Reunificacionismo de Puerto Rico

movimiento político reintegracionista

Reunificación de Puerto Rico con España, reunificacionismo, es un movimiento cívico político de índole antiimperialista, anticolonialista e hispanista que se desarrolla en Puerto Rico.[1]​ Este procura resolver el centenario problema colonial de Puerto Rico mediante la plena reincorporación de la isla con España, como la 18.ª Comunidad Autónoma española. Es decir, devolviendo la antigua soberanía de Puerto Rico a la organización territorial de España.

Localización de Puerto Rico (en verde) y de la nación española (en naranja).

El movimiento de la reunificación de Puerto Rico con España sostiene que esta alternativa política es una fórmula de futuro marcadamente superior cuando se considera sus alcances políticos, sociales y económicos. Particularmente, cuando se compara con las demás alternativas de estatus tradicionalmente consideradas para Puerto Rico. Los fundamentos de esta opción política fueron inicialmente expuestos por Francisco González Sosa en su artículo, Descolonizando a Puerto Rico en el Siglo XXI: La Opción Española [2]

Los seguidores del reunificacionismo o reunificacionistas, argumentan que políticamente la reunificación es una alternativa de estatus no colonial y con excelentes oportunidades de crecimiento económico para Puerto Rico, así como para España. Argumentan que es una opción política de futuro con amplios poderes políticos, la cual provee estabilidad y justicia social para los puertorriqueños en y desde Puerto Rico.

Sostienen que económicamente las facultades autonómicas constitucionalmente reconocidas por España ofrecen la oportunidad de convertir al Puerto Rico español en una próspera jurisdicción española en el Caribe, un enclave español y europeo en América. Que geográficamente la Isla podría aprovechar el comercio entre Norte y Sur América, así como el comercio entre Asia y Europa a través del Canal de Panamá. Sostienen que el potencial desarrollo del Puerto Rico español es excepcional cuando se considera la existente capacidad económica de la Isla sin limitaciones comerciales, exento de restricciones de cabotaje y con igualdad política.

En términos sociales, el movimiento plantea que la reunificación es una solución política históricamente correcta y digna para Puerto Rico. El reunificacionismo se fundamenta en el hecho de que Puerto Rico ha retenido sus profundas raíces españolas, que aún es España y que los puertorriqueños son una de las tantas nacionalidades históricas de las Españas. El movimiento reunificacionista plantea que la reunificación ofrece a los puertorriqueños total igualdad política con el resto de España, nación que es la Madre Patria de Puerto Rico y con la cual los puertorriqueños siempre han tenido profundos lazos de hermandad y afinidad cultural.

HistoriaEditar

La primera exteriorización pública y organizada del reunificacionismo se da en 2012, año en que se fundó la primera organización defensora de dicho movimiento: Autonomía para Puerto Rico, cuyo primer y principal representante fue el puertorriqueño Iván Arrache Young. Con objeto de darse a conocer, la entidad pronto comenzaría a organizar debates, conferencias y otros actos con los que manifestarían las reivindicaciones y posiciones del reunificacionismo.

En 2014, dos años después de su creación, algunos de los miembros de la asociación Autonomía para Puerto Rico darían un paso más al fundar el Movimiento de Reunificación de Puerto Rico con España (MRE), conformado en su mayoría por puertorriqueños defensores de la reincorporación de la isla a España en forma de comunidad autónoma, y con aspiraciones a llegar a constituir un partido político una vez las tesis reunificacionistas fuesen conocidas y comprendidas por al menos una proporción significativa de la población puertorriqueña.

El Movimiento de Reunificación de Puerto Rico con España (MRE)[3]​ sería presidido por el puertorriqueño José Nieves Seise, quien crearía un programa de radio mensual denominado MRE al día, e incluso llegaría a exponer, presencialmente, la ilegitimidad del Tratado de París de 1898 ante las Naciones Unidas.

