Riadas del Vallés

Las riadas del Vallés fueron una serie de inundaciones que provocaron la mayor catástrofe hidrológica de la historia de España, el 25 de septiembre de 1962 en la comarca del Vallés Occidental y, en menor medida, en el Vallés Oriental y Barcelonés, originada por grandes precipitaciones que desbordaron los ríos Llobregat y Besós, así como sus afluentes en las partes más bajas, provocando una avenida torrencial de agua que causó entre 600 y 1000 víctimas, miles de heridos y varios miles de millones en pérdidas en un transcurso de entre una hora y media y tres horas.[1][2]

Riadas del Vallés
Monument 25 setembre.JPG
Monumento a las víctimas de la riada en Rubí: Se encuentra una placa commemorativa que dice: «La solidaridad de toda España dejó esta memoria a las víctimas de la riada del 25 de septiembre de 1962»
Fecha 25 de septiembre de 1962
Causa Desbordamiento de las cuencas del Río Besós y Llobregat
Lugar Vallés Occidental:
Tarrasa
Sabadell
Rubí
San Quirico
Sardañola del Vallés
Ripollet
Vallés Oriental:
Mollet del Vallès
Barcelonés:
San Adrián de Besós
Coordenadas 41°30′23″N 2°04′11″E / 41.50638889, 2.06972222Coordenadas: 41°30′23″N 2°04′11″E / 41.50638889, 2.06972222
Origen Grandes precipitaciones
Fallecidos Entre 600 y 1000.[1][2]
Heridos Varios miles
Mapa de localización
Localización de la riada ubicada en España
Localización de la riada
Localización de la riada
Localización de las riadas en España
[editar datos en Wikidata]

Índice

CausasEditar

Pese a que, principalmente, las causas naturales fueron meteorológicas, se consideró que las geográficas, geológicas y urbanísticas jugaron también un papel muy importante.

MeteorológicasEditar

 
Localización en Cataluña del Vallés Occidental.

Tras una larga temporada de sequía cayeron precipitaciones de 212 litros por metro cuadrado en menos de tres horas que hicieron crecer el caudal de la parte final del Llobregat, el Besós y sus afluentes. Las lluvias afectaron principalmente a la comarca del Vallés Occidental, pero también fueron considerables en el Vallés Oriental, el Bajo Llobregat y el Maresme.[3][4]

Ríos más bien insignificantes como la riera de Rubí y de Ripoll crecieron de manera excepcional y se llevó todo lo que encontró a su paso. El barrio de las Arenas en Tarrasa, el Escardívol de Rubí y muchas fábricas de Sabadell desaparecieron bajo las aguas.

Los caudales aproximados máximos estimados fueron:

  • Riera de las Arenas, Rubí: 1750 m3/s.
  • Riera Ripoll, Sabadell: 2000 m3/s.
  • Riera Ripoll, Sardañola del Vallés: 3200 m3/s.
  • Río Besós, San Adrián de Besós: 5000 m3/s.

GeográficasEditar

El lecho de la riera de las Arenas permanece seco durante gran parte del año, siendo necesaria la caída de unos 60 l/m2 para que circule el agua. La chimenea de aire caliente que subió en una masa de aire frío, desencadenó unos caudales punta superiores a 1000 l/m2.[5]

GeológicasEditar

Las características geológicas de la zona, con terrenos sedimentarios y arcillosos provocan que el lecho de la rieras esté lleno de arcillas, guijarros y gravas. También, un gran número de árboles y piedras que habían cerca del río ayudaron a aumentar la catástrofe. Hoy en día, el lecho ha vuelto a poblarse despertando la preocupación de los vecinos.[6]

UrbanísticasEditar

El desarrollo económico del Vallés de la década de los 40 y 50 del siglo XX conllevó la llegada de población inmigrante, que supuso la construcción de edificaciones próximas a los ríos, tanto viviendas como industrias, con un descontrol urbanístico acentuado, sobre todo en un momento político donde los propietarios de tierras eran los mismos gobernantes o gente cercana. Estos barrios marginales creados ante el gran problema de la vivienda con poca calidad de construcción fueron los más afectados.

