Abrir menú principal

Rodrigo de Bastidas

conquistador español
(Redirigido desde «Rodrigo Galván de Bastidas»)

Rodrigo de Bastidas, a veces escrito como Rodrigo de la Bastida[1]​ (Sevilla, 1475[2]​-Santiago de Cuba, 1527) fue un adelantado y conquistador español. Exploró el litoral atlántico colombiano, desde la península de La Guajira hasta el golfo de Urabá, el istmo de Panamá y el río Magdalena, y fundó la ciudad de Santa Marta el 29 de julio de 1525.

Rodrigo de Bastidas
Rodrigo de Bastidas.jpg
Rodrigo de Bastidas
Información personal
Nacimiento 1475
Sevilla, España
Fallecimiento 28 de julio de 1527
Santiago de Cuba, Cuba
Causa de la muerte Homicidio Ver y modificar los datos en Wikidata
Lugar de sepultura República Dominicana Ver y modificar los datos en Wikidata
Nacionalidad Española Ver y modificar los datos en Wikidata
Familia
Hijos Rodrigo de Bastidas
Información profesional
Ocupación Explorador y militar Ver y modificar los datos en Wikidata
Conocido por Fundador de Santa Marta

BiografíaEditar

Rodrigo de Bastidas estuvo afincado en Triana, Sevilla. Participó en el segundo viaje de Colón a las Indias en 1493, y en 1501 recorrió parcialmente la costa de las actuales Panamá y Colombia.

El 5 de junio de 1500 se le concedió licencia para descubrir islas o tierras que no fueron visitadas por Colón u otros navegantes, así como tierras no pertenecientes a Portugal, desde las costas del cabo de la Vela en la extinta Gobernación de Coquibacoa.

En septiembre u octubre de 1501, junto con el piloto Juan De La Cosa, zarpó del puerto de Cádiz en las carabelas San Antón y Santa María de Gracia. En este viaje se embarcó el joven Vasco Núñez de Balboa, el primer conquistador en llegar al océano Pacífico.

ExploracionesEditar

Siguiendo la ruta de Alonso de Ojeda, y después de haber recorrido el litoral de la actual Venezuela, descubre las bahías de Santa Marta, Cartagena y Cispatá, la desembocadura del río Magdalena, el golfo de Urabá y las costas panameñas (en la actual comarca de Guna Yala, los puertos de Nombre de Dios y Retrete).[3]​ Entonces mandó hacer un puerto que bautizó en su honor como El Escribano. Sin embargo, al tener las naves en muy mal estado, debe regresar a la isla de La Española (actual Santo Domingo), en donde estaba la principal base de operaciones de los conquistadores españoles.

Al llegar a las costas de La Española, una de sus naves naufragó, pero logró salvar parte de su carga, que se trataba en mayor parte de oro. En esta isla fue acusado de negociación ilegal con los indígenas. Después de ser procesado en 1502 por Francisco de Bobadilla, que también procesó a Colón, fue declarado inocente de los cargos, y una vez pagados los derechos a la Corona, los Reyes Católicos le otorgaron el cobro de una renta anual sobre la producción de la provincia de Urabá y Zenú.

Fundación de Santa MartaEditar

 
Monumento a Rodrigo de Bastidas en Santa Marta.

En diciembre de 1521, Rodrigo de Bastidas, que estaba afincado en la isla de Santo Domingo, pidió del Emperador Carlos V licencia para fundar una ciudad y fortaleza en la costa firme, señalando su jurisdicción desde el Cabo de la Vela hasta las Bocas de Ceniza del río Magdalena.[4]​ El 6 de noviembre de 1524 se firmó en Madrid la capitulación que dejaba en firme el poblamiento de la provincia, y el 29 de julio de 1525 llegó Bastidas con su comitiva en cuatro buques a una ensenada cerca de Gaira. Por conmemorarse aquel día la festividad de Santa Marta de Betania, le dio a aquel sitio el nombre de Santa Marta.

Bastidas habría llegado en febrero de 1525, y desembarcó con cerca de cincuenta españoles, algunos de ellos con sus esposas, con el fin de formalizar el poblamiento. Entre los europeos que llegaron con Bastidas figuraban Pedro Villafuerte como teniente general, el capitán Rodrigo Álvarez Palomino como maestre de campo, Juan Ledesma como contador real, el portugués Antonio Díaz de Cardoso y el capitán Juan de San Martín, entre otros.[5]

Ante la llegada de Bastidas y de sus hombres, los nativos de Gaira y Taganga ofrecieron un pacto de paz a los españoles, pero los tayronas y bondas no estuvieron dispuestos a hacer lo mismo y, por el contrario, atacaron el poblado español en múltiples ocasiones con flechas envenenadas. Entre tanto, Bastidas entró en alianza con los gairas, los tagangas y los dorsinos, quienes trabajaron en la fortificación de la ciudad, inicialmente con empalizadas. Poco después, debido a las insalubres condiciones de vida, Bastidas cayó enfermo. Entonces su teniente, Juan de Villafuerte, encabezó una conjura junto con Pedro de Porras y otros siete soldados descontentos por lo que consideraban el excesivo buen trato que Bastidas daba a los indígenas. Un día, aprovechando que Bastidas estaba en cama debido a su enfermedad, entraron a la habitación y lo atacaron con varias puñaladas. Sin embargo, cuando salieron, Bastidas, que no había muerto, comenzó a gritar pidiendo auxilio. Acudió entonces el maestre de campo de Bastidas, Rodrigo Álvarez Palomino, quien con la ayuda del resto de pobladores persiguió a los conjurados, y aunque estuvieron algunos días escondidos entre el monte, fueron capturados y enviados a juicio a Santo Domingo, donde fueron condenados a la horca. Bastidas nombró entonces a Palomino como teniente general y se embarcó a Santo Domingo para ser curado de sus heridas; sin embargo, las condiciones del viaje empeoraron su salud y los vientos contrarios hicieron que la embarcación tuviera que desviar hacia Cuba, donde murió.[6]

MuerteEditar

 
Tumba de Rodrigo de Bastidas en la Catedral Basílica de Santa Marta.