Un ejemplo recurrente con el que los integrantes del MRE trataron de hacer comprender las - a su juicio- ventajas de la reunificación, sería el estatus actual de las Islas Canarias, archipiélago africano que constituye una comunidad autónoma española y una región ultraperiférica de la Unión Europea.

 
Bandera y siglas del Movimiento de Reunificación de Puerto Rico con España (2014-2021)

Con todo esto, el MRE, pronto se conformó como un movimiento activo y de más calado social, tanto física como virtualmente, hecho en parte debido a la campaña publicitaria desarrollada en la isla, mediante la que representantes y simpatizantes llegarían a repartir folletos y colocar carteles por varias localidades puertorriqueñas. Sin embargo, su mayor logro sería, quizás, la organización de la primera gran manifestación del reunificacionismo en forma de caravana automovilística, la cual tuvo lugar en San Juan de Puerto Rico el 21 de enero de 2021.[4]​ El MRE perseveró en la consecución de su objetivo inicial; su evolución a partido político y su potencialmente futura presentación a elecciones, pero una serie de divergencias internas harían esto imposible. Y es que estas acabarían desembocando en la disolución del movimiento el día 13 de abril de 2021.

No obstante, un mes más tarde, el 14 de mayo de ese mismo año, se anunciaría la constitución de un movimiento sucesor, el MPRE (Movimiento Puertorriqueño Reunificacionista con España), en principio basado en los mismos ideales que su predecesor MRE.

El 30 de mayo de 2021 se anunció la creación de la Confederación de Asociaciones Reunificacionistas Puerto Rico/España (COAR), la cual aglutina al propio MPRE y la Asociación puertorriqueña fundada en enero de 2017 Adelante Reunificacionistas (ambas con sede en Puerto Rico), Asociación legalmente constituida en 2016 en España en apoyo al movimiento reunificacionista y con sede en Granada. Las tres plataformas deciden así llevar a cabo una estrategia general común, a pesar de que cada una de ellas mantiene también su propia línea de acción individual.

IdeologíaEditar

Según sus partidarios, la reincorporación de la isla a España implicaría un gran crecimiento económico, debido a la hipotética participación de la economía puertorriqueña tanto en la plenitud del tejido americano como en la red económica comunitaria de la Unión Europea. Asimismo, la isla adoptaría los estándares de bienestar social de los países europeos, como aquellos relativos a la educación y a la sanidad pública y de calidad. Además —aseguran los reunificacionistas— se obtendría un nivel de libertades y derechos mucho mayor que del que ahora disponen los puertorriqueños, cuya participación política en asuntos estadounidenses es extremadamente limitada. Por otra parte, explican sus partidarios, la reintegración en España traería consigo la ciudadanía europea, con las ventajas que esto conlleva, siendo algunos ejemplos de ello: el libre tránsito de bienes y personas, el no requerimiento de visado para residir, trabajar o viajar por Europa, acceder a las universidades europeas y a sus programas Erasmus, o la incorporación del mercado puertorriqueño al comercio interno europeo, que no cuenta con aranceles.

Los fundamentos principales del reunificacionismo son:

  • La eventual reunificación de Puerto Rico con España, constituyéndose la isla como una comunidad autónoma española más.[5]
  • Adquisición de la nacionalidad española para todos los nacidos en Puerto Rico, la cual les fue requisada como consecuencia de la invasión estadounidense.
  • Recuperación del Estatuto o Carta Autonómica de Puerto Rico (1897),[6]​ su modificación y actualización para adaptarlo a la legislación española actual y ser nuevamente refrendado por el pueblo puertorriqueño. Los reunificacionistas suelen poner de ejemplo el modelo de las Islas Canarias.
  • Integración en la Unión Europea como región ultraperiférica, que supondría la inmediata consecución de la ciudadanía europea.
  • Reforzar los especiales vínculos culturales e históricos de Puerto Rico con ciertas comunidades autónomas españolas: Canarias, Andalucía, Navarra y el País Vasco.
  • Recuperación de la historia y españolidad de la sociedad puertorriqueña, que —a juicio de los reunificacionistas— ha sido sometida a un proceso de «americanización» por parte del gobierno de los EE.UU., que, sin éxito, ha tratado de borrar la identidad hispana de la isla.

