Abrir menú principal

Un ejemplo sirve para explicar o ilustrar una afirmación general, o para proporcionar un caso particular que hace de modelo para el caso general. El ejemplo es escogido libremente, pero busca aclarar la comprensión de un fenómeno o proceso

En retóricaEditar

El ejemplo es una figura de estilo corriente en retórica.

En matemáticasEditar

En matemáticas, un ejemplo es un caso particular que pretende ilustrar una definición, un teorema o un razonamiento. Así, se podrá encontrar en un libro de matemáticas:

«Las funciones   definidas sobre   por   se denominan funciones afines.U
Por ejemplo, la función   definida sobre   por   es una función afín.»

En general, un ejemplo no es suficiente para demostrar una proposición universal, es decir, una proposición que afirma que una propiedad es cierta para todos los objetos considerados (por ejemplo, para todos los números naturales). Sin embargo, un contraejemplo basta para demostrar que una proposición es falsa.

Véase tambiénEditar

  • Exemplum, un cuento o fábula con función moralizadora o doctrinal.