Pilentum

carruaje ceremonial de la Antigua Roma

Un pilentum era un carruaje o carro romano ceremonial de cuatro grandes ruedas, donde se transportaba a distinguidas matronas, durante las procesiones sagradas, rituales religiosos o cuando iban a los juegos en determinadas festividades.[1]

Representación de un pilentum en un monumento funerario de Virunum, donde se suponía que se transportaba el alma al Más Allá.

HistoriaEditar

La distinción de poder ser transportada en el pilentum era otorgada por el Senado, para las que, en ocasiones particulares, en un rasgo de generosidad, habían donado su oro y joyas al servicio del Estado.[2]​ Posteriormente, también tuvieron el privilegio de montar en el pilentum a las vírgenes vestales.[3]

Fue utilizado durante la República romana y el Imperio. Su estructura estaba construida sobre la base de un más sencillo carro del tipo plaustrum, que era utilizado para transporte de mercancías y productos agrícolas, al que se le añadía una decoración figurativa y una serie de aditamentos para que los pasajeros sentados estuvieran más cómodos, como cojines, o agarraderas y respaldos metálicos y un espacio para portar objetos sagrados.

El pilentum era muy parecido a la harmamaxa y el carpentum. Con el carpentum, se distinguía por ser un carro mayor y de cuatro ruedas, en lugar de dos, y abierto por los dos lados para que los que estaban en él pudieran ver y ser vistos.[4]

ArqueologíaEditar

En febrero de 2021 se ha anunciado que en el área Civita Giuliana del yacimiento de Pompeya, se ha descubierto un pilentum en buen estado de conservación. Sus cuatro ruedas son de hierro y está decorado con hojas y medallones de bronce y latón y figuras masculinas y femeninas con escenas eróticas. Precisamente esta decoración ha llevado a los arquólogos a pensar que tuviese una función ritual para el matrimonio.[5]

Véase tambiénEditar

ReferenciasEditar

  1. Virgilio, Eneida VIII 666; Horacio, Epistulae II 1.192, Claudio Claudiano, Epithalamium de nuptiis honorii Augusti 286; Isidoro de Sevilla, Etymologiarum sive Originum XX 12.
  2. Livio, Ab Urbe condita V 25.
  3. Prudencio, Contra Symmachum II sub fin.
  4. Smith, 1875, p. 919.
  5. «Hallazgo excepcional y único en Pompeya: un carro ceremonial intacto con escenas eróticas». El Español. 27 de febrero de 2021. Consultado el 7 de marzo de 2021. 

Enlaces externosEditar