Diferencia entre revisiones de «Conquista española de las Bahamas»

 
Sin embargo, el archipiélago seguía siendo, oficialmente, propiedad de España, por lo que, en la década de los 50, los colonos tuvieron ciertos conflictos con los españoles lo que, junto a la pobreza del suelo, obligó a una parte de ellos a regresar a las Bermudas.<ref name="Albury1975"/><ref>Johnson, Howard. (1996) The Bahamas from Slavery to Servitude, 1783–1933. University Press of Florida. ISBN 0-8130-1858-7</ref> De hecho, los españoles atacaban a los náufragos y se apropiaban de sus mercaderías, por lo que, cuando estos aterrizaron en Las Bahamas, los corsarios británicos, a petición de los locales, se enfrentaron a los españoles y los expulsaron del archipiélago.
Posteriormente, en 1684, el corsario cubano-español Juan de Alarcón destruyó los principales asentamientos del archipiélago, New Providence y Eleuthera, por lo que la mayoría de sus habitantes (más de 200) huyeron a Jamaica y unos pocos (unos 50) a [[Maine]], en los actuales EE.{{esd}}UU.. Solo dos años después, en diciembre de 1686, el predicador jamaicano Thomas Bridges dirigió un pequeño grupo de colonos ingleses a Las Bahamas, repoblandoasentándose en New Providence. Esta colonia se vio ampliada progresivamente por nuevos grupos de colonizadores británicos. Por su parte, Inglaterra decidió nombrar a un gobernador para el archipiélago, a pesar de que España aún reclamaba a este, Lilburn.<ref>[http://hemeroteca-paginas.lavanguardia.com/LVE07/HEM/1973/07/10/LVG19730710-023.pdf ''La Vanguardia Española'', 10 de julio de 1973]</ref>
 
Durante la Guerra de la Independencia estadounidense el archipiélago fue anexionada temporalmente por EE.{{esd}}UU., con la ocupación territorial de las tropas de Esek Hopkins, pero este regresaría a EE.{{esd}}UU. al poco tiempo, por lo que la población colonial siguió siendo, fundamentalmente, los llegados con anterioridad.
8624

ediciones