Tratado de París (1814)

El Tratado de París, también conocido como Primer Tratado de París, fue firmado el 30 de mayo de 1814 por la cual terminaba la guerra entre Francia y la Sexta Coalición formada por el Reino Unido, Rusia, España, Austria, Suecia, Portugal y Prusia. Posterior al Tratado de Fontainebleau (1814) que incluía la abdicación de Napoleón I y la restauración de la Casa de Borbón. Fue rectificado por el Segundo Tratado de París firmado al año siguiente.

HistoriaEditar

Los términos del tratado fueron poco severos con Francia,[1]​ para evitar el descontento popular que amenazaba la restauración de Luis XVIII de Francia. Se le permitió conservar las fronteras de 1792, incluyendo unos 8495 km² de territorio capturado en 1790-92, destacando Landau in der Pfalz, Saarlouis, Saarbrücken, Aviñón, Condado Venaissin, Condado de Montbéliard, Mandeure, Mulhouse y parte de Saboya, como Chambéry y Annecy.

La mayoría de las colonias que Francia había perdido durante el transcurso de Guerras napoleónicas le fueron devueltas, con la excepción de Malta, Tobago, Santa Lucía, la Isla Mauricio y el archipiélago de Chagos que fueron transferidas a los británicos. No obstante, los aliados victoriosos fueron conscientes de la posibilidad de que Francia llegase a tener otra vez acuerdos con otros estados, y con esto en mente, los territorios circundantes a Francia fueron reforzados.

Francia retrocedió Santo Domingo a España reconociéndose Saint-Domingue (actual Haití) como colonia francesa.[nota 1]

Los actuales países de Bélgica, Holanda y Luxemburgo fueron unidos bajo la Casa de Orange para formar un estado más fuerte, el Reino Unido de los Países Bajos; había provisiones similares en el sur al consolidar el reino de Piamonte-Cerdeña, recuperaba el Condado de Niza. Una provisión secreta, marcaba que Venecia podría ser transferida a Austria. Asimismo la Confederación del Rin, que era la heredera del Sacro Imperio Romano Germánico, quedó disuelta tras esta derrota napoleónica y terminaría siendo sustituida por la Confederación Germánica.

Se restauró en sus posesiones italianas a Fernando III, en el Gran Ducado de Toscana. A María Beatriz de Este en el Ducado de Massa y Carrara y a su hijo Francisco IV en el Ducado de Módena.

A Suiza se le garantizó su independencia y se le entregó el municipio de Le Cerneux-Péquignot. En el Congreso de Viena además recibiría Valais, Ginebra, el Obispado de Basilea y el Principado de Neuchatel (en unión personal con Prusia).

El tratado también estipulaba que Francia debería abolir gradualmente la esclavitud, durante un periodo de cinco años, con incentivos económicos y territoriales de los británicos.

Su negociador fue Charles Maurice de Talleyrand.

Cuando definitivamente cayó