Wikiproyecto:Revisores/Guías de revisión y redacción/Reviewing good articles

Los artículos buenos cumplen una serie de requisitos mínimos (criterios de artículos buenos) en lo que respecta a su redacción, verificabilidad y atribución, amplitud de contenido, estabilidad y uso apropiado de imágenes. Esta guía tiene el objetivo de orientar en la tarea de revisar correctamente un artículo, basándose en los criterios, y decidir si pasa o no una nominación.

Cómo revisar un artículoEditar

Primeros elementos que buscarEditar

Antes de llevar a cabo una revisión exhaustiva, y después de asegurarse de que se está leyendo una versión no vandalizada, se procede a revisar el artículo y su historial para detectar los siguientes problemas, frecuentes en las nominaciones a AB:

  1. El artículo carece por completo de fuentes fiables (véase WP:VER).
  2. El tema se aborda de una manera tal que resulta evidente que no respeta el punto de vista neutral (véase WP:PVN).
  3. Hay plantillas en el artículo que son válidas, como {{wikificar}}, numerosos {{cita requerida}}, {{copyedit}}, {{contextualizar}} o similares.
  4. El artículo ha sido objeto de guerras de ediciones, reciente o actualmente.
  5. El artículo aborda un evento que se encuentra en curso y es muy susceptible a cambios.

Si el artículo tiene alguno de estos problemas, puede ser prematuro realizar una revisión exhaustiva, por lo que es conveniente reprobarlo directamente, indicando con claridad los fallos a corregir en la página de discusión.

RevisiónEditar

Si una nominación requiere una revisión detallada (es decir, no es susceptible a ser reprobado de inmediato) hay dos pasos básicos a seguir: verificar que el artículo cumpla los requisitos para ser un artículo bueno, y comunicar esta decisión a los demás editores. Es posible usar plantillas, como {{Revisión de AB}} o {{ABlista}}, pero se recomienda el texto plano, ya que da una mejor idea al redactor de qué debe mejorar.

Paso 1. A medida que el revisor lee el artículo, debe tener en mente los criterios para que pueda ser AB.

  1. El artículo debe estar bien escrito, con una buena prosa, ortografía y gramática. Chequear coherencia, cohesión, organización correcta de las secciones, uso apropiado de enlaces internos, mal uso de gerundios, uso excesivo de voz pasiva y otros aspectos del Manual de Estilo que se apliquen a los criterios. Una vez que se haya leído el artículo, chequear que la introducción sirva como breve resumen y que cumpla su función de introducir al tema tratado.
  2. El artículo debe ser verificable y sus afirmaciones deben estar respaldadas por fuentes fiables, con citas en línea o bibliografía utilizada. No debe contener plagios, ni citas sin referencias y atribución adecuada, ni tampoco ser fuente primaria. El revisor debe chequear las referencias aportadas siempre que sea posible, para verificar que, efectivamente, respalden los hechos expresados en el texto. También se recomienda hacer una prueba mediante un buscador en línea en el caso de que se sospeche que la información pueda ser plagio.
  3. El artículo debe ser centrado en su cobertura, sin disgresiones innecesarias. Puede explicar detalles, pero no se espera que sea demasiado exhaustivo. Por ejemplo, si se trata del artículo de una especie animal, no es necesario dar numerosos ejemplos y explicar casos particulares peculiares, y si se trata de una biografía, deben obviarse datos triviales sobre la vida de la persona.
  4. El artículo no tiene que contener juicios de valor ni ser parcial. Es importante que el redactor respete todos los puntos de vista sobre un tema, sin preferencia por sobre uno u otro. Uno de los puntos de vista puede estar más o mejor explicado que los otros, pero no es enciclopédico asegurar que es o no el correcto.
  5. El artículo tiene que ser estable. Esto implica que no sufra guerras de ediciones ni que su información sea susceptible a múltiples cambios bruscos; por ejemplo, eventos en curso, como rebeliones, guerras o protestas.
  6. Tiene que tener un buen uso de las imágenes. Aunque no son obligatorias, todas deben llevar un epígrafe explicativo, finalizado en punto, un tamaño razonable (o el tamaño por defecto) y estar subidas a Commons. En ningún caso se aceptarán enlaces a imágenes externas, que estén protegidas por copyright.
  7. El artículo no posee violaciones obvias a los derechos de autor. Esto implica que esté libre de plagios, enlaces a imágenes externas y enlaces a contenidos protegidos (por ejemplo, videos o letras de canciones).
  8. Si se trata de una traducción de otra Wikipedia, es ideal que el revisor conozca el idioma en el que está escrito el artículo original, para poder verificar que la traducción sea correcta, cotejando ambos artículos. Además, debe asegurarse de que se cumple con la licencia, especificando en los resúmenes de edición, en la discusión del artículo y/o en el apartado de referencias que se trata de una traducción.
  9. Además, en el caso de las traducciones, hay que verificar que se haya hecho el traspaso correcto al idioma español. Traducir no es simplemente escribir las palabras en un idioma distinto, sino, muchas veces, cambiar radicalmente la gramática y la manera de expresarse. La voz pasiva y los gerundios usados para indicar posterioridad, aunque resulten cómodos de escribir, traban la lectura y deben tratar de evitarse en español. Se recomienda tener en cuenta este detalle en una revisión.

