Abrir menú principal

El merino mayor de Guipúzcoa era un oficial de alto rango al servicio de la Corona castellana que tenía encomendadas algunas competencias judiciales y militares en la merindad mayor de Guipúzcoa, territorio incluido en la actualidad en la provincia de Guipúzcoa del País Vasco, (España).

Índice

HistoriaEditar

 
Retrato imaginario de Alfonso X de Castilla. José María Rodríguez de Losada. (Ayuntamiento de León).

Lamingueiro Fernández señaló que ya desde los siglos X y XI los monarcas leoneses intentaron hacer que su presencia fuera efectiva en todos los lugares de su jurisdicción, por lo que se vieron obligados a llevar a cabo una política particular en cada uno de ellos, y de ese modo aparecieron las merindades mayores y menores, las tenencias, los alfoces y posteriormente, a mediados del siglo XIII y en el reinado de Alfonso X de Castilla, los adelantamientos.[1]

En el reinado de Fernando III de Castilla ya estaban plenamente definidas las jurisdicciones y competencias de los merinos mayores y menores, y Lamingueiro Fernández señaló que los primeros eran oficiales de la Corona de alto rango, con extensas competencias jurídico-administrativas, y con poderes recibidos directamente de manos del rey.[1]​ Y fue también el rey Fernando III quien designó merinos mayores para el reino de Castilla y posteriormente para los de León, Galicia y Murcia.[1]

A la muerte de Fernando III de Castilla, su hijo y heredero, Alfonso X, mantuvo la misma división administrativa que había existido en el reinado de su padre y, de ese modo, todos sus territorios continuaron divididos en cuatro merindades mayores, aunque en 1253 se creó el adelantamiento mayor de la frontera para los territorios limítrofes con el reino nazarí de Granada,[1]​ y en 1258, cinco años después, los merinos mayores de León, Castilla y Murcia fueron reemplazados por adelantados mayores. Y en 1263 también se nombró un adelantado mayor de Galicia para reemplazar al merino mayor de ese territorio.[1]

Desde que comenzó el reinado de Sancho IV de Castilla, en 1284, hasta que su nieto Alfonso XI de Castilla alcanzó la mayoría de edad,[2]​ que sería confirmada en las Cortes de Valladolid de 1325,[3]​ y a excepción de algunos casos particulares, el territorio guipuzcoano fue gobernado por los adelantados y merinos mayores de Castilla, que a veces eran el mismo individuo, aunque como caso excepcional es necesario mencionar que el noble castellano Gómez Carrillo era merino mayor de Guipúzcoa en 1315.[2]

Pero fue en 1332, durante el reinado de Alfonso XI de Castilla, cuando quedó establecida «de forma definitiva», en palabras de José Luis Orella Unzué, la merindad mayor de Guipúzcoa,[2]​ y en el Ordenamiento de Alcalá de las Cortes de Alcalá de 1348 también quedó también confirmado que las merindades de Álava y Guipúzcoa serían separadas de la merindad mayor de Castilla y se convertirían en merindades mayores con su respectivo merino mayor.[4]

Merinos mayores de GuipúzcoaEditar

Reinado de Alfonso X de Castilla (1252-1284)Editar

  • (1261-1282) Diego López de Salcedo. Fue miembro de la Cofradía de Arriaga,[5]​ merino mayor de Castilla y adelantado de Álava y Guipúzcoa en el reinado de Alfonso X,[6]​ aunque conviene señalar que sus funciones de adelantado en esos territorios, que constituían una merindad mayor, eran similares a las de un merino mayor.[7]​ En octubre de 1283 ya era uno de los partidarios del infante Sancho, que posteriormente llegaría a reinar como Sancho IV de Castilla, en la rebelión de este último contra su padre, Alfonso X,[8]​ y en 1294, reinando ya Sancho IV, era merino mayor de Álava.[9]

Reinado de Sancho IV de Castilla (1284-1295)Editar

Reinado de Fernando IV de Castilla (1295-1312)Editar

Reinado de Alfonso XI de Castilla (1312-1350)Editar

Reinado de Pedro I de Castilla (1350-1369)Editar

 
Gran dobla o dobla de a diez de Pedro I de Castilla, hijo y sucesor de Alfonso XI, acuñada en Sevilla en 1360. (M.A.N., Madrid).

Reinado de Enrique II de Castilla (1369-1379)Editar

Reinado de Juan I de Castilla (1379-1390)Editar

 
Miniatura medieval que representa la batalla de Aljubarrota, librada en 1385.

Reinado de Enrique III de Castilla (1390-1406)Editar

ReferenciasEditar

BibliografíaEditar

  • Díaz Martín, Luis Vicente (1987). Los oficiales de Pedro I de Castilla (2ª edición). Valladolid: Secretariado de Publicaciones de la Universidad de Valladolid. 
  • Salazar y Acha, Jaime de (2000). Centro de Estudios Políticos y Constitucionales, ed. La casa del Rey de Castilla y León en la Edad Media. Colección Historia de la Sociedad Política, dirigida por Bartolomé Clavero Salvador (1ª edición). Madrid: Rumagraf S.A. ISBN 978-84-259-1128-6. 
  • Vázquez Campos, Braulio (2006). Los adelantados mayores de la frontera o Andalucía (Siglos XIII-XIV) (1ª edición). Camas: Diputación de Sevilla. ISBN 84-7798-230-9.