EfectosEditar

La riada que afectó a las poblaciones de Tarrasa, Sabadell, San Quirico, Sardañola del Vallés, Ripollet, Mollet del Vallès y San Adrián de Besós causó entre 600 y 1000 víctimas, miles de heridos y unas pérdidas estimadas en unos 2650 millones de pesetas en un transcurso de entre una hora y media y tres horas, siendo la mayor catástrofe natural de la historia de España.[1][2][7]

  TarrasaEditar

El término de Tarrasa está atravesado por numerosos torrentes y por dos rieras, habitualmente secas, la función de las cuales es transportar el agua del macizo de Sant Llorenç del Munt i Sierra del Obac en el río Llobregat y por esta corriente hasta el mar Mediterráneo. La riera del Palau, que nace en el norte de la localidad, pasaba por la rambla de Égara mediante un colector que se unía a la riera de las Arenas. Esta riera atravesaba la ciudad sin canalizar y formaba, a Les Fonts, la riera de Rubí. La gente conocía los estragos que se producían cuando bajaban las rieras pero el problema radicó en que se dejó construir en su entorno, agravándose exponencialmente la catástrofe. En la rambla de Égara —entonces avenida del Caudillo—, el colocador se obstruyó por los materiales que arrastraba la riera del Palau. El puente de Renfe que hizo de dique acabó colapsando y el agua alcanzó más de dos metros de altura, llevándose todo lo que encontraba a su paso. Tan solo en la rambla perdieron la vida 72 personas y 17 se dieron por desaparecidas. La riada asoló las fábricas situadas en la parte alta, derribó varias casas y arrastró los automóviles hasta la Rambleta. Por otra parte, la riera de las Arenas desvió su cursó en los bloques de los grupos de Sant Llorenç y fluyó por un antiguo cauce asolando por el margen derecho el actual barrio de Égara, el triángulo de la muerte donde provocó más de un centenar de víctimas y derribó gran parte de las casas.[8]

  SabadellEditar

 
Monumento en recuerdo de las víctimas de las riadas en Sabadell con motivo del 50º aniversario de la catástrofe

En Sabadell, las aguas de las rieras del término municipal y el río Ripoll fueron subiendo hasta que llegaron a las viviendas y las industrias situadas dentro o en el lateral del curso fluvial. La riada se llevó las casas que encontró en su paso. El barrio de Torre-romeu, situado en el nordeste de la ciudad, en el otro lado del Ripoll y edificado en buena parte sobre el lecho del río, fue uno de los barrios más afectados de Sabadell. Can Puigener fue otro de los barrios que más sufrió la riada. También en los barrios de la Plana del Pintor o Campoamor la lluvia afectó muchas casas sencillas. Las industrias situadas en el curso del río también fueron muy castigadas.


Algunos vecinos todavía recuerdan ahora como, con la luz del único coche que entonces había en el barrio de Torre-romeu -el del farmaceútico- se guiaban para rescatar de entre el agua y el fango los sabadellencs que la riada arrastraba. [...] Los vecinos, bajo la lluvia, huían espantados de las casa y, cuando no podían huir, se enfilaba en los terrados y tejados para pedir socorro. [...] Los mismos vecinos veían como el agua se los llevaba.
—Jordi Calvet, 1984


Al día siguiente, el 26 de septiembre, se calculó que la riada había afectado al 80 % de las industrias de aprestos y acabados de Sabadell, lo que suponía el 40 % de la capacidad del Estado español. Todas las fábricas fueron afectadas. Tintorería Castelló hacía pocos días que había inaugurado el edificio y la maquinaria, que era nueva, quedó completamente destruida. Acabats Estruch, S.A., Tints i Aprestos Casanoves Argelaguet, S.A., Ramon Buxó i fills, Indústries Casablanques, S.A., Llorens i Torra, S.A., Grau, S.A., Sabadell Tèxtil, S.A., entre otras fueron algunas de las industrias afectadas en Sabadell.[9]

  Sardañola del VallésEditar

 
Fuente del Cañar. Fuente natural situada cerca del molino d'en Font, en el margen derecho del río Ripoll. La fuente original desapareció en la riada de 1962, estaba situada en un lugar cercano a donde está ahora, en una cañar, de ahí su nombre.