Organizaciones que promueven el Reunificacionismo de Puerto Rico con EspañaEditar

Puerto RicoEditar

EspañaEditar

Principales líderes y exponentes de la causaEditar

Base históricaEditar

Los reunificacionistas apelan a ciertas realidades históricas con objeto de justificar sus tesis, y en especial suelen aludir a la casi constante participación de Puerto Rico en la política nacional española durante el siglo XIX. Así, la Constitución española de 1869 establecía que, de los 381 diputados, 18 serían elegidos por los cubanos y 11 por los puertorriqueños. Por otro lado, la Constitución española de 1876 fijaba, en su artículo 89, cómo Cuba y Puerto Rico serían representadas en las Cortes del Reino en la forma que determine una ley especial, que podría ser distinta para cada una de las dos provincias de ultramar. En 1884 fueron 16 los diputados puertorriqueños elegidos para el Congreso español, quedando representados los 15 distritos electorales de Puerto Rico.

En 1864 Julio Vizcarrondo Coronado, español de Puerto-Rico, fundó en Madrid la Sociedad Abolicionista Española, de la que fue su secretario hasta su disolución en 1888. Gracias al esfuerzo y valentía de Julio Vizcarrondo y otros españoles se abolió la esclavitud en Puerto Rico en 1873. Participó en la vida política y literaria española, siendo uno de los impulsores de la Revolución de 1868. De corte liberal y autonomista, logró ser diputado en las Cortes españolas por Puerto Rico desde 1886 hasta 1889.

 
Julio Vizcarrondo, abolicionista y diputado en las Cortes por Puerto Rico (1886-1889)

Importantes asociaciones culturales españolas fueron fundadas en Puerto Rico en el XIX como el Casino Español de San Juan (1871) y la Sociedad Española de Auxilio Mutuo y Beneficencia (1882) que intervinieron activamente en la vida cultural y la beneficencia en Puerto Rico. Otro hito importante fue la construcción del Teatro Tapia de San Juan en 1824.

En el año 1897 Puerto Rico, junto con Cuba, fueron las primeras regiones españolas en conseguir un estatus autonómico.[7]​ El primer presidente del gobierno autonómico de Puerto Rico fue Francisco Mariano Quiñones en 1898.

 
Primer gobierno autonómico de Puerto Rico dentro de la nación española (1897)

La invasión estadounidense de la isla tuvo lugar entre julio y agosto de 1898. El 9 de agosto morirían en la batalla de Coamo el comandante Rafael Martínez-Illescas[8]​ y el capitán Frutos López Santos, oficiales españoles que persistían en la lucha contra los estadounidenses a sabiendas de que Cuba y Filipinas ya estaban perdidas, queriendo evitar que Puerto Rico corriera el mismo destino. El 18 de octubre de 1898 se arrió la bandera de España por última vez en 400 años, quedando suprimidos tanto la carta autonómica como el gobierno autónomo de Puerto Rico. Los periódicos de la época se hacen eco del júbilo que causó en el grupo separatista en Puerto Rico la llegada de los estadounidenses, pues vieron en la llegada de los extranjeros la salida de la pobreza y libertad, que azotaban no sólo a Puerto Rico sino en todas partes del mundo en ese momento. Sin embargo, algunas personalidades del gobierno autonómico como Manuel Fernández Juncos, secretario del Partido Autonomista Histórico de Puerto Rico, se mantuvieron fieles a su patria como recoge el diario El Día de Madrid de fecha 18 de octubre de 1898.[9]​ Manuel Fernández Juncos se inscribió en el consulado para conservar su nacionalidad española, luchó por las letras y la conservación del español en Puerto Rico. En 1903 reformó el himno de Puerto Rico, que consideraba demasiado beligerante con España y no representativo de todos los puertorriqueños, y contribuyó a establecer vínculos de fraternidad con España.

