Deo optimo maximo

Deo optimo maximo, a menudo abreviada como D.O.M., es una frase latina que originalmente significaba "Para el más grande y mejor dios". en referencia a Júpiter. Posteriormente cuando el Imperio Romano adopta el cristianismo la frase toma el significado "Para Dios el Mejor y más Grande". Su uso se prolongó mucho después de la caída de la civilización romana a través de la retención de Europa del latín como lengua académica y eclesiástica. Así, la frase o su abreviatura se pueden encontrar en muchas iglesias renacentistas y otros edificios, especialmente en los sarcófagos, sobre todo en Italia.

Inscripción "Deo Optimo Maximo" - Portal de la iglesia de un monasterio. Schlägl, Austria