Las inundaciones en Sardañola del Vallés no fueron tan pronunciadas ya que el río Sec y el río Mayor, los dos ríos que fluyen por la localidad, no recibieron la misma cantidad que la riera de las Arenas o el río Ripoll, así, pese a las numerosas pérdidas materiales no se contabilizaron víctimas mortales. Las familias que perdieron sus casas, básicamente en el barrio de Montflorit, fueron realojadas mediante la ayuda que recibieron del Ayuntamiento.[10]

  RipolletEditar

En la localidad de Ripollet, el número de víctimas fue de 12 y la inundación destruyó fábricas, la mayoría de ellas, textiles y de papel, así como 36 viviendas. Ripollet, aún no recuperado, un mes y medio más tarde, el 4 de noviembre volvió a sufrir otra riada y hasta una tercera, el 7 de noviembre del mismo año, causando más perdidas materiales.[11]

  Mollet del VallèsEditar

En el término municipal de Mollet del Vallès la tormenta, que dejó 163 litros por metro cuadrado, duró entre una hora y media y tres horas, llegando en algún momento de máxima intensidad a los seis litros por minuto. Pese a provocar muchos daños materiales y personales no causó víctimas mortales. El museo Abelló situado en esta localidad descubrió entre la documentación personal de Joan Abelló un escrito en el que Pablo Picasso cedía una de sus obras en beneficio de los damnificados de Barcelona.[12]


Je, soussigné PABLO PICASSO, donne cette toile aux sinistrés de la province de BARCELONE. Yo, Pablo Picasso, ofrezco este cuadro a los damnificados de la provincia de BARCELONA
—Pablo Picasso, 29 de septiembre de 1962

  San Adrián de BesósEditar

San Adrián de Besós, en el Barcelonés, se quedó aislado por tren ya que la riada derribó el puente de Renfe de San Adrián. Hasta el día siguiente no se estableció un servicio de autobuses que conectaron con la estación de Francia mientras se instalaba el puente provisional. El cuerpo de ingenieros del ejército construyó un puente Bailey, que estuvo operativo durante un año, desbancando al tiempo récord de los trenes verdes suizos que llegaron a realizar el trayecto Barcelona-Mataró en 15 minutos, tiempo que por otros motivos ya no se ha recuperado más, quedando en los 45 minutos actuales.

  San Quirico de TarrassaEditar

La población de San Quirico de Tarrasa se vio afectada por la crecida del río Sec a su paso por el barrio de Los Rosales, que provocó numerosas víctimas y daños materiales.[13]

  Moncada y ReixachEditar

La localidad de Moncada y Reixach sufrió la tragedia más grave de su historia. Perecieron 30 personas y los costes ascendieron aproximadamente a unos 200 millones de pesetas. Tras las inundaciones, la población realizó una reestructuración económica y urbanística de la ciudad.[14]

ReaccionesEditar

Reacciones inmediatasEditar

Toda la zona del Vallés fue declarada nacional e internacionalmnente zona catastrófica, con la consiguiente ayuda de todo tipo de organizaciones públicas y privadas como la Cruz Roja, el ejército español, administraciones, asociaciones, gremios y población civil voluntaria mediante apoyo material o con la apertura de cuentas corrientes para la ayuda hacia la población catalana afectada.[2][15]

Reacciones posterioresEditar

Tras la catástrofe, la Confederación Hidrográfica del Pirineo Oriental tomó las medidas pertinentes para encauzar el caudal del río, ampliando su lecho y construyendo defensas de hormigón.

50º aniversarioEditar

Con motivo del 50º aniversario, el 25 de septiembre de 2012, se organizaron diversos actos y se recreó material para recordar este hecho, buscando también la participación popular a través de un sitio web para recoger toda la información y testimonios posibles.[16]

