Abrir menú principal

La oca (en quechua: uqa)?, papa oca o ibia (Oxalis tuberosa) es una planta que se cultiva en la puna de los Andes centrales y meridionales y entre los 3000 y los 3900 msnm en los Andes septentrionales, por su tubérculo dulce comestible rico en almidón.[1]

Symbol question.svg
 
Oxalis tuberosa
Oca.jpg
Tubérculos crudos de O. tuberosa
Taxonomía
Reino: Plantae
División: Magnoliophyta
Clase: Magnoliopsida
Orden: Geraniales
Familia: Oxalidaceae
Género: Oxalis
Especie: O. tuberosa
Molina, 1782
Vista de la planta

También es conocida como apiha, apiña, apilla, kawi (en aymara), lamaki (en kallawaya), timbo, quiba, papa roja, papa extranjera o huisisai.

La oca es un cultivo tradicional de la región andina como sustituto y complemento de la patata. Aunque tarda más en alcanzar la madurez, y tiene en consecuencia un rendimiento menor, la oca es más resistente que la papa a las plagas, y garantiza por lo tanto una producción estable. Es el tubérculo más cultivado después de la patata en la región andina central, con más de 50 000 ha plantadas en el Perú, Argentina y Bolivia en donde se cultivan unas 32 000 hectáreas.

Índice

DescripciónEditar

O. tuberosa es una hierba de tallos suculentos y porte bajo, de 20 a 30 cm de altura. Las hojas son trifoliadas, acorazonadas y alternas, de color verde azulado, con peciolos de dos a nueve cm de altura.[2]

La planta florece en verano; las inflorescencias se separan en dos cimas con cuatro o cinco flores. Estas son pequeñas, con un cáliz formado por cinco sépalos, y una corola de cinco pétalos de color amarillo dorado. La flor cae normalmente poco después de abrirse, por lo que rara vez produce fruto; cuando lo hay es una cápsula que contiene dos o tres semillas. La polinización es cruzada.

En el otoño, respondiendo a la disminución de las horas de luz, la planta comienza a producir los tubérculos, que crecerán lentamente hasta la primavera, que es la época ideal para la cosecha; éstos tienen el tamaño de un huevo de paloma, y son el resultado del engrosamiento de los estolones producidos en las yemas axilares de los nudos del tallo. Las variedades andinas originales varían en color desde el negro azulado al blanco; la variedad introducida en Nueva Zelanda en 1860, popular allí desde entonces, es de un color rosa carne uniforme. Todas ellas muestran yemas claramente marcadas.

En las zonas tropicales, donde el acortamiento de los días no es lo suficientemente apreciable, se intensifica el crecimiento del follaje de la planta y los tubérculos producidos son menores. Inversamente, en climas propensos a las heladas tempranas, la planta puede morir antes de haber desarrollado una raíz lo suficientemente vigorosa; sin embargo, resiste bien los inviernos crudos una vez se desarrollan los tubérculos.

CultivoEditar

Su centro de origen se encuentra en la región andina.[3]​ Se planta entre los 2,800 y los 4,000 msnm. En Nueva Zelanda y el sur de Chile, sin embargo, se ha plantado con éxito a nivel del mar. La oca crece en un amplio abanico de pluviosidades: entre 550 y 2100 mm anuales. También se cultiva en la región de los bosques de niebla de Zongolica, en el estado mexicano de Veracruz.

TaxonomíaEditar

Oxalis tuberosa fue descrita por el sacerdote, naturalista, geógrafo y cronista hispano-chileno Juan Ignacio Molina y publicada en Saggio sulla Storia Naturale del Chili . . . 132, 352 en 1782.[4]

Etimología

Oxalis: nombre genérico que deriva de la palabra griega: oxys para "agudo, amargo", refiriéndose al sabor agradablemente amargo de las hojas y el tallo.[5]

tuberosa: epíteto latíno que significa "tuberosa. con tubérculo".[6]

Sinonimia
  • Acetosella crenata (Jacq.) Kuntze
  • Acetosella tuberosa (Molina) Kuntze
  • Oxalis aracatcha hort. ex Zucc.
  • Oxalis arracacha G. Don
  • Oxalis chicligastensis R. Knuth
  • Oxalis crassicaulis Zucc.
  • Oxalis crenata Jacq.
  • Oxalis melilotoides var. argentina Griseb.
  • Xanthoxalis crassicaulis (Zucc.) Small
  • Xanthoxalis tuberosa (Molina) Holub[7]

