Unión Valencianista Regional

partido político

Unión Valencianista Regional (en valenciano Unió Valencianista Regional) (UVR) fue un partido político regionalista valenciano fundado por el banquero Ignacio Villalonga y Villalba en 1918, antiguo militante de la Joventut Valencianista que en 1917 con Eduard Martínez Ferrando y Salvador Ferrandis i Luna se había entrevistado con Francesc Cambó. Pronto consiguió el apoyo de un sector de la burguesía financiera valenciana y un sector de Lo Rat Penat, y en 1918 recogió sus principios ideológicos en la Declaración Valencianista, suscrita conjuntamente con la Juventud Valencianista. Su órgano era La Correspondencia de Valencia, dirigido por Maximiliano Thous Orts.

Unión Valencianista Regional
Líder Ignacio Villalonga y Villalba,
Fundación 1918
Disolución 1933
Ideología Regionalismo valenciano, federalismo, pancatalanismo
País España

El partido fue presentado el Teatro Principal de Valencia con un discurso de Ignacio Villalonga en valenciano, y consiguió que en 1919 se discutiera en la diputación una ponencia sobre regionalismo. Mostraba una importante influencia de la Lliga Regionalista y de la Asamblea de Parlamentarios, aceptaba la unidad nacional de los territorios de habla catalana, y propugnó un Estado valenciano con capacidad de mancomunarse con otros en una Federación española o ibérica. Fue la cuna de los más destacado intelectuales valencianistas de la primera mitad del siglo XX: Pasqual Asins i Lerma, Francesc Caballero i Muñoz, Enric Navarro i Borràs, Carles Salvador, Francesc Almela i Vives, Adolf Pizcueta y Joaquim Reig i Rodríguez.

A pesar de no obtener éxito en las elecciones generales de 1919 ni en las municipales, logró una cierta presencia en toda la Comunidad Valenciana. Cuando se proclamó la dictadura de Primo de Rivera en 1923 una parte del partido la aceptó, al igual que lo hizo la Lliga Regionalista, pero un sector no aceptó y se escindió para fundar el semanario Pàtria Nova, que también dio nombre a su grupo. Cuando se proclamó la Segunda República volvió a retomar las actividades, dirigida ahora por Joaquim Reig. En las elecciones municipales de 1931 consiguió algunos concejales en el ayuntamiento de Valencia, y participó en las campañas a favor del Estatuto de Autonomía, pero se disolvió en 1933, ya que su ideario había sido adoptado por otros grupos valencianistas.

ReferenciasEditar