Abrir menú principal
Bosque shola intercalado en valles entre praderas de altitud en las colinas Brahmagiri, India.

Shola es como se designa en la India a sectores de bosque montano tropical enano, existentes en valles entre praderas en las regiones montañosas elevadas del sur de la India.

Estos sectores de bosque shola se encuentran principalmente en los valles y están por lo general separados entre sí por medio de praderas montañosas onduladas. El shola y la pradera forman juntos el denominado complejo shola-pradera o mosaico. La palabra “shola” probablemente proviene de la palabra en lengua Tamil cÕlai (சோலை) que significa “arboleda”.[1]​ El complejo shola-pradera ha sido descrito como una vegetación climática donde se encuentran restringidas la regeneración del bosque y la expansión por condiciones climáticas tales como escarcha o características del suelo, mientras que otros han sugerido un origen antropogénico asociado con actividades de quema y tala de bosque por parte de pastores y agricultores nómadas.[2]

Distribución y orígenesEditar

Los bosques shola se encuentran en las regiones de colinas a gran altitud de Nilgiris, distrito de Kanyakumari y en los Ghats Occidentales y montañas asociadas en los estados de Karnataka, Kerala y Tamil Nadu. Aunque generalmente se encuentran por encima de los 2000 msnm, es posible encontrar bosque shola en colinas con elevaciones de más de 1600 metros de altura (por ejemplo en las colinas Biligiriranga).

 
Complejo shola-praderas en el Parque nacional Kudremukh.

El origen del complejo shola-pradera ha sido objeto de debate científico. Algunos de los primeros investigadores sugirieron que la composición de la flora representaba un estado final estable. Esta estabilidad siendo mantenida por condiciones climáticas tales como la escarcha que permite al pasto crecer pero mata a los plantines de especies del bosque.[3]​ Otros han sugerido que la pradera puede haber sido creada y mantenida por pastores y han señalado que el fuego jugó un rol muy importante en el mantenimiento de la pradera.[4]​ Existe evidencia que avala ambas teorías y varias características de los árboles del bosque y de la pradera han sido consideradas y debatidas. Análisis del polen de los pantanos del Nilgiris sugieren que el complejo bosque-pradera ha existido por más de 35,000 años, mucho tiempo antes que se manifestara el impacto humano.[5]​ Los estudios a largo plazo sobre los procesos dinámicos de transformación de la vegetación continúan.[6][7][8]

FaunaEditar

Debido a su aislamiento, altitud y carácter perenne, el bosque shola es hogar de muchas especies amenazadas y endémicas. Algunas de las especies encontradas aquí, comparten características muy similares con otras en los bosques perennes del noreste y sureste de India. Otras especies solo se encuentran aquí. Los Ghats Occidentales son uno de los centros reconocidos de biodiversidad. Entre los animales que habitan el mosaico shola-pradera se destacan tigres, leopardos, elefantes y gaurs. El tahr del nilgiri (un antílope-cabra asiático), una especie en peligro de extinción, es endémico del shola-pradera y su área se encuentra actualmente reducida a unos 400 km de mosaico shola-pradera, desde las colinas Nilgiri hasta las colinas Agasthymala. Charlatanes, palomas torcazas, alicortos, y algunos papamoscas endémicos, son algunas de las más de 300 especies de aves que habitan esta área. El shola muestra un gran endemismo, siendo solo rivalizado por el endemismo presente en los bosques del noreste de la India; 35% de las plantas, 42% de los peces, 48% de los reptiles y 75% de los anfibios que viven en estos bosques lluviosos son especies endémicas.

FloraEditar

 
Exacum bicolor, una de las especies de plantas del shola.