Véase tambiénEditar

ReferenciasEditar

  1. a b c Viana, Israel (12 de diciembre de 2012). «El diluvio universal que devastó Barcelona». ABC. Consultado el 28 de abril de 2014. 
  2. a b c d «1962. Catastróficas inundaciones en la provincia de Barcelona». Diario de Cádiz. 27 de septiembre de 2012. Consultado el 28 de abril de 2014. 
  3. Marimom, Silvia (24 de septiembre de 2002). «El Vallès recuerda las grandes inundaciones de 1962». El País. Consultado el 28 de abril de 2014. 
  4. Fernández Valentí, Ricard (26 de septiembre de 2012). «A los 50 años de la inundaciones del Vallès». El Caso. Consultado el 28 de abril de 2014. 
  5. Turisme Matadepera. «Riera de les Arenes» (en catalán). Consultado el 28 de abril de 2014. 
  6. Gil Gil, Santiago (13 de enero de 2011). «El estado de la riera de Les Arenes». La Vanguardia. Consultado el 28 de abril de 2014. 
  7. Martín León, Francisco (24 de septiembre de 2012). «Las inundaciones de Cataluña del 25 de septiembre de 1962. Parte I». Consultado el 28 de abril de 2014. 
  8. Valls i Vila, Jaume; Domínguez, Juan J. «La riada de 1962» (PDF) (en catalán). pp. 4 a 8. Archivado desde el original el 29 de noviembre de 2015. Consultado el 28 de abril de 2014.  |autor= y |apellido= redundantes (ayuda)
  9. iSabadell (25 de septiembre de 2012). «Se cumplen 50 años de la fatídica riada de 62» (en catalán). Consultado el 29 de abril de 2014. 
  10. Lázaro, Albert (9 de octubre de 2012). «50º aniversario de la traumática riada del 25 de septiembre de 1962» (en catalán). Consultado el 29 de abril de 2014. 
  11. Ayuntamiento de Ripollet (25 de septiembre de 2012). «50 aniversario de la trágica noche del 25 de septiembre de 1962» (en catalán). Consultado el 29 de abril de 2014. 
  12. Ayuntamiento de Mollet del Vallès (25 de septiembre de 2012). «Descubierta una tarjeta firmada por Picasso donde cedía una obra para los damnificados por las riadas del 62» (en catalán). Consultado el 29 de abril de 2014. 
  13. Ayuntamiento de Sant Quirze del Vallès (4 de octubre de 2012). «El Ayuntamiento de Sant Quirze commemora las riadas del 62» (en catalán). Consultado el 29 de abril de 2014. 
  14. Ayuntamiento de Moncada i Reixac. «La riuada del 25 de setembre de 1962 a Montcada i Reixac» (en catalán). Consultado el 15 de noviembre de 2014. 
  15. «Inundación de 1962. ¿Quién mueve el mundo?». 16 de octubre de 2012. Consultado el 28 de abril de 2014. 
  16. Cornet, Marc (25 de septiembre de 2011). «Una web busca testimonios de la riada del 62 en Rubí» (en catalán). Consultado el 29 de abril de 2014. 

BibliografíaEditar

  • Munsó Cabús, Joan (2003). Capítol X: Las inundaciones del Vallés. Biblioteca Joan Petit i Aguilar de Sant Feliu de Codines: Barcelona: Editorial Planeta, SA. ISBN 84-08-04683-7. 
  • Sant Adrià del Besòs. Ajuntament. La Riuada de 1962 a Sant Adrià. Archivo Municipal de Rubí. 
  • Acín Calvo, Àngel Luis; Hernández Hernández, Sonia (1999). La Riuada. Del 25 de setembre de 1962. Ajuntament de Montcada i Reixac – Regidoria de Cultura: Gramagraf, S.C.C.L. 
  • Ansola, Emma (2002). Rubricata. 40 anys de la Rierada. Archivo Municipal de Rubí: Rotoimprès. 
  • Ràdio Barcelona (1962). Labor de Radio Barcelona, durante las inundaciones de septiembre de 1962 en la comarca del Vallés: extraordinario. Biblioteca del Pabellón de la República: Barcelona: Servicio de Relaciones Públicas del Radio. 
  • Castelló, Cristóbal (1962). Las inundaciones del Vallés: una información veraz sobre las castastróficas inundaciones del Vallés. Biblioteca del Pabellón de la República. 
  • Boletín Grupo de Colaboradores Museo Rubí (1987). Aquella nit de fa 25 anys. Archivo Municipal de Rubí. 
  • Corral, Ignasi (1995). Els barris d’Agdisa. 25 de Setembre de Rubí. Archivo Municipal de Rubí: Generalitat de Catalunya. Departamento de Bienestar Social. ISBN 8439333625. 
  • Moreno i Fornés, Meritxell; Pons i Alsina, Gemma; Ruiz i Villalba, Christian. Rierada de Rubí de 1962. Cevagraf S.C.C.L. p. 74. ISBN 84-930697-2-8. 
  • Murillo Iglesias, Manuel (1970). 40 años de Rubí. Archivo Municipal de Rubí: Rubí: Impremta Torrella. ISBN 84-605-1970-8. 
  • Ayuntamiento de Rubí (2006). Les dones i la rierada (en catalán). Cevagraf S.C.C.L. p. 54. 

Enlaces externosEditar