Un revisor debería poder tener acceso a todo el material utilizado como fuente, aunque esto no es posible la mayoría de las veces.

  • Como mínimo, es importante chequear que todas las fuentes usadas son confiables. Por ejemplo, los blogs, por lo general, no se consideran fuentes fiables, así como tampoco lo son sitios como Taringa, Rincón del Vago, Monografías o fansites. También el revisor debe verificar que se puede acceder a todos los enlaces que aparecen en el artículo, y que estos sitios no están plagiando a otros ni contienen material inapropiado. Se recomienda que no se requiera suscripción para acceder a los sitios que son usados como referencias.

Paso 2. Escribir los pasos a solucionar en la página de discusión, incluyendo todos los problemas que se hayan encontrado, preferentemente con ejemplos específicos. Es muy importante tener el cuenta que el objetivo de una revisión es mejorar el artículo, no desechar el trabajo hecho por otros. Por lo tanto, hay que evitar argumentos como "la prosa es incorrecta", "la gramática no es la adecuada", "no cumple el manual de estilo", por ejemplo, con muestras concretas que ayuden al redactor a corregir los fallos.

  • Es preferible que los detalles menores, como errores de tipeo, falta de tildes o errores de puntuación, sean corregidos directamente por el redactor. Esta es una norma sujeta a sentido común: si el nominador/redactor del artículo es un novato que obviamente desconoce reglas básicas del idioma español, puede ser aconsejable enumerar sus fallos, para que tenga menos posibilidades de repetirlos en el futuro. Sin embargo, si se trata de un editor veterano, no tiene sentido hacer una lista exhaustiva de cada mínimo error: es preferible dedicar la revisión a cubrir los demás aspectos.
  • Lo ideal es que el revisor conozca sobre la temática que está revisando. En tal caso, debe poder leer el artículo de dos maneras: como lector especializado y como lector casual. La primera le permitirá detectar errores de fondo, y la segunda, comprender si la prosa no es comprensible para el lector promedio. Hay que tener en mente que una enciclopedia está dirigida a toda clase de público, y por lo tanto la jerga específica o compleja no siempre es recomendable.
  • Si el revisor no es experto pero de todas maneras revisa el artículo, también debe realizar la lectura poniéndose en el lugar de un visitante casual. ¿Se comprende el texto? ¿Hay fácil acceso a las referencias? ¿Las imágenes realmente complementan la lectura, o solo sirven de decoración? ¿Se brinda una sección de enlaces externos para seguir investigando? ¿La prosa es cómoda, o provocará que el lector abandone la lectura por resultarle pesada?
  • Si el artículo contiene errores cuya solución probablemente demande más de cinco días, es preferible reprobarlo. Si no, puede pasarse a espera y notificarle al redactor de la decisión.