Abrir menú principal

Cambios

20 bytes añadidos ,  hace 7 años
{{AP|Batalla de los Acantilados Rojos}}
 
En el [[208]], Cao Cao marchó hacia el sur con su ejército con la esperanza de unificar rápidamente el imperio. El hijo de Liu Biao, Liu Zong, rindió la provincia de Jing y Cao pudo capturar una flota considerable en Jiangling. Sin embargo [[Sun Quan (emperador Da de Wu)|Sun Quan]], el sucesor de Sun Ce en el bajo Yangzi, continuó resistiendo. Su consejero y general [[Zhou Yu]] aseguró una alianza con [[Liu Bei]], siendo él mismo un refugiado reciente del norte. Sus ejércitos combinados de unos 50.000 hombres<ref>de Crespigny 2004: 252; 255. Unos 20.000 aportados por Sun Quan y 30.000 por Liu Bei.</ref> se enfrentaron a la flota de Cao Cao y a una fuerza de 220.000 hombres y mujeres ese invierno en Chibi. En esa época el bando de Cao Cao presumía de tener 800.000 hombres y mujeres,<ref name= Ref1 >Eikenberry 1994:60</ref> pero eso era una exageración para desmoralizar a los enemigos y aumentar su prestigio (su ejército sería de aproximadamente algo más de 220.000 soldados).<ref name= Ref1 /> Antes de la batalla el general Zhou Yu al mando del ejército de Sun Quan mandó que dieran latigazos a Huang Gai, uno de sus más fieles oficiales. Esto formaba parte del plan que Zhou Yu ideó. Antes de esta orden había hablado con Huang Gai para ver si aceptaba, y como esperaba aceptó. Tras esto Huang Gai siguiendo el plan de Zhou Yu, se reunió con [[Cao Cao]] para unirse con él. Cao Cao aceptó porque sus espías le habían informado de que Zhou Yu le había dado latigazos, como castigo por un error que cometió Huang Gai, y porque Huang Gai traía con él a una buena parte de la flota enemiga. Cao Cao confiado mandó a toda su flota sin preparaciones para una batalla y haciendo a sus hombres cantar poemas, bailar y celebrar la victoria. Pero justo cuando las dos flotas se encontraron, Cao Cao vio que la flota del teniente eran barcos incendiarios. Al no haber preparado a su flota convenientemente, sus hombres apenas pudieron reaccionar, perdiendo a casi toda su flota y salvándose a sí mismo por los pelos.
 
Tras esta decisiva derrota, Cao Cao se retiró al norte permitiendo a Sun Quan y Liu Bei sobrevivir y consolidarse, dando la base a los futuros reinos Wu y Shu.
Usuario anónimo