Abrir menú principal

Ridículo

pequeño bolso de mano utilizado por las mujeres
Ridículo hecho de cuentas de alambre de bronce, semillas de melón y satén; medidas: 22.86 cm; (Estados Unidos, hacia 1860); LACMA.

Ridículo es un pequeño bolso de mano utilizado por las mujeres como complemento.[1][a][2]​ Su uso para llevar el pañuelo u otros pequeños objetos, prácticamente se ha perdido. Con forma de bolsa pendiente de unos cordones y similar a un portamonedas o una limosnera, solía llevarse prendido o atado a la muñeca.[3]

Índice

Etimología y uso en la literaturaEditar

Ridículo procede de la voz latina «reticŭlus» (redecilla, bolsa hecha de red), diminutivo en latín de «rete» (red).

Un ejemplo literario muy descriptivo de su uso puede encontrarse en este pasaje de La Fontana de Oro, novela de Benito Pérez Galdos:[4]

"Salomé ostentaba en su muñeca el ridículo, que caía sobre el antepecho de balcón, ofreciendo al asombro de numeroso público los vivos colores de sus mostacillas azules y de sus lentejuelas doradas. Era el tal ridículo primorosa obra, en cuya elaboración tomaron parte las delicadas manos de su dueña... Salomé profesaba mucho cariño a aquella prenda, porque le parecía que al ceñirla a su muñeca llevaba consigo un amuleto de perpetua juventud."

La Fontana de Oro, Benito Pérez Galdós

NotasEditar

  1. Autores como Doreen Yarwood, acotan su uso principalmente entre 1795 y 1820.

ReferenciasEditar

  1. Yarwood, Doreen (1978). Illustrated History of World Costume. Mineola, New York: Dover Publications, Inc. p. 21. ISBN 978-0-486-43380-6. 
  2. Diccionario Enciclopédico Abreviado. Espasa-Calpe, Madrid 1957; tomo VI, p. 1107
  3. Pérez Galdós, Benito (1970). La Fontana de Oro. Madrid, Alianza Editorial. p. 241. ISBN 847339030-X. 

Enlaces externosEditar