El valle de Sibundoy se ubica al sudoeste de Colombia, en las estribaciones del macizo colombiano, en la región andino-amazónica, al noroeste del departamento de Putumayo y el oriente del departamento de Nariño. Posee una extensión de 526 km² de los cuales 8 500 ha corresponden a zonas planas y 44 100 ha a zonas de ladera y montaña. Allí se establecen los municipios de Santiago, Colón, Sibundoy y San Francisco. Esta región forma parte de la gran cuenca hidrográfica del río Amazonas al ser cuenca alta del río Putumayo que recoge las aguas de todas las fuentes hídricas que irrigan el valle de Sibundoy. Este territorio limita al norte con los cerros Cascabel y Juanoy, hacia el occidente con los cerros de Bordoncillo y Campanero, hacia el sur con el volcán Patascoy y hacia el oriente con los cerros Portachuelo y la Tortuga.

Valle de Sibundoy
Valle de Sibundoy ubicada en Colombia
Valle de Sibundoy
Valle de Sibundoy
Ubicación en Colombia.
Valle de Sibundoy ubicada en Putumayo (Colombia)
Valle de Sibundoy
Valle de Sibundoy
Ubicación en Putumayo (Colombia).
Localización
País ColombiaFlag of Colombia.svg Colombia
Coordenadas 1°10′08″N 76°56′43″O / 1.1688888888889, -76.945277777778Coordenadas: 1°10′08″N 76°56′43″O / 1.1688888888889, -76.945277777778
Características
Superficie 526 km²

Demografía y poblaciónEditar

La mayoría de los habitantes son descendientes de poblaciones indígenas que habitaban la región al tiempo la conquista española, muchos de ellos descendientes de los Incas. Las travesías los llevaron a adelantar un gran comercio en la zona, sobre todo con lo relacionado a plantas medicinales. Por esta causa actualmente es un sitio de interés en lo que respecta a medicina tradicional. La zona cuenta con 40 guías locales capacitados por el Sena que lo podrán orientar una vez hayan buscado su respectivo hospedaje.

Municipios del Valle del SibundoyEditar

SantiagoEditar

Según el DANE, hay 3 909 personas de las cuales el 35,36 % son colonos, con una cultura definida por la influencia de los campesinos de otros lugares del país, en su gran mayoría nariñense. Cuenta con 26 microcuencas, que desembocan en la subcuenca del río Quinchoa. Existe un gobernador inga, encargado de su cabildo y de los encuentros indígenas.

ColónEditar

Es el municipio más pequeño del Valle del Sibundoy. Tiene unos tres mil habitantes, de los cuales el 63% son colonos; el restante de la población pertenece al pueblo inga. En la localidad hay 27 ríos y quebradas, y esta riqueza lo hace merecedor de un importante lugar dentro del turismo local, pues además cuenta con termales que son visitados cada año por miles de turistas.

SibundoyEditar

El trazado urbanístico de Sibundoy es heredado de la provincia española de Cataluña. Es tradicionalmente un territorio kamsá, que aun conserva sus tradiciones y lengua. Es la capital cultural del Putumayo, en su plaza se distinguen varias esculturas en torno a la planta del yagé. Además, posee bellas construcciones como el colegio Champagnat y su catedral además de otras pequeñas iglesias. Sibundoy es el mayor punto de movimiento comercial del valle, en donde también hay restaurantes y pequeños hoteles. Su población es de 13 603 habitantes de los cuales el 7% pertenece a los grupos indígenas arraigados en la zona.

San FranciscoEditar

Con bellas montañas y cerros, San Francisco se erige como una localidad de gran actividad ganadera. Los grupos étnicos inga y kamsá, quienes tratan de preservar su identidad, hablan su propio dialecto. La mayoría de la población no indígena es de origen foráneo que llegaron como campesinos de otros lugares del país, en gran medida nariñense.

Poblaciones indígenasEditar

El Valle del Sibundoy tiene dos pueblos indígenas de gran importancia cultural y ancestral. Los kamentsá o kamsá cuya traducción significa "hombres de aquí" y la etnia indígena inga, que en su dialecto significa "allegados".

Los KamëntsáEditar

Los kamentsá o kamsá, fueron los primeros indígenas en habitar el Valle del Sibundoy. Este grupo se caracteriza por la utilización de colores vivos en sus atuendos, predominando el rojo, verde y rosado. Son muy hogareños al punto de que la familia ha sido tema de la literatura aborigen.

Su música es espiritual y de ritmo andino inspirada en el yagé y sus dioses. En la actualidad son católicos, devotos de la Virgen y del Sagrado Corazón de Jesús. Sus mujeres son parteras y sobanderas. Mantienen su lengua nativa, aunque usan el español, producto de la culturización a la que han sido sometidos desde la conquista española. Su organización económica se fundamenta en la agricultura, en menor grado en la ganadería y en la elaboración de artesanías en madera y collares de cuentas y chaquiras. Su cosmovisión y su fundamento cultural está relacionado con el mundo de las plantas vegetales, en donde la planta sagrada del yagé (Banispterosis Caapi) ocupa el principal lugar, como planta de conocimiento, sanación, comunicación con los espíritus y dueña del espacio del jardín botánico del médico tradicional o taita.

Para los kamentsá todos los seres humanos contamos con un espíritu proveniente de la tierra, todos nos convertimos en semillas en el momento en que, con la muerte regresamos a la tierra. El conocimiento de la medicina tradicional es una de las principales riquezas en su acervo cultural y es además un elemento de intercambio con otras comunidades indígenas.

Con los ingas, antes sus enemigos naturales, hicieron la paz gracias al cacique Carlos Tamoabioy y a su testamento del año 1700, cuando en su lecho de muerte dijo:

Declaro que no den agravio a los vasallos y gobernadores del dicho pueblo de Sibundoy Grande porque las tierras que tenemos nosotros están amojonadas desde antiguamente.

Los ingasEditar

Los inga o inganos, son un grupo de origen quechua, descendientes del inca Huayna Cápac, que en la mitad del siglo XV y antes de la caída del imperio en manos de los españoles, fundó una colonia en el Valle del Sibundoy en el Alto Putumayo para controlar los tributos en las fronteras del imperio, los ingas en la actualidad se encuentran distribuidos en el Valle del Sibundoy, principalmente en el municipio de Santiago, en Mocoa , en la baja bota caucana y en el Caquetá. Existen también asentamientos aislados en los municipios de Puerto Leguízamo y Puerto Asís, en el Bajo Putumayo.

La población de este grupo étnico asciende a unos 19 000 habitantes, todos hablan la lengua quechua, su organización económica, al igual que los kamentsá se basa en la agricultura y la ganadería. También usan las plantas medicinales y por supuesto el yagé (Banisteropsis Caapi), que constituye el fundamento de su cosmovisión y usan colores como el morado en sus atuendos tradicionales.

ReferenciasEditar

Enlaces externosEditar