La sopa de manteca es una preparación culinaria que se elabora sencillamente con ingredientes básicos como manteca de cerdo, huevos duros, pan y sal.[1]​ Se trata de unas sopas que emplean pan duro, manteca, agua y sal es decir ingredientes baratos y fáciles de transportar, razón por la que era un plato típico en los viajes de ultramar.[2]​ Se solía servir como desayuno, y en algunas ocasiones se añaden piezas de carne de vaca.[3]​ La preparación en algunos casos se realiza friendo ligeramente el pan en la manteca (sopa de pan con fritura)[4]

ReferenciasEditar

  1. Víctor Alperi,Sofía Fernández de Alperi, (2003), La cocina de los conventos, Ediciones Nobel, Oviedo,
  2. Antonio Fernandez Chorot,Joaquín Rodriguez San Pedro,Arturo Piera,Eduardo Piera,Manuel Gonzalez Junguitu, (1865), Legislación ultramarina: (743, V p.), Tomo II, Madrid
  3. Rose Mademoisella, (1923), 100 fórmulas para preparar sopas y potajes : recetario económico y sencillo, (Facsimil MAXTOR, 2007)
  4. Antonia Carrillo, (1836), Nuevo y sencillo arte de cocina, reposteria y refrescos, Volúmenes 1-2