Abrir menú principal

La batalla de Nicea (diciembre de 193) fue un enfrentamiento militar librado entre las fuerzas leales a Pescenio Níger, Legatus Augusti pro praetore de Siria, y Septimio Severo, legado de Panonia y reconocido por el Senado romano, en el contexto de una guerra civil por el Imperio romano. Acabó con la victoria del segundo.

AntecedentesEditar

El general de Severo, Tiberio Claudio Candido, logró desembarcar en Asia Menor a pesar de la oposición del comandante Aselio Emiliano, leal a Níger, venciéndole en la batalla de Cícico. Poco después Emiliano era capturado y ejecutado.

Por entonces, Níger asediaba Bizancio, pero tras estos eventos se retira a Bitinia. Fue entonces que la ciudad de Nicea se proclamó leal a su persona, mientras que su rival Nicomedia habría sus puertas a las tropas de Septimio.

La batallaEditar

Las tropas de Candido marcharon sobre Nicea desde Cío y bordeando el lago Ascanión. Antes de llegar a Nicea tomó una posición elevada y se atrincheró, mientras Níger ordena a sus tropas atacar la línea enemiga. La presencia de este último en el campo de batalla animaba a sus soldados. Arqueros en botes lanzaron andanadas desde el lago sobre la línea de Candido. Finalmente, Níger consideró inútil el ataque y ordenó la retirada. Candido no pudo perseguirlo por llegar la noche.

ConsecuenciasEditar

Las fuerzas de Níger se dividieron, una parte se retiró a Armenia mientras que el usurpador se refugiaba en los montes Tauro.

BibliografíaEditar

  • Birley, Anthony Richard (1999). Septimius Severus: The African Emperor. Routledge, pp. 109-110. ISBN 0415165911. En inglés.
  • Scala, Edoardo (1955). Storia delle Fanteria Italiana: Le fanterie di Roma. Tomo I. Roma: Regionale. En italiano.