El 28 de julio de 1527 falleció Bastidas al anclar en Santiago de Cuba y sus restos fueron enterrados en la catedral de esa ciudad.[7]

Bastidas tuvo ocho hijos, de los cuales el más notable fue Rodrigo de Bastidas, quien fue obispo de Venezuela y Puerto Rico.[8]

Los restos de Bastidas fueron exhumados por su hijo Rodrigo, que era por entonces deán de la Diócesis de Santo Domingo, y trasladados a Santo Domingo, donde fueron enterrados en la Basílica catedral de Santa María de la Encarnación, la más antigua de América, junto a su esposa y su hijo.[9]​ En 1953 los restos fueron trasladados a Santa Marta desde la República Dominicana por petición del gobierno local. Actualmente, reposan en la Catedral Basílica de Santa Marta.

Tras la violencia que condujo a la muerte de Bastidas, hubo varios gobiernos interinos de poca duración, hasta que el 20 de diciembre de 1527 García de Lerma firmó una capitulación que le confería la gobernación y la capitanía general de la provincia de Santa Marta. La situación era crítica tanto por la belicosidad de los indígenas como por las rivalidades entre los propios españoles que provocaron la muerte de Bastidas.

En este contexto, la Corona decidió asignar al nuevo gobernador poderes excepcionales para restablecer el orden en dicha demarcación territorial. Incluso, llegó a pedir en 1532 que no nombrase gobernador de Cartagena, idea que fue rechazada por la Corona, cuando Pedro de Heredia fue nombrado para dicha gobernación.

ReferenciasEditar

  1. Groot, 1889, p. 1.
  2. José Joaquín Real Díaz, “El sevillano Rodrigo de Bastidas. Algunas rectificaciones en torno a su figura”. Pagina 3 : "Nació Rodrigo Gutiér'rez de Bastidas, más conocido por Rodrigo de Bastidas, en Sevilla en el arrabal de Triana, alreqedor del año 1475. Justifiquemos esta afirmación nuestra, que disiente de la de algunos historiadores, que lo hacen nacer hacia 1460. Sabido es cómo para defender cada uno su derecho, tanto don Diego Colón como el Fiscal Real, hicieron sendas probanzas en la ciudad de Santo Domingo en 1512. En una y otra, Bastidas fue presentado como testigo; en una y otra, al declarar su edad, la expresa con vaguedad, pero con la claridad suficiente para que podamos fijar la fecha aproximada de su nacimiento. En la primera afirma "ques de treynta e cinco annos arriba"; en la segunda "ques de hedad de quarenta annos poco más o menos". Operando de acuerdo con los dos datos aportados por el mismo Bastidas tenemos fijado su nacimiento entre 1473 y 1477. Una fecha intermedia entre estas dos estará más cerca, pues, del año que nació."
  3. Viloria de la Hoz, Joaquín. «Santa Marta: ciudad tairona, colonial y republicana». Banrepcultural.org. Consultado el 14 de agosto de 2018. 
  4. Plaza, 1850, p. 33-34.
  5. Henao y Arubla, 1920, p. 54.
  6. Groot, 1889, p. 5.
  7. Enrique Patiño (27 de junio de 2017). «El gran relato de amor del que nació Magdalena». Semana.com. Consultado el 15 de agosto de 2018. 
  8. «1501-02, Rodrigo de Bastidas». Exploradores y viajeros por España y el nuevo mundo. Biblioteca virtual Miguel de Cervantes. Consultado el 11 de febrero de 2015. 
  9. Henao y Arubla, 1920, p. 56.

BibliografíaEditar

  • Freile, Juan Rodríguez. El carnero. Medellín, Bedout, 1973. Caracas, Biblioteca Ayacucho, 1979.
  • Groot, José Manuel (1889). Historia eclesiástica y civil de Nueva Granada. Tomo I. Casa Editorial de M. Rivas & Cía. 
  • Henao y Arrubla, Jesús María y Gerardo (1920). Historia de Colombia para la enseñanza secundaria. Librería Colombiana. Camacho Roldán & Tamayo. 
  • Plaza, José Antonio de (1850). Compendio de la historia de la Nueva Granada. Imprenta del Neogranadino. 
  • Real Diaz, José Joaquin. “El sevillano Rodrigo de Bastidas. Algunas rectificaciones en torno a su figura”, en Archivo Hispalense, n.º 36. Sevilla, 1962, pp. 63-102
  • Tirado, Ernesto Restrepo. Historia de la provincia de Santa Marta. Bogotá, Colcultura, 1975.

Enlaces externosEditar