Abrir menú principal

Vientos de invierno (Juego de tronos)

episodio de la serie de televisión estadounidense Game of Thrones

«The Winds of Winter» (titulado «Vientos de invierno[1]​» en español) es el décimo episodio de la sexta temporada de la serie de televisión de fantasía medieval Game of Thrones, de la cadena HBO. Los creadores de la serie David Benioff y D. B. Weiss escribieron el episodio y Miguel Sapochnik lo dirigió. Tiene una duración de 69 minutos.

«The Winds of Winter»
Episodio de Game of Thrones
Game of Thrones 2011 logo.svg
Título traducido ««Vientos de invierno»»
Episodio nro. Temporada 6
Episodio 10
Dirigido por Miguel Sapochnik
Escrito por David Benioff y D. B. Weiss
Banda sonora Ramin Djawadi
Emisión 26 de junio de 2016
Estrella(s) invitada(s)
Episodios de Game of Thrones
«La batalla de los bastardos» «Vientos de invierno» «Rocadragón»

El episodio recibió críticas positivas y este episodio ganó un Emmy a Mejor vestuario de una serie de fantasía a Michele Clapton de los Creative Arts Emmy Awards 2016 (Emmys técnicos).[2]

El tema "Light of the Seven", del compositor Ramin Djawadi, fue interpretado durante este capítulo.

ArgumentoEditar

En Desembarco del ReyEditar

En el día del juicio de Cersei Lannister (Lena Headey) y Loras Tyrell (Finn Jones), el Gorrión Supremo (Jonathan Pryce) y muchos más miembros de la Fe y habitantes de la capital se reúnen en el Gran Septo de Baelor. Loras confiesa su homosexualidad y proclama renunciar a su nombre y títulos como el heredero de la Casa Tyrell, para unirse a la Fe Militante. Sin embargo, Cersei no se presenta al juicio, y el Gorrión Supremo envía a Lancel Lannister (Eugene Simon) a buscarla. Mientras tanto, Qyburn (Anton Lesser) atrae a Pycelle (Julian Glover) a su cámara, y es asesinado por los "pajaritos". Lancel mientras tanto descubre una considerable cantidad de fuego valyrio almacenada bajo el Gran Septo (colocado allí hace décadas por el rey Aerys II Targaryen), y es herido gravemente por uno de los pajaritos. En el interior del septo, Margaery Tyrell (Natalie Dormer) se da cuenta de que algo no va bien con las ausencias de Cersei y Tommen (Dean Charles-Chapman) y trata de advertir a la gente de salir del lugar, pero las puertas están bloqueadas. Cuando se prende el fuego valyrio con la llama de unas velas, el Gran Septo es destruido, matando a todos sus ocupantes, incluido el Gorrion Supremo, Margaery, Loras, Mace Tyrell (Roger Ashton-Griffiths), Kevan Lannister (Ian Gelder), y Lancel. La septa Unella (Hannah Waddingham) es capturada y encarcelada por orden de Cersei, que alegremente le confiesa todos sus "pecados", incluyendo el de cooperar en la muerte de Robert Baratheon y su relación incestuosa en curso con Jaime. Unella queda a merced de Ser Gregor Clegane (Hafþór Júlíus Björnsson). Tommen, que había sido resguardado en sus aposentos, es testigo de la explosión, y al darse cuenta de que su madre es la responsable, se suicida arrojándose desde lo alto de la Fortaleza Roja. Cuando Qyburn pregunta a Cersei qué hacer con su cuerpo, Cersei responde fríamente que sus restos sean quemados y las cenizas enterradas en las ruinas del Gran Septo.

Jaime Lannister (Nikolaj Coster-Waldau) y Bronn (Jerome Flynn) finalmente regresan de las Tierras de los Ríos, y se sorprenden al ver las ruinas ardientes del Gran Septo. Al llegar al salón del trono, Jaime presencia como Cersei es coronada Reina de los Siete Reinos.