Luis Muñoz Rivera, otro de los componentes del gobierno autónomo de Puerto Rico y líder del Partido Autonomista Histórico, era descendiente de españoles, su abuelo era natural de Villota del Duque (Palencia) y jamás renegó ni olvidó su pasado español. Fue autonomista y contrario a la anexión de la isla a EE. UU.: «Amábamos demasiado a nuestra raíces para llevarla, como humilde tributaria, al seno de la étnia anglosajona».[10]

Desde la invasión estadounidense en Puerto Rico en 1898 hasta el 1 de mayo de 1900 fue impuesto por Estados Unidos un gobierno militar para la isla.[11]

Integración en EspañaEditar

Hay distintos modelos presentados por el reunificacionismo sobre el proceso político de reunificación con España. Uno de ellos partiría sobre la base de un futuro plebiscito sobre el estatus de Puerto Rico donde la opción "Reunificación" alcanzara al menos el 65 % de los votantes, lo que mostraría una significativa mayoría y tendencia, y por tanto se emprenderían las acciones necesarias para solicitar formalmente al Congreso de los Estados Unidos la negociación con España al amparo de la ONU, para la modificación del Tratado de París (1898) y el desarrollo de un nuevo tratado que regule la reincorporación de Puerto Rico a la soberanía española. Solventados estos dos puntos habría en el plazo más breve posible un segundo referéndum en Puerto Rico sobre la pregunta: "¿Acepta usted la Constitución de España, la soberanía española y la reintegración de Puerto Rico en forma de Comunidad Autónoma?". En caso de haber una mayoría a favor del "Sí." se emprendería un mecanismo constitucional a través de las Cortes y el Senado español para convocar en referéndum a todos los españoles sobre la pregunta: "¿Acepta usted la reintegración de Puerto Rico en España?" y seguidamente modificar la Constitución española e incluir a Puerto Rico.

Por último, los distintos grupos reunificacionistas manifiestan unanimidad sobre la recuperación del Estatuto de Autonomía de Puerto Rico de 1897 y su modernización para ser votado. En 1897 Puerto Rico se convirtió en Provincia Autónoma de Puerto Rico, que si bien no es exactamente lo mismo que una Comunidad Autónoma actual, se puede considerar el antecedente histórico y directo de ellas, y por tanto teniendo en cuenta sus efectos jurídicos y el tiempo donde se enmarcó, tomarlo como "una Comunidad Autónoma española antigua del siglo XIX" equiparable para la época con lo que fue la Comunidad Autónoma en el XX. Por tanto el Estatuto o Carta de 1897 volvería de forma automática a estar en valor al restaurarse la soberanía española. Es por esta razón, que los puertorriqueños no tendrían que votar la autonomía, sino la modificación casi completa del Estatuto de 1897, donde se recogería su carácter de «nacionalidad histórica» y ser la «decana» de las Comunidades Autónomas. Puerto Rico pasaría a ser una comunidad autónoma uniprovincial como la Comunidad de Madrid y por tanto una circunscripción electoral. Se pretende recuperar por su peso histórico y tradición en el parlamentarismo español los 15 diputados que gozaba la circunscripción electoral de Puerto Rico para el Congreso de los Diputados. Si bien, debido al peso demográfico actual de Puerto Rico, ese número ascendería aproximadamente a 27 diputados en el Congreso de Madrid. También habría un número aproximado de 8 senadores por Puerto Rico en el Senado de Madrid y parlamentarios puertorriqueños formarían parte de la representación española, formada actualmente por 59 eurodiputados en el Parlamento Europeo. Todos ellos con voz y voto, al contrario que el único comisionado residente de Puerto Rico en el comité de recursos naturales del Congreso de Estados Unidos, que tiene voz pero no tiene voto.

