Abrir menú principal
El sello de la Comisión del 11-S.

La Comisión Nacional sobre los ataques terroristas en los Estados Unidos (National Commission on Terrorist Attacks Upon the United States), también conocida como la Comisión del 11-S, fue establecida el 27 de noviembre de 2002 "para preparar un recuento completo de las circunstancias que rodearon a los Atentados del 11 de septiembre de 2001", incluyendo el estado de preparación para los ataques y la inmediata respuesta a ellos. El mandato de la Comisión también incluía la provisión de recomendaciones dirigidas a prevenir futuros ataques.

Presidida por el ex gobernador de Nueva Jersey Thomas Kean, la comisión estaba conformada por cinco demócratas y cinco republicanos. Fue creada por el Congreso con un proyecto de ley convertido en ley por el presidente de los Estados Unidos George W. Bush.

El informe final de la Comisión resultó extenso y estuvo basado en amplias entrevistas y testimonios. Su conclusión principal fue que las fallas de la Agencia Central de Inteligencia de los Estados Unidos (CIA) y de la Oficina Federal de Investigación (FBI) permitieron que ocurrieran los ataques terroristas y que si estas agencias hubieran actuado más sensata y agresivamente, los ataques podían haber sido potencialmente prevenidos.

Tras la publicación del informe final, la comisión cesó sus funciones el 21 de agosto de 2004. Fue la última investigación llevada a cabo por el gobierno federal sobre los eventos del 11 de septiembre, con la excepción del informe del Instituto Nacional de Estándares y Tecnología sobre el colapso del edificio World Trade Center 7. Muchos activistas del Movimiento por la verdad del 11-S criticaron a la Comisión del 11-S como un encubrimiento y apuntan a comentarios como los del co-director de la Comisión, Lee Hamilton, que sostuvo públicamente que la comisión "fue montada para fracasar", como evidencia de la necesidad de una nueva investigación sobre los atentados del 11 de septiembre.

Véase tambiénEditar

  • Atentados del 11 de septiembre de 2001Según el vídeo que nos mostraron el 11s, resulta ridícula la manera de impactar los supuestos aviones de pasajeros con las torres gemelas.Es imposible que en el choque, se introduzca limpia y completamente la nave dentro de la torre, tal como se vio en directo en la transmisión de la CNN. El avión pareció dejar la huella del "correcaminos " de los dibujos animados. Eso es imposible que ocurra al chocar un Boing de aluminio contra una estructura de acero como la torre, muchísimo más dura.Lo que las Leyes de la física esperan que ocurra es que el avión , aún penetrando algo en la torre, se aplaste y rompa cayéndose en buena parte su estructura hacia atrás, descomponiéndo su estructura como una acordeón por acción del choque. Sólo cabe aplicar las leyes de la física de choques . Esto se ha comprobado en laboratorio, con un programa de física virtual, dando la imagen de la pérdida de las alas en el choque , dado que su ensamblaje es el punto más débil del fuselaje del avión.Deberían haberse desprendido en el momento del impacto,es imposible que penetraran completamente como si fueran cuchillas. El boing está hecho para transporte de pasajeros, es decir , elevarse, volar y aterrizar sin ninguna resistencia.
  • Conspiraciones del 11-S
  • Movimiento por la verdad del 11-S
  • Proyecto para el Nuevo Siglo Americano
  • The New Pearl Harbor

ReferenciasEditar

BibliografíaEditar

Enlaces externosEditar