable, correspondiendo en la actualidad con la región del Norte de África, y en concreto con la antigua Libia. Las otras dos partes de la ecúmene eran Europa y Asia (comprendida primero como la región de Anatolia y más tarde con Asia occidental). Más tarde Estrabón, otro geógrafo, expandiría estas fronteras.

Las entradas abajo citadas se centrarán en los personajes llamados Libia; de citar a Libia de manera geográfica se especificará en el texto para obviar confusiones.

En Andrón de HalicarnasoEditar

La primera mención de Libia en la mitografía clásica es la que nos proporciona Andrón de Halicarnaso, quien hace a Océano, titán y a la vez río epónimo que circunda el mundo, padre de al menos cuatro ninfas Oceánides, todas en calidad de ninfas epónimas: Europa y Tracia, habidas por una tal Parténope, y también Libia y Asia, esta vez con Ponfólige, que parece ser un hápax. Aunque no se dan más datos acerca de este contexto, está claro que Andrón tenía una intención al menos etiológica.[1][2]

En ApolodoroEditar

Quizás la versión más conocida de Libia es la que nos brinda Apolodoro en la Biblioteca, aunque sea una narración centrada en una pura genealogía. En la "Descendencia de Ínaco", que corresponde al segundo libro de la Biblioteca, se nos habla de que Libia era hija de Menfisnáyade epónima e hija del dios fluvial Nilo — y de Épafo — hijo de Ío y de Zeus —. El mismo autor nos aclara que Libia «era epónima de ese país». A su vez de Libia y Poseidón nacieron dos hijos célebres: Agénor «que marchó a Fenicia donde reinó» y Belo «que permaneció en Egipto y fue rey». Aunque termina aquí la disertación sobre Libia, podemos apreciar que el autor también tenía intenciones geográficas para establecer su relato a partir de Libia. No obstante pocas líneas después se nos dice que Belo estableció a su hijo Dánao en las tierras de Libia.[3]

La narración de Apolodoro, especialmente en las genealogías, sigue directamente al Catálogo de mujeres de Hesíodo, donde toma primacía la unión de una mortal con un dios — y parece que esta sería la primera fuente en citar la unión de Poseidón y Libia . No se ha conservado mucha información al respecto de Libia, pero sí de sus descendientes. Tomando en cuenta que la tradición de Libia y sus hijos ya estaba establecida desde los autores antiguos, como Esquilo y Píndaro, se presupone que el esquema de la genealogía fue copiada de Hesíodo en la Biblioteca mitológica, al menos Libia como madre de Belo.[4][5]

En HiginoEditar

Higino, poeta latino tardío, también tiene una fábula en donde aparece Libia. En sus Fábulas se nos dice sucintamente que Júpiter ordenó a Épafo, a quien había engendrado de Ío, construir ciudades en Egipto y reinar allí. Primero fundó Menfis y después otras muchas. De su esposa Casiopea engendró a su hija Libia, de quien esa tierra recibió el nombre.[6]​ De nuevo se nos vuelve a indicar que Libia era un personaje epónimo.

Unas fábulas más adelante nos dice que Libia engendró con Neptuno a Agénor y Belo, como establece la tradición común.[7]

Más adelante, y ya contradiciéndose, el autor nos dice que Libia era hija de Palamedes, y que con Mercurio tuvo a un tal Libis, del que nada más se sabe.[8]​ Este episodio no es citado en ninguna otra fuente, por lo que no podemos saber si fue una invención del autor o en cambio se basó en un episodio a día de hoy perdido. No obstante H. I. Rose, en una de sus anotaciones a propósito de las Fábulas, nos aclara que Libia es hija de Épafo como suponíamos, y que probablemente Higino cometiese una errata (como es muy común en sus textos, llenos de versos corruptos y contradicciones sistemáticas).

En PausaniasEditar

Como sucede con otros autores, la mención de Libia por el geógrafo Pausanias es escasa. El autor, hablando a propósito de Megara, dice que hay una acrópolis llamada Nisea. Bajando de la acrópolis está junto al mar el sepulcro de Lélege, del que dicen que vino de Egipto y fue rey, y que era hijo de Posidón y de Libia, la hija de Épafo. Desde Nisea se extiende una isla no grande, Minoa.[9]

En Apolonio de RodasEditar

Según Apolonio de Rodas, Libia tuvo de Tritón, un dios marino con culto en las tierras de Libia, varias ninfas que auxiliaron a los argonautas. No obstante el autor solo menciona a una de ellas, Calista, que mantiene un diálogo con el argonauta Eufemo: «Soy de la estirpe de Tritón, nodriza de tus hijos, amigo, no hija tuya. Pues Tritón y Libia son mis padres. Pero déjame junto a las doncellas de Nereo, que habite en el mar cerca de Ánafe. Saldré después a los rayos del sol, bien dispuesta para tus descendientes».[10]

En Pseudo-ClementeEditar

Clemente de Alejandría, o más correctamente Pseudo-Clemente, tan solo nos dice que Libia fue la madre de Belo, pero por Zeus, no Poseidón, como estamos acostumbrados.[11]

ReferenciasEditar

  1. Andrón de Halicarnaso, fragmento 7.
  2. Robert Louis Fowler: Early Greek Mythography, volumen 2, página 13.
  3. Apolodoro: Biblioteca II 1, 4
  4. Hesíodo: Catálogo de mujeres, fr. 137
  5. M. L. West: The Hesiodic Catalogue of Women Its Nature, Structure, and Origins, página 77.
  6. Higino: Fábulas 149 (Épafo)
  7. Higino: Fábulas 157 (Los hijos de Neptuno)
  8. Higino: Fábulas 160 (Los hijos de Mercurio)
  9. Pausanias: Descripción de Grecia I 44, 3
  10. Apolonio de Rodas: Argonáuticas IV, 1742-1746
  11. Pseudo-Clemente: Reconocimientos X 21–23

Bibliografía y enlaces externosEditar