La autonomía uniprovincial de Puerto Rico tendría su capital en San Juan de Puerto Rico, donde se encontrarían los órganos de gobierno autonómico, las consejerías, el tribunal superior de justicia y el parlamento puertorriqueños. Tomando el modelo de cabildo insular de las Islas Canarias habría dos cabildos que ejercerían labores similares a la diputación provincial para las islas: el cabildo de Puerto Rico situado en la ciudad de Ponce y el cabildo de Vieques situado en el municipio de Isabel II (Vieques), este último ejercería su jurisdicción sobre la isla de Culebra, la cual tiene muy poca población en un caso similar a la Graciosa.

Período de integraciónEditar

Aparte del sistema electoral y los órganos de gobierno se ha planteado un tiempo de "transición" cuyo objetivo sería facilitar el cambio de soberanía de Puerto Rico y su posterior adaptación a las leyes españolas y europeas actuales.

  • Moneda: convivirían el uso oficial del dólar y el euro en Puerto Rico por un período de 20 años.
  • Educación: el sistema escolar y universitario actual de Puerto Rico coexistiría con el de España y Europa, que se iría implantando progresivamente.
  • Deportes: la esgrima, el tiro con arco, el tiro deportivo, el ciclismo en ruta, el bádminton, el ciclismo en pista, la cama elástica, la gimnasia artística, la gimnasia rítmica, la lucha, el judo, el tenis, la hípica, la vela y la halterofilia pasarían de inmediato a formar parte de las reales federaciones españolas de estos deportes, con las consecuentes federaciones autonómicas para Puerto Rico. El resto de disciplinas deportivas, especialmente aquellas con competiciones deportivas por equipos (fútbol, baloncesto, balonmano, béisbol, hockey, waterpolo, rugby, voleibol, vóley-playa y remo), y otras con popularidad en Puerto Rico como el atletismo, el boxeo y el tenis de mesa seguirían temporalmente bajo la federación deportiva internacional de Puerto Rico, hasta acordar como se pueden organizar estas competiciones con el resto de España.
  • Policía de Puerto Rico: la Policía de Puerto Rico se convertirá en Policía autonómica de Puerto Rico, pasando parte de sus miembros a los nuevos cuerpos de policías municipales.
  • Policía municipal: creación de los cuerpos de policía municipal de San Juan de Puerto Rico, Ponce, Aguada, Aguadilla, Aguas Buenas, Aibonito, Arecibo, Arroyo, Barceloneta, Barranquitas, Bayamón, Caguas, Camuy y Canóvanas entre otros.
  • Aduanas y Fronteras: Los oficiales pertenecientes al Cuerpo de Aduanas y Protección Fronteriza norteamericana (CBP) pasarán a formar el Cuerpo de la Guardia Civil en Puerto Rico con las mismas funciones de vigilancia y seguridad sobre puertos, aeropuertos y fronteras.
  • Ciudadanía y pasaportes: De forma automática todos los nacidos en la isla de Puerto Rico antes del cambio de soberanía tendrán la doble ciudadanía española y norteamericana. Aquellos nacidos en Puerto Rico a partir del cambio de soberanía pasan a tener exclusivamente la ciudadanía española. Durante el periodo de transición se empezarán a expedir DNI y pasaportes españoles.
  • Unión Europea y libertad de movimientos en todo el territorio de la UE: con el cambio de soberanía se inicia un periodo de adaptación de Puerto Rico como región periférica de la Unión Europea, se eliminan visados y permisos de trabajo o permanencia, y se aplican todos los derechos de libertad, trabajo, desarrollo y progreso europeos.

