Abrir menú principal

Elwing ("Espuma de estrella" o "Rocío de estrella" en quenya) es un personaje de ficción del legendarium de J. R. R. Tolkien. Tal y como se relata en El Silmarillion Elwing era una medio elfo, tercera hija de Dior y Nimloth y hermana de Eluréd y Elurín. Fue llamada así porque la noche que nació había muchas estrellas en el cielo y su luz brillaba en la espuma de la cascada de Lanthir Lamath, donde vivían sus padres por entonces.

Elwing
Personaje de El Silmarillion
Creador(es) J. R. R. Tolkien
Información
Raza Medio elfo
Sexo Femenino
Familia Hija de Dior y Nimloth y hermana de Eluréd y Elurín
Cónyuge Eärendil
Pareja(s) Eärendil
Hijos Elrond y Elros
Residencia Arvernien

Tras la muerte del Rey Thingol, Dior decidió gobernar Doriath y llevó allí a Elwing y al resto de su familia. Cuando Dior mostró abiertamente el Silmaril, los hijos de Fëanor, movidos por el juramento de su padre, lo reclamaron y al negarse Dior, atacaron Doriath y la destruyeron en lo que fue la Segunda Matanza de los Hermanos. Sin embargo, no consiguieron el Silmaril, pues Elwing huyó con él y con parte de su pueblo, y se asentaron en Arvernien. Allí se casó con Eärendil y sus hijos fueron Elrond y Elros.

Mientras Eärendil estaba de viaje, los hijos de Fëanor atacaron Arvernien para recuperar el Silmaril. Se produjo así la Tercera Matanza de los Hermanos, y Elwing, viendo que no podría salvar el Silmaril, decidió tirarse al mar junto con él. Pero no murió, porque Ulmo la rescató del agua y la convirtió en un pájaro. Entonces Elwing voló mar adentro y una noche encontró a su marido. Recuperado su aspecto normal, continuó navegando con su marido en busca de Aman y gracias al Silmaril lograron llegar a la bahía de Eldamar.

Mientras Eärendil fue en busca de los Valar para pedir su clemencia, Elwing, que paseaba por la orilla del mar esperando, llegó a Alqualondë e hizo amistad con los Teleri. Más tarde, los Valar la convocaron para dar su sentencia y Manwë accedió a ayudarles, pero a Elwing y a Eärendil no les dejó marcharse de Aman, ya que habían incumplido la prohibición y les hizo escoger entre uno de los dos linajes a los que pertenecían, al igual que tendrían que hacer sus descendientes a partir de entonces. Elwing decidió a petición de su marido y escogió a los Elfos.

Los Valar construyeron entonces para Elwing una torre blanca en el norte, a orillas de los Mares Divisorios, y allí Elwing aprendió la lengua de las aves que la visitaban y también la enseñaron a volar. En ocasiones, cuando Eärendil regresaba de sus viajes por el cielo, Elwing volaba hacia Vingilot al encuentro de su marido.

Por su amistad con ellos, Elwing logró convencer a los Teleri para que acudieran a la Gran Batalla.