Abrir menú principal

La Solandra es un género de plantas con flores perteneciente a la subfamilia Solanoideae, incluida en la familia de las solanáceas (Solanaceae). Comprende especies nativas de las regiones neotropicales de América. Es el único miembro de la subtribu Solandrinae.[1]

Symbol question.svg
 
Solandra
Solandra maxima 1.jpg
S. maxima
Taxonomía
Reino: Plantae
División: Magnoliophyta
Clase: Magnoliopsida
Orden: Solanales
Familia: Solanaceae
Subfamilia: Solanoideae
Tribu: Solandreae
Subtribu: Solandrinae
Género: Solandra
Sw. 1787
Especies

Véase el texto

Solandra grandiflora, más conocida popularmente como cáliz de vino o copa de oro, es un vid o liana perenne de crecimiento rápido. Esta planta echa raíces rápidamente y se prende a la vegetación cercana como soporte.

También se la conoce con los nombres de Árbol del Viento, Bolsa de Judas, Bolute, Cáliz de vino, Copa de Oro, Cutaquatzitiziqui, Datura Maxima, Datura Scandens, Datura Sarmentosa, Floripondo de Monte, Goldkeltch, Hueipatl, Itzucuatziqui, Kieli, Kieri, Lipa-ca-tu-hue, Ndari, Perilla, Showy Chalicevine, Solandra Guttata, Solandra Herbacea, Solandra Hirsute, Swartsia Grandiflora, Tecomaxochitl, Tetona, Tima Wits, Flor trompeta, Tuay Thong, Windbaum, Wind Tree, Xochitecomatl.

El tallo es grueso en la base, pesado y cuerda similares. Estas vides pueden exceder fácilmente los 30 metros de longitud. De cada nodo de sus ramas brotan zarcillos y echan raíces, dando toda la planta más estabilidad y un sistema radicular más grande para mejorar su capacidad de acceso a los nutrientes esenciales: agua, minerales, luz solar, etc. Las hojas crecen directamente del tallo principal. Las ramas laterales son de color oscuro uniforme verde y grueso, con una textura suave lisa; pueden crecer tan grande como 6 pulgadas (15 cm) de largo, 3 pulgadas (7 cm) de ancho y son de forma ovalada[2]

Las solandras son bien conocidas entre los jardineros, y son veneradas por sus grandes flores ornamentales, que son de color amarillo y pueden crecen hasta 25 cm de largo, y tienen forma claramente como campanas o cálices. El color de las flores va desde blanco brillante al amarillo, con rayas de color púrpura o marrón en espiral en el interior. Con el envejecimiento de la flor el color se oscurece, que van en la sombra de chartreuse, ámbar, limón al amarillo dorado; de ahí el apodo bien ganado, la Copa de Oro. Las flores se abren por la tarde o noche y producen una fuerte fragancia dulce, que huele similar al coco o a la vainilla.

En la naturaleza las plantas producen grandes, bayas blancas amarillas que contienen muchas semillas diminutas, útiles para la propagación futuro. Como las bayas maduran cambian de color de amarillo claro a rojo intenso. Sin embargo, cuando Solandra grandiflora se cultiva como ornamental, por lo general se cultiva a partir de esquejes y los frutos son rara vez o visto.[3]​Chalice Vine es autóctona de la región central de México, y naturalmente crece tan al sur como Chiapas y como hacia el norte hasta las regiones subtropicales del sur de Estados sacia. En los Estados Unidos se conoce a crecer salvajemente en el sur de California, Texas, Louisiana, Mississippi, Alabama Carolina del Sur, Carolina del Norte y Florida. Copa de Oro también crece en América Central, e incluso se ha extendido a América del Sur y de varias de las islas del Caribe. También se ha visto cada vez mayor en las Antillas y Australia.[4]

