Giovanni Andrea Bussi

Giovanni Andrea Bussi (1417–1475), también conocido como Giovan de' Bussi o Joannes Andreae, era un humanista del Renacimiento italiano y el Obispo de Aleria (desde 1469). Era un importante editor de textos clásicos y produjo numerosas ediciones príncipe de incunables. En sus manos el prefacio estuvo expandido de su función anterior como letra privada a un patron, para devenir una conferencia pública, y en tiempo un púlpito de matón.[1]

Giovanni Andrea Bussi
Información personal
Nacimiento 14 de julio de 1417 Ver y modificar los datos en Wikidata
Vigevano (Italia) Ver y modificar los datos en Wikidata
Fallecimiento 4 de febrero de 1475 Ver y modificar los datos en Wikidata (57 años)
Roma (Estados Pontificios) Ver y modificar los datos en Wikidata
Religión Iglesia católica Ver y modificar los datos en Wikidata
Información profesional
Ocupación Bibliotecario y sacerdote católico Ver y modificar los datos en Wikidata
Cargos ocupados
  • Obispo católico
  • Obispo diocesano (desde 1463juliano)
  • Obispo diocesano (desde 1466juliano) Ver y modificar los datos en Wikidata

Bussi era un platonista y amigo de Nicolás de Cusa y Basilio Besarión, en cuyo círculo filosófico se movió. De 1458 a la muerte del Cardenal en 1464 sirvió a Nicolás de Cusa como secretario en Roma, donde ayudó a su maestro a editar un manuscrito de siglo IX del Opuscula y otros trabajos de Apuleyo.[2]​ Desde 1468 Bussi era el editor jefe para la casa de impresión Conrad Sweynheym y Arnold Pannartz después de que se mudasen de Subiaco a Roma. Él también colmó de alabanzas a Nicolás de Cusa y a Basilio Besarión y utilizó su prefacio dedicatorio a Apuleius para promulgar la Defensio Platonis de Basilio.[3]​ También incorporó una edición de Alcinous traducida por Pietro Balbi a su impresión de Apuleius. El prefacio a esta versión suscitó una correspondencia con Jorge de Trebisonda y su hijo Andreas. Andreas atacó a Bussi y Bessarion en una carta titulada Platonis Accusatio y Bussi dirigió una respuesta a Andreas en el prefacio de su edición de Estraboón. El debate duró hasta 1472.

Nicolás de Cusa, en su diálogo De no aliud de 1462, nombra a Bussi como un experto en el Parménides de Platón.[4]Nicolás de Cusa y Bussi editaron la traducción de el Expositio en Parmenidem de Proclo de Guillermo de Moerbeke, y el marginalia que escribieron en el códice de Nicolás de Cusa incluso ha sido publicado. Ellos dos también editaron a mano el Corpus hermeticum de Hermes Trismegistuo. Mientras Nicolás de Cusa escribía con letra gótica, Bussi utilizaba una cursive Humanista minúscula.[5]​ Mientras Nicolás de Cusa escribía notas marginalias largas, Bussi prefiría mantener aquellas a un mínimos y corregir el texto directamente. La filología que utilizaba en su correcciones, ha sido completamente rechazada por escuela moderna y su intentó de aclaraciones han sido criticadas como "precipitadas" y "desafortunadas".[6]

Bussi también produjo para la Editorial Sweynheym and Parnnatz la Epistolae de Jerónimo (1468), la Naturalis historia de Plinio el Viejo (1470), todos los trabajos de Cipriano (1471), y los trabajos de Aulo Gelio. Aunque su edición de Plinio no fue la primera (era precedica por una impresión veneciana de 1469), no obstante fue criticada por Niccolò Perotti en una carta a Francesco Guarneri, secretario del cardenal nepote Marco Barbo.[7]​ Perotti debate la práctica de Bussi, entonces común, de añadir un prefacio propio a un texto antiguo, y también la calidad y exactitud de su edición.[8]

Bussi dedicó la mayoría de sus ediciones al Papa Paulo II, a quien sirvió como el primer bibliotecario papal, cuando Perotti asumió su cargo anterior cuando editor de prensa para Sweynheym y Parnnatz (1473). En 1472 el solictó la ayuda para Sweynheym y Pannartz del Papa Sixto IV, desde que los impresores, quienes normalmente publicaban 275 copias en una edición sola, tuvieron una enorme cantidad de ediciones no vendidas.[9]

Él acuñó el término de media tempestas para referirse a la Edad Media.[10]

  1. Bussi's prefazioni have been collected and edited by M. Miglio, Prefazioni alle edizioni di Sweynheim e Pannartz, prototipografi romani, 1978.
  2. Julia Haig Gaisser, The Fortunes of Apuleius and the Golden Ass: A Study in Transmission and Reception (Princeton: Princeton University Press, 2008), pp. 160–62. The Apuleius was printed in 1469.
  3. "Defense of Plato".
  4. Pasquale Arfé, "The Annotations of Nicolaus Cusanus and Giovanni Andrea Bussi on the Asclepius", Journal of the Warburg and Courtauld Institutes, 62 (1999), p. 50.
  5. Arfé, p. 51.
  6. Arfé, p. 52, quoting Paul Thomas (téméraire ... malheureuse).
  7. John Monfasani, "The First Call for Press Censorship: Niccolo Perotti, Giovanni Andrea Bussi, Antonio Moreto, and the Editing of Pliny's Natural History", Renaissance Quarterly, 41:1 (Spring, 1988), p. 3.
  8. Monfasani, pp. 7–8.
  9. Stephan Füssel, Douglas Martin (trans.), Gutenberg and the Impact of Printing (Ashgate Publishing, 2005), p. 61. The letter translated by Dario Tessicini, in Renaissance Art Reconsidered: An Anthology of Primary Sources, Carol M. Richardson, Kim Woods, and Michael W. Franklin, edd. (London: Blackwell Publishing, 2007), pp. 1177–19.
  10. Angelo Mazzocco, Interpretations of Renaissance Humanism (Brill, 2006), p. 112.