Importancia económica y culturalEditar

Uso en gastronomíaEditar

Oca, sin cáscara[8]
Valor nutricional por cada 100 g
Energía 53 kcal 221 kJ
Carbohidratos 15.6 g
 • Fibra alimentaria 2.4 g
Proteínas 0.7 g
Agua 83 g
Tiamina (vit. B1) 0.01 mg (1%)
Riboflavina (vit. B2) 0.06 mg (4%)
Niacina (vit. B3) 0.61 mg (4%)
Vitamina C 23.92 mg (40%)
Hierro 0.47 mg (4%)
Zinc 0.14 mg (1%)
% de la cantidad diaria recomendada para adultos.
 
Oca y mashua cocidas y peladas (Perú)

El sabor del tubérculo es intenso y ligeramente ácido; según el tiempo de cocción, la textura puede ser crujiente, como la de la zanahoria, o harinosa, como la patata cuando está completamente cocida. Las hojas tiernas también pueden consumirse.

La acidez de la oca se debe a la presencia de ácido oxálico, sobre todo en la piel del tubérculo. Los métodos tradicionales de preparación de los pueblos andinos tienen como objetivo reducir su cantidad, pues es tóxico. Debe cocerse en varias aguas para eliminar progresivamente el ácido. La exposición del tubérculo al sol durante un período de hasta una semana es útil también para eliminarlo, ayudando además a la producción de azúcares. Las variedades modernas, sin embargo, contienen una menor concentración.

Existen 3 tipos: las amarillas, que se cultivan principalmente en los valles, las rojas y las moradas que se cultivan en condiciones más adversas. Las dos primeras tienen un sabor más ácido, aún tras ser expuestas al sol; las moradas son de sabor dulce, pero el tamaño es menor.

Las preparaciones típicas son similares a las de la patata y otros tubérculos. También se deshidrata y muele para obtener una fécula similar al chuño, llamada khaya.

En Nueva Zelanda, donde se empezó a cultivar a finales del siglo XX, ha tenido muy buena aceptación y es consumida hervida, asada o frita.[9]​ También se cultiva en México y Australia.[10]

Véase tambiénEditar

ReferenciasEditar

  1. «Oca». Genebank (en inglés estadounidense). Consultado el 20 de mayo de 2019. 
  2. Lim, T. K. (2016). Edible Medicinal and Non-Medicinal Plants (en inglés). Springer International Publishing. pp. 139-146. ISBN 9783319260617. doi:10.1007/978-3-319-26062-4. Consultado el 20 de mayo de 2019. 
  3. «Capítulo I: Origen de las plantas cultivadas en los Andes» (PDF). Consultado el 14 de febrero de 2016. 
  4. «Oxalis tuberosa». Tropicos.org. Missouri Botanical Garden. Consultado el 1 de enero de 2015. 
  5. En Nombre Botánicos
  6. «triandrus - tubulosus». Dictionary of Botanical Epithets. Consultado el 20 de mayo de 2019. 
  7. «Oxalis tuberosa». The Plant List. Consultado el 1 de enero de 2015. 
  8. Reyes García, María; Gómez-Sánchez Prieto, Iván; Espinoza Barriento, Cecilia (2017), Tablas peruanas de composición de alimentos (10 edición), Lima: Ministerio de Salud, Instituto Nacional de Salud, pp. 68-69, ISBN 978-612-310-117-6, consultado el 29 de abril de 2019 
  9. National Research Council, ed. (1 de enero de 1989). Lost Crops of the Incas: Little-Known Plants of the Andes with Promise for Worldwide Cultivation. National Academies Press. p. 82-91. ISBN 9780309042642. doi:10.17226/1398. Consultado el 20 de mayo de 2019. 
  10. Flores, Hector E.; Flores-Dı́az, Marietta; Alape-Girón, Alberto; Flores, Teresita (1 de abril de 2002). «Ocatin. A Novel Tuber Storage Protein from the Andean Tuber Crop Oca with Antibacterial and Antifungal Activities». Plant Physiology (en inglés) 128 (4): 1291-1302. ISSN 0032-0889. PMID 11950978. doi:10.1104/pp.010541. Consultado el 20 de mayo de 2019. 

Véase tambiénEditar