En el NorteEditar

Mientras que Jon Nieve (Kit Harington) y Melisandre (Carice van Houten) se encuentran hablando, Davos Seaworth (Liam Cunningham) entra y se enfrenta a ella con la figurilla del venado. Melisandre admite la quema de Shireen Baratheon, pero señala que lo hizo por el Señor de Luz y que Stannis Baratheon no se opuso al sacrificio. Davos a continuación, solicita el permiso de Jon para castigar a Melisandre por sus crímenes. Jon en su lugar exilia a Melisandre del Norte, amenazando con ahorcarla en caso de volver. Sansa Stark (Sophie Turner) discute con Jon sobre quien de ellos liderará las fuerzas Stark. Jon le dice a Sansa que si los Stark han de prevalecer, ambos deben confiar en los demás. Algún tiempo después, Petyr Baelish (Aidan Gillen) se reúne en privado con Sansa en el Bosque de Dioses. Él revela que su objetivo final es sentarse en el Trono de Hierro con Sansa a su lado. A continuación, trata de besar a Sansa, pero ella fríamente le frena.

Más tarde, Jon reúne a diversos señores del Norte, los caballeros del Valle de Arryn, y los salvajes para planificar la próxima batalla contra los Caminantes Blancos. Sin embargo, hay discordia entre los grupos, alegando algunos de ellos que preferirían regresar a sus castillos para esperar la llegada del invierno. Jon les advierte de que este invierno no se puede soportar si no se unen para luchar contra los Caminantes Blancos. Lyanna Mormont (Bella Ramsey) a continuación toma la palabra, avergonzando a algunos señores del Norte por estar sin hacer nada cuando Jon pidió su ayuda. Al darse cuenta de que Jon ha demostrado su valía volviendo a tomar Invernalia, Jon es aclamado como Rey en el Norte mientras que Sansa se sienta junto a él, sonriendo a Meñique pero a la vez preocupada.

En las Tierras de los RíosEditar

Walder Frey (David Bradley) celebra la recaptura de Aguasdulces con los Lannister, y comenta a Jaime que no son tan distintos tras haber traicionado a sus reyes. Jaime recuerda con amargura a Walder que los Frey son sólo los gobernantes de las Tierras de los Ríos gracias a los Lannister, y tras esto se marcha.

Algunos días más tarde, Walder almuerza solo, preguntándose donde estarán sus hijos Lothar y Walder el Negro. Su criada le revela que ambos hombres fueron cocidos en el pastel de carne que se estaba comiendo. Luego se quita la cara para revelarse como Arya Stark, degollando posteriormente a Lord Walder en venganza a la Boda Roja.

En el DominioEditar

Samwell Tarly (John Bradley-West) y Gilly (Hannah Murray) llegan a Antigua. Sam se dirige a la Ciudadela para proceder a su formación como maestre, y allí contempla la innumerable pila de libros y los cuervos blancos que anuncian la llegada del invierno.

En DorneEditar

Olenna Redwyne (Diana Rigg), de luto por la muerte de su familia, se reúne con Ellaria Arena (Indira Varma) y las Serpientes de Arena en relación con sus quejas mutuas contra los Lannister y discutir la posibilidad de una alianza. Olenna rechaza la idea que Ellaria le plantea; su hijo y nietos están todos muertos y su casa se quedó sin futuro, por lo que no es mera supervivencia lo que quiere. Mientras tanto llega Varys (Conleth Hill), saludándolas con "Fuego y Sangre", las palabras de la Casa Targaryen.

Más Allá del MuroEditar

A medida que Bran Stark (Isaac Hempstead-Wright), Meera Reed (Ellie Kendrick), y Benjen (Joseph Mawle) se acercan al Muro, este último se despide, indicando que la protección mágica del Muro impide que los muertos sean capaces de pasar. Meera ayuda a Bran a agarrarse a un arciano, momento en que vuelve en el tiempo a los eventos de las Torre de la Alegría. Allí, se ve al joven Eddard Stark (Robert Aramayo) con su hermana Lyanna (Aisling Franciosi) desangrándose tras un parto. Con su último aliento, Lyanna suplica a Eddard que cuide de su hijo, manteniendo su secreto seguro por miedo a que Robert pueda matarlo. El bebé se revela como Jon Nieve, como verdadero hijo de Lyanna Stark.