Banderas y símbolosEditar

 
Bandera de la Provincia de Puerto Rico (1873)

Sobre la bandera de Puerto Rico como comunidad autónoma existen diversas opciones planteadas por el reunificacionismo:

  • Mantener la bandera actual con el azul oscuro.
  • Modificar la bandera actual incorporando el azul celeste como oficial, ya que se entiende que la actual (azul oscuro) es casi una copia simple de la bandera de EE.UU., por tanto de influencia anexionista-estadista y no representativa de todo el pueblo puertorriqueño. Sin embargo, esta opción (azul celeste) tampoco cuenta con respaldo, debido a su parecido con la bandera revolucionaria de Lares, y por tanto tampoco representativa de todo el pueblo de Puerto Rico.
  • Modificar la bandera actual sustituyendo el azul por el amarillo dorado y tres estrellas en vez de una, entendiendo que las islas de Vieques y Culebra no están representadas con estrellas en la actual bandera. El amarillo dorado simbolizaría el gran valor de Puerto Rico y sus gentes. Las tres estrellas sobre el fondo dorado simbolizan las islas de Puerto Rico, Vieques y Culebra. Las franjas rojas horizontales se mantendrían pero como símbolo de la sangre derramada a lo largo de la historia por todos los puertorriqueños sin distinguir razas ni culturas. Las franjas blancas igualmente se mantendrían como símbolo de tierra de libertad, paz y concordia. La combinación de las tres franjas horizontales rojas y blancas simbolizarían su herencia militar española, heredando los colores de la bandera de la cruz de Borgoña que aún ondean en todas las fortificaciones españolas de Puerto Rico.
  • Recuperar la bandera histórica de la provincia de Puerto Rico.
  • Convocar un concurso de banderas para que sea elegida por los puertorriqueños en votación la bandera oficial de la comunidad autónoma de Puerto Rico.

En cuanto al himno sí hay más unanimidad en el reunificacionismo por mantener «La Borinqueña», compuesta en 1867 por Félix Astol Artés como danza popular sin fines políticos, y con la actual letra de Fernández Juncos como himno de la comunidad autónoma de Puerto Rico.

ReferenciasEditar

  1. José Domingo Portero Lameiro, “El Movimiento de la Reunificación Española, Antecedentes y estado de la cuestión.”, Editorial Dykinson, S.L., Madrid, 2017, Editorial Dykinson, S.L., Madrid, 2017
  2. Descolonizando a Puerto Rico en el Siglo XXI: La Opción Española. (Borrador). Por Francisco J. González Sosa. https://www.scribd.com/document/19196519/Descolonizando-a-Puerto-Rico-con-sureincorporacion-a- Espana-como-Comunidad-Autonoma.
  3. https://elcierredigital.com/investigacion/167579288/mre-proponen-puerto-rico-regresar-espana.html
  4. https://valencianews.es/opinion/jose-rafael-nieves-seise-el-movimiento-de-reunificacion-de-puerto-rico-con-espana-camino-al-2024/
  5. https://www.lavanguardia.com/politica/20140609/54408840652/puerto-rico-una-comunidad-autonoma-espanola-mas.html
  6. https://www.lexjuris.com/LEXLEX/lexotras/lexcartaautonomica.htm
  7. «El estado libre asociado de Puerto Rico y las Comunidades Autónomas españolas». ABC. 25 de mayo de 2003. Consultado el 23 de julio de 2017. 
  8. https://elcorreodepozuelo.com/2018/03/07/comandante-rafael-martinez-illescas-murio-espana-puerto-rico-al-mando-grupo-soldados-hicieron-autenticas-heroicidades-salvar-la-bandera-los-caudales/
  9. PAIZY, G.: "La España despechada: El cambio de soberanía en Puerto Rico desde la óptica de la prensa madrileña". En Revista de Historia Iberoamericana, San Juan de Puerto Rico, 2016. 10.3232/RHI.2016.V9.N2.02
  10. VV.AA.: Encuentro España-Puerto Rico: exposición: cien años de convivencia. Ed. Santillana, Madrid, 1994.
  11. United States Puerto Rico Comission on the Status of Puerto Rico. Status of Puerto Rico, Tom. I, 1966. Pag. 336

Enlaces externosEditar