Día de San Silvestre

festividad cristiana

El día de San Silvestre, también conocido como la Fiesta de San Silvestre, es el día de la fiesta del Papa Silvestre I, un santo que sirvió como Papa (obispo de Roma) del 314 al 335. La leyenda medieval lo hizo responsable de la conversión del emperador Constantino I. Entre las iglesias occidentales, la fiesta se celebra en el aniversario de la muerte de San Silvestre, el 31 de diciembre, fecha que, desde la adopción del calendario gregoriano, coincide con la víspera de Año Nuevo. Para estas denominaciones cristianas, el día de San Silvestre marca litúrgicamente el séptimo día de Navidad.[2]​ Las iglesias ortodoxas orientales celebran la fiesta de Silvestre en un día diferente al de las iglesias occidentales, es decir, el 2 de enero. Las celebraciones del Día de San Silvestre están marcadas por la asistencia a la iglesia en la misa de medianoche o un servicio de vigilia, así como fuegos artificiales y festejos.[1]

Día de San Silvestre
Sylvester I and Constantine.jpg
Tipo Fiesta religiosa
Fiesta secular[1]
Celebrada por Cristianismo
Fecha
Motivo Muerte de Silvestre I
Tiempo de Navidad, Fiesta de la Circuncisión de Cristo, Solemnidad de Santa María, Madre de Dios
Día de Año Nuevo Día de San Silvestre Año Nuevo

San SilvestreEditar

Bajo el reinado del Papa Silvestre I, se construyeron varias de las magníficas iglesias cristianas, incluida la Basílica de San Juan de Letrán, la Basílica de la Santa Cruz de Jerusalén y la Antigua Basílica de San Pedro, entre otras.[3]​ Durante el papado de San Silvestre, se formuló el Credo de Nicea, que es recitado por los comulgantes de la gran mayoría de las denominaciones cristianas del mundo.[3]​ Se dice que San Silvestre sanó, en nombre de Cristo, al emperador Constantino el Grande de la lepra. Después de morir, San Silvestre fue enterrado el 31 de diciembre en las Catacumbas de Priscila.[3]

Tradiciones regionalesEditar

 
La ciudad alemana de Rotemburgo del Néckar (Alemania) decorada para Navidad y la festividad de San Silvestre.
 
Día de San Silvestre con fuegos artificiales en Cracovia (Polonia).

Varios países, principalmente en Europa, utilizan una variante del nombre de Silvestre como nombre preferido para la festividad; estos países incluyen Austria, Bosnia y Herzegovina, Croacia, República Checa, Francia, Alemania, Hungría, Israel, Italia, Liechtenstein, Luxemburgo, Polonia, Eslovaquia, Suiza y Eslovenia.[4]

Austria y AlemaniaEditar

En la capital de Austria, Viena, la gente pasea a los cerdos con correa para la celebración del Día de San Silvestre con la esperanza de tener buena suerte para el próximo año.[5]​ Muchos hogares cristianos en Alemania celebran el día de San Silvestre practicando la costumbre de Bleigiessen usando Silvesterblei (plomo de Silvester), en el que Silvesterblei se derrite sobre una llama en una cuchara vieja y se deja caer en un recipiente con agua fría; la fortuna de uno para el próximo año está determinada por la forma del plomo.[6]​ Si el plomo forma una bola (der Ball), la suerte rodará hacia uno, mientras que la forma de una estrella (der Stern) significa felicidad.[7]

BélgicaEditar

Los cristianos de Bélgica tienen la tradición de que una doncella que no termine su trabajo antes de la puesta del sol del día de San Silvestre no se casará en el próximo año.[5]

BrasilEditar

Junto con la explosión de fuegos artificiales, la carrera de San Silvestre, la carrera más antigua y prestigiosa de Brasil, se lleva a cabo el día de San Silvestre y está dedicada a él.[8]

IsraelEditar

En Israel, se considera ampliamente que el Papa Silvestre fue un antisemita.[9]​ Por esta razón, los judíos exsoviéticos que celebran la víspera de Año Nuevo (llamado Novy God para distinguirlo de "Silvestre") a veces han sido criticados por celebrar una festividad antisemita, aunque con el tiempo ha crecido la aceptación de Novy God como festividad secular.[10]

ItaliaEditar

En Italia, el día de San Silvestre, "se comen lentejas y rodajas de salchicha porque parecen monedas y simbolizan la buena fortuna y la riqueza de la vida para el próximo año".[11]

SuizaEditar

En Suiza, la mañana del día de San Silvestre, los hijos de una familia cristiana compiten entre sí para ver quién puede despertarse más temprano; el niño que se levanta más tarde es abucheado en broma.[5]​ Durante siglos, los hombres se han disfrazado de Silvesterklaus en el día de San Silvestre.[12]

ReferenciasEditar

  1. a b Berkmoes, Ryan Ver; Cole, Geert; Berry, Oliver; Else, David (2009). Western Europe (en inglés). Lonely Planet. p. 551. ISBN 9781741049176. «The German New Year's Eve is called Silvester in honour of the 4th-century pope under whom the Romans adopted Christianity as their official religion; there's partying all night long.» 
  2. Watts, Isaac (1 November 2013). Joy to the World: The Forgotten Meaning of Christmas (en inglés). Paraclete Press. p. 49. ISBN 9781612615301. 
  3. a b c Kathy Coffey; Donna M. Crilly; Mary G. Gox; Marry Ellen Hynes; Julie M. Krakora; Corinna Laughlin; Robert C. Rabe (16 February 2012). Companion to the Calendar, Second Edition (en inglés). LiturgyTrainingPublications. p. 154. ISBN 9781568542607. 
  4. Cohen, Ariel (31 December 2014). «Celebrating an anti-Semitic pope on Sylvester». The Jerusalem Post. Archivado desde el original el 31 December 2014. Consultado el 31 December 2014. 
  5. a b c Crump, William D. (25 April 2014). Encyclopedia of New Year's Holidays Worldwide (en inglés). McFarland. p. 215. ISBN 9781476607481. 
  6. «SILVESTER - NEW YEAR'S EVE». mrshea.com. Consultado el 31 December 2015. 
  7. «2.0 Silvesterbraeuche - Neujahrsbraeuche». silvestergruesse.de. Consultado el 31 December 2015. 
  8. Cau, Jean; Bost, Jacques Laurent; Chambry, D.; Wagret, Paul (1979). Brazil (en inglés). Nagel Publishers. p. 214. ISBN 9782826307273. «On New Year's Eve there are fireworks in the streets, and at midnight begins the marathon known as the 'St Sylvester's Day race'.» 
  9. Kershner, Isabel (30 December 2018). «New Year's Fete From Russia Irks Some in Israel: 'It's Not a Jewish Holiday'». The New York Times. 
  10. Kershner, Isabel (30 December 2018). «New Year's Fete From Russia Irks Some in Israel: 'It's Not a Jewish Holiday'». The New York Times. 
  11. dePaola, Tomie (18 October 2011). Strega Nona's Gift (en inglés). Penguin Books. p. 33. ISBN 9781101653159. 
  12. Spicer, Dorothy Gladys (1973). Festivals of Western Europe (en inglés). Library of Alexandria. p. 253. ISBN 9781465579997.