Abrir menú principal

Lina Prokófieva, nacida con el nombre Carolina Codina Nemýsskaya (Madrid, 1897 - Londres, 1989), fue esposa del compositor ruso Serguéi Prokófiev. Estuvo recluida en el gulag durante ocho años, entre 1948 y 1956, después de que su marido fuera acusado de formalista por las autoridades soviéticas, con lo que perdió la alta consideración que había tenido hasta el momento.

Carolina Codina
Prokofiev familly.jpg
Carolina Codina Nemýsskaya y su familia.
Información personal
Nombre de nacimiento Lina Codina Nemýsskaya
Otros nombres Lina
Nacimiento 1897
Bandera de España Madrid, España
Fallecimiento 1989, 92 años
Bandera de Reino Unido Londres, Reino Unido
Nacionalidad rusa
Familia
Padres Olga Nemýsskaya
Juan Codina
Cónyuge Serguéi Prokófiev
Información profesional
Ocupación Compositora y cantante Ver y modificar los datos en Wikidata
Tipo de voz Soprano Ver y modificar los datos en Wikidata

BiografíaEditar

Sus padres, Juan Codina (nacido español) y Olga Nemýsskaya (nacida rusa, aunque con antepasados alsacianos y polacos), eran cantantes profesionales. Se habían conocido en Milán, mientras estudiaban para ser cantantes de ópera, profesión en la que tuvieron éxito tanto en Europa como en América. Así, aunque Lina nació en Madrid, su niñez y educación se desarrollaron en Nueva York. Después del Instituto, estudió costura, danza y canto. Aprendió también mecanografía y a manejar maquinaria de oficinas, con vistas a un posible trabajo como secretaria. Sin embargo, se dedicó finalmente en la zona de Nueva York a colaborar en proyectos para mujeres revolucionarias no bolcheviques.

El 10 de diciembre de 1918 asistió a un concierto de Serguéi Prokófiev en aquella ciudad. Una vez presentados, la relación entre ambos se fue consolidando a lo largo de 1919. En el verano de 1920, aún sin casarse, se fueron a París, donde el compositor tenía compromisos profesionales. Lina aprovechó para, durante los dos años siguientes, realizar estudios vocales en Italia. La relación no terminaba de resolverse en matrimonio, tanto por la actividad profesional de él como por las inseguridades de ella, que la llevaban a quejarse de que él no la ayudaba a potenciar su carrera de cantante (algo de lo que Prokófiev, a su vez, se quejó también). Aunque él la ayudó económicamente en su formación, se mantuvo distante respecto de favorecerla simplemente por la amistad que tenían.

Pasaron juntos el verano de 1922 en Ettal, Baviera, Alemania.

El 17 de diciembre, Lina recibió una carta de Serguéi en la que reconocía su amor por ella y le anunciaba que la famosa cantante Lilli Lehmann estaba dispuesta a acogerla como alumna.

El 8 de octubre de 1923 se casaron en Ettal, movidos en última instancia porque Lina se había quedado embarazada. El niño, Sviatoslav, nació el 27 de febrero de 1924.

Durante la segunda mitad de la década, el éxito de Prokófiev fue grande y, como consecuencia de ello, el contraste con la vida de su mujer fue motivo de fuertes tensiones. Además, las aptitudes musicales de ella no terminaron de desarrollarse plenamente debido, en parte, a su miedo escénico y, en ocasiones, a la falta de fiato. Acudieron a la Ciencia Cristiana y a sus métodos de autoayuda para intentar solucionar el problema, aunque no hay pruebas de que lo consiguiese.

En 1936 se trasladaron a Moscú, en la creencia de que el estalinismo se estaba relajando. Sin embargo, en agosto Stalin empezó las purgas contra los miembros de su propio partido. Lina expresó sus deseos de volver a París, pero Serguéi no lo consideró necesario.

En el verano de 1938 tomaron sus vacaciones por separado (según una costumbre soviética). En la localidad montañosa donde se alojó, Serguéi conoció a Mira Mendelson, estudiante de literatura y admiradora de su música, y se enamoraron.

En el otoño de 1941, ante la proximidad de las tropas alemanas, Serguéi y otros intelectuales fueron evacuados al Cáucaso. Lina decidió quedarse en Moscú con sus dos hijos. Trabajó como traductora para la agencia de noticias Sovinformburó y, desde la distancia, recibió la ayuda económica de su marido, quien había afianzado su relación con Mira. De hecho, el 15 de enero de 1948 se casó con ella, sin que la anterior boda con Lina fuese impedimento pues no había sido inscrita como tal en ningún consulado soviético.

El 10 de febrero, el Politburó condenó la música formalista, en la que se incluía a Prokófiev. Diez días después, Lina fue acusada de espionaje (basándose en las continuas visitas de ésta a embajadas extranjeras), siendo condenada a trabajar veinte años en un campo de régimen severo.

Tras la muerte de Stalin el 5 de marzo de 1953 (el mismo día en que murió Prokófiev), Lina fue liberada en junio de 1956. En 1957 se reconoció oficialmente su inocencia, se le entregó un certificado de su matrimonio con Prokófiev y una pensión como viuda soviética.

En 1974 abandonó la Unión Soviética y se instaló en Londres, donde creó una fundación para preservar el legado de su marido.

FuenteEditar

  • Gabriel Jackson, «Toda una vida», Revista de Libros, 162, junio de 2010, págs. 33-35.

Enlaces externosEditar