Contrato aleatorio

Un contrato aleatorio (del latín alea, "suerte") es aquella clase de actos jurídicos bilaterales, de naturaleza onerosa, en que se pacta que una de las prestaciones debidas está sujeta, en cuanto a la posibilidad, cantidad o calidad de la prestación, a lo que pudiera ocurrir a futuro, sin que este evento pueda ser calificado de condición del contrato (ya que el contrato existe con independencia del evento), sino de una contingencia de ganancia o pérdida.

Así lo define, entre otros, el art. 1790 del Código Civil español:

El contrato aleatorio es un convenio recíproco, cuyos efectos de pérdidas y beneficios, ya sea por todas las partes o para una o muchas de ellas, depende de un suceso incierto.

Mientras, el Código Civil chileno establece en su art. 1441:

...si el equivalente consiste en una contingencia incierta de ganancia o pérdida, se llama aleatorio.

Principales contratos aleatoriosEditar

Las legislaciones tienden a concordar en los siguientes ejemplos de contratos aleatorios:

Enlaces externosEditar