Índice

Uso tradicionalEditar

Muchos estadounidenses desde el centro de México y el norte de América Central han creído durante mucho tiempo en los poderes mágicos y misteriosos de Kieli / Kieri, el Cáliz de la vid o árbol del Viento. Algunas de estas tribus incluyen el huasteco, huichol y mixteca; hay artefactos incluso precolombinas aztecas época que representan claramente Kieri que realmente puede ser anterior peyote (Lophophora williamsii) rituales (Furst 1995). Peter T. Furst, profesor emérito de Antropología en la Universidad de Pensilvania Museo de Arqueología y Antropología, ha estudiado ampliamente las tribus y culturas que viven en México y América Central, y ha escrito varios libros bien recibidos y muchos artículos sobre los aborígenes de Mesoamérica, incluyendo: "Kieri y las solanáceas:. Naturaleza y Cultura en huichol Mitología"

Aunque Kieri es considerado como una droga mágica poderoso y afrodisíaco, la sabiduría tradicional es que esta planta está rodeada por las fuerzas del mal y que los brujos y chamanes que utilizan esta planta es probable practicando la magia negra, la brujería y la magia negra perjudiciales. Los chamanes utilizan esta planta para inducir estados de éxtasis de trance, pero sólo en raras ocasiones y sólo con moderación, porque temen que las fuerzas del mal se abruman ellos mientras están bajo su influencia y robarán su fuerza vital. Debido a que esta planta se considera el mal, creen que sólo los chamanes, siniestras maliciosos utilizan; como tal, gran parte de su uso tradicional se ha mantenido en secreto, por lo que los informes etnográficos sobre esta planta son escasos. Existen los pocos informes que hacen describir el uso altamente ritualizada. La huasteca comen las flores frescas como una forma de inducir trances profundos donde son capaces de responder a las preguntas difíciles y diagnosticar dolencias. El mixteco también son conocidos para dar ofrendas a la planta antes de que consumen las flores frescas para inducir estados adivinatorios[5]

El uso más conocido y más estudiado de la familia Solandra viene de los indios huicholes de Jalisco, México. Los indios huicholes tienen una larga historia y una mitología elaborada en torno a su propio origen y la flor Solandra. Los ancianos de la comunidad enseñan a los niños que el Dios del viento y la magia, Kieli tewíali, vino a la tierra y se transformó en la vid Solandra. Kieli tewíali era el hijo de la Serpiente Cósmica y la lluvia, que vino a la tierra para beneficio de la humanidad mediante la transformación de sí mismo en la flor maravillosamente fragante Kieri. Los huicholes creen que por el que se establecen para dormir al lado de las flores, la fragancia, entrará en el cuerpo y transportarlos a través de sueños en un reino de la iluminación mística. Ellos creen que la planta puede ayudar a alcanzar el más alto nivel de conciencia.[6]

PreparaciónEditar

Como con muchas de las plantas alucinogenicas encontradas en México y América central, se han desarrollado diferentes preparaciones para aprovechar las propiedades mágicas de estas plantas. Algunas tribus simplemente comen las flores directamente para inducir estados de trance estático; un método similar requiere del prensado de tallos frescos y beber el líquido extraído. Otras tribus hacen infusiones con tallos secos y raíces en agua caliente. Varias tribus muelen las hojas frescas y las usan como supositorios anales. La forma más popular y el método más documentado de ingestión usa las flores, hojas y raíces secas, molidas y mezcladas con otras hierbas alucinógenas, la mezcla es fumada.[7]​ En el México colonial, las flores de Solandra se podían añadir a bebidas con cacao para amplificar sus efectos.[8]

Usos medicinalesEditar

Solandra grandiflora es usado usualmente en México, as an aphrodisiac and love potion. Traditional folk wisdom believes that by giving a man a decoction made from las flores and roots of the Cup of Gold, he will be driven to the lady that is most loved in his heart. The love potion will increase his sex drive, bringing out his animalistic nature, and they even warn that this potion can create excessive sex drive and cause a man to die by completely ‘drying’ him out. The Huastec Indians collect the morning dew that precipitates on flowers and use this as an eye drop to improve sight y reduce la irritacion caused by eye infections. There is also a belief that a tea made from the leaves has the ability to reduce the severity of coughs (Ratsch 1998, 475).