Al otro lado del Mar AngostoEditar

Daenerys Targaryen (Emilia Clarke) se reúne con Daario Naharis (Michiel Huisman), al que informa que no vendrá a Poniente, y en su lugar le ordena quedarse atrás para gobernar Meereen y la Bahía de los Esclavos. Daario acepta a regañadientes, no sin antes declararle su amor. Daenerys le confía a Tyrion Lannister (Peter Dinklage) sus sentimientos hacia Daario, y posteriormente le entrega una réplica del broche de la Mano del Rey, quedando nombrado en el cargo. Con los barcos de la Casa Greyjoy y los que dispone además, Daenerys y su corte parten hacia Poniente, con sus fuerzas combinadas en una masiva flota, con Drogon, Rhaegal, y Viserion volando encima de ellos.

ProducciónEditar

GuionEditar

El episodio fue escrito por los creadores de la serie David Benioff y DB Weiss. Los elementos del episodio se basan de la sexta novela de la serie Cancion de hielo y fuego llamada Vientos de invierno, que el autor George R. R. Martin esperaba completar antes de la sexta temporada. También adapta del capítulo "Samwell V" y del diálogo del capítulo "La princesa en la torre" de Festín de cuervos, contiene elementos que no fueron mostrados pero que se dieron a conocer en los capítulos "El príncipe de Invernalia" y "Epílogo" de Danza de dragones.

RepartoEditar

Debido a la gran masacre cometida por Cersei Lannister (Lena Headey), este episodio supuso la última aparición de varios personajes principales como el Rey Tommen Baratheon (Dean-Charles Chapman), cuyo personaje se suicidó al ver la atrocidad de su madre; su esposa Margaery Tyrell (Natalie Dormer), presente desde la 2ª temporada, y el Gorrión Supremo (Jonathan Pryce). También fue la última aparición de varios personajes recurrentes como Lancel Lannister (Eugene Simon), Kevan Lannister (Ian Gelder), Mace Tyrell (Roger Ashton-Griffiths), Loras Tyrell (Finn Jones) y el Gran Maestre Pycelle (Julian Glover), estos dos últimos presentes desde la 1ª temporada de forma ininterrumpida.

MúsicaEditar

El tema "Light of the Seven", del compositor germano-iraní Ramin Djawadi, fue interpretado durante este capítulo, creando un clima perfecto para el espectador ante todo lo que estaba por ocurrir en este capítulo cargado de sorpresas.

RecepciónEditar

CríticaEditar

"Vientos de Invierno" fue aclamado tanto por los críticos como por los espectadores, elogiándolo como uno de los mejores capítulos de la serie. Ha recibido una calificación del 100 por ciento en el sitio web Rotten Tomatoes con una puntuación media de 9.7/10. El consenso del sitio dice: "'Vientos de Invierno' aprovecha al máximo su tiempo de ejecución, y es potencialmente el mejor final de temporada en la historia de la serie". El episodio recibió una puntuación perfecta de 10/10 en IMDb durante varias semanas después de su lanzamiento. Ahora tiene una calificación de 9.9/10, siendo uno de los pocos episodios en tener esa calificación en el sitio web.

Matt Fowler, de IGN, escribió en su reseña: "las historias en el Norte y Meereen se mantuvieron un poco tranquilas, ya que toda su acción se resolvió la semana pasada, dejando que el gran complot de Cersei destruyera al Gorrión Supremo y todos los presentes como el gran final. En otros lugares, hubo grandes revelaciones y muertes por venganza que ayudaron a que todo se convirtiera en un final de temporada muy sorprendente y satisfactorio". Continuó elogiando cómo se desarrolló la secuencia del juicio en pantalla, escribiendo: "la puesta en escena, el ritmo del juicio y la violenta conclusión fueron realmente geniales". Le dio a episodio un 9.5/10.

ReferenciasEditar