Al menos 25 especies de árboles están presentes en los sholas más grandes de las colinas Nilgiri.[9]​ Los árboles dominantes en este tipo de bosque son Michelia niligarica, Bischofia javanica (madera de obispo), Calophyllum tomentosa, Cedrela toona (caoba india), Eugenia (mirto) spp., Ficus glomerata (atti o higuera de racimos o higuera gular) y Mallotus spp. Los bosques shola poseen una zona de mayor altitud dominada por árboles pequeños, generalmente Pygeum gardneri, Schefflera racemosa, Linociera ramiflora, Syzygium spp., Rhododendron nilgiricum, Mahonia nepalensis, Elaeocarpus recurvatus, Ilex denticulata, Michelia nilagirica, Actinodaphne bourdellonii, y Litsea wightiana. Debajo de este nivel se encuentra un sotobosque y una densa capa de arbustos. Hay una alta concentración de musgo creciendo en el sotobosque, además, de una gran cantidad de helecho creciendo en la estrecha franja de transición hacia la pradera.

Los bosques shola están intercalados con praderas montañosas, caracterizadas por tener hierba resistente a la escarcha y fuego como Chrysopogon zeylanicus, Cymbopogon flexuosus, Arundinella ciliata, Arundinella mesophylla, Arundinella tuberculata, Themeda tremula, y Sehima nervosum.

AmenazasEditar

Las especies introducidas invasoras son una seria amenaza para este ecosistema de gran altitud. Algunas como Acacia mearnsii y Eucalyptus globulus son consecuencia de siembra comercial y campañas de reforestación. Otras amenazas invasivas incluyen Lantana camara y Ageratina adenophora.

ConservaciónEditar

Se ha considerado que la quema periódica ayuda a mantener la pradera. Sin embargo, la quema excesiva ha reducido los sectores de bosque permitiendo el crecimiento de especies invasoras. El bioma del shola tiene una gran capacidad de retención de agua y constituye una gran fuente de agua para los organismos de gran altitud y es el origen de muchos arroyos y ríos en los Ghats Occidentales.

ReferenciasEditar

  1. Fabricius, Johann Philipp (1972), J. P. Fabricius's Tamil and English dictionary. 4th ed., rev. and enl., Evangelical Lutheran Mission Pub. House, p. 457 
  2. Meher-Homji VM (1997). «Phytogeography of the South Indian Hill Stations». Bulletin of the Torrey Botanical Club 94 (4): 230-242. doi:10.2307/2483901. 
  3. Ranganathan, C. R. (1938). «Studies in the ecology of the shola grass-land vegetation of the Nilgiri Plateau». Indian Forester 64: 523-541. 
  4. Bor, N. L. (1938). «The vegetation of the Nilgiris». Indian Forester 64: 600-609. 
  5. Sutra, J-P; R Bonnefille and M. Fontugne (1997). «Etude palynologique d'un nouveau sondage dans les marai de Sandynallah (Massif des Nilgiri, Sud-ouest de L'Inde)». Géographie physique et Quaternaire 51 (3): 415-426. doi:10.7202/033140ar. 
  6. Thomas, S. M. Thomas and M. W. Palmer (2007). «The montane grasslands of the Western Ghats, India: Community ecology and conservation». Community Ecology 8 (1): 67-73. doi:10.1556/ComEc.8.2007.1.9. Archivado desde el original el 13 de febrero de 2011. 
  7. Shibu Jose, A. Sreepathy, B. Mohan Kumar, V.K. Venugopal (1994). «Structural, floristic and edaphic attributes of the grassland-shola forests of Eravikulam in peninsular India». Forest Ecology and Management 65 (2&3): 279-291. doi:10.1016/0378-1127(94)90176-7. 
  8. Caner, L and Bourgeon G (2001). «Andisols of the Nilgiri highlands: new insight into their classification, age and genesis». En Y. Gunnell and B.P. Radhakrishna. Memoirs Geological Society of India, Bangalore, 2001, No. 47. Sahyadri : The Great Escarpment of the Indian Subcontinent (Patterns of Landscape Development in the Western Ghats). Geological Society of India. pp. 905-918. 
  9. Premalatha S., Sanil R. & Franklin Charles Jose. 2009. Shola trees in the upper Nilgiris of Western Ghats. Journal of Basic & Applied Biology 3(3&4),97-102.