Efectos psicodélicosEditar

Muchos pueblos mesoamericanos comparan los efectos de Solandra grandiflora a los que se producen por Lophophora Williamsii (Peyote), pero los efectos de Solandra son mucho más aterrador e incluso puede asustar a alguien a muerte. El té hecho de las flores se dice para producir una psicosis que puede durar más de treinta y de seis horas y producir alucinaciones, delirios extremas, e incluso delirio completa. Los efectos se dice que son casi exactamente igual que los de Brugmansia sanguinea. Los efectos producidos por fumar las hojas secas y flores son reportados a ser mucho más sutil y más corto en duración, pero todavía potente psicoactivo y con fuertes efectos afrodisíacos. Los efectos de fumar esta planta se dice que son muy similares en el sentido de producir cuando se fuma otras solanáceas como Brugmansia, Datura, y latua pubiflora. Esto es claramente una poderosa planta de viaje chamánico que debe ser tratada con gran cuidado y respeto.[7]

El análisis científico de toda la familia Solandra ha demostrado que todos ellos contienen compuestos psicoactivos en un grado variable, con Solandra grandiflora producir el porcentaje de rendimiento más alto en peso. Análisis de Solandra grandiflora ha demostrado que los principales compuestos psicoactivos que dan esta planta sus propiedades mágicas son alcaloides tropano. Aunque toda la planta: flores, hojas, tallos, raíces y bayas tienen importantes cantidades de alcaloides tropano, es el sistema de raíz que contiene el mayor porcentaje de compuestos activos. Específicamente, la solandra produce:

  • hiosciamina
  • 3-alfa-acetoxytropane
  • 3-alfa-tigloyloxytropane
  • atropina
  • cuscohigrina
  • hioscina
  • littorine
  • noratropine
  • norhyoscine
  • norhyoscyamine
  • nortropina
  • tigloidine
  • tropine
  • valtropane
  • x-tropina.

Taxonómicamente y químicamente, la familia Solandra de flores está muy estrechamente relacionada con otras dos plantas de la familia del Nightshade: la familia de la datura, especialmente Datura metel (Indian Thorn Apple) y la familia Brugmansia, como Brugmansia sanguinea (Trompeta de Blood-Red Angel). Todos tienen efectos alucinógenos similares.[9]

EspeciesEditar

SinonimiaEditar

  • Swartsia

ReferenciasEditar

  1. Solandra en PlantList
  2. Park Leaves: Flowering Vines of the Botanic Park. Biotanic-park. Queen Elizabeth II Botanical Park. 2001. 
  3. Dickey, R.D. (1956). The Genius Solandra in Florida. Florida State Horticultural Society. (PDF).
  4. Furst, P. T. (1995). The Drunkard Kiéri: New Observations of an Old Problem in Huichol Psychotropic Ethnobotany. Integration 5. p. 51-62. 
  5. Avila, B. (1992). «Journal of Ethnobiology 12, no. 2». Plants in Contemporary Mixtec Ritual: Juncus, Nicotiana, Datura, and Solandra. p. 237-238. 
  6. Furst, P. T. (2007). Visions of a Huichol Shaman. University of Pennsylvania Museum of Archaeology and Anthropology. 
  7. a b Knab, T. “Notes Concerning Use of Solandra Among the Huichol.” Economic Botany 31 (1977): 80–86
  8. Ratsch, Christian. 2005. The Encyclopedia of Psychoactive Plants: Ethnopharmacology and Its Applications. Park Street Press; Rochester, VT.
  9. Evans, W.C., A. Ghani, and V.A. Woolley. “Alkaloids of Solandra Species.” Phytochemistry 11 (1972): 470–472

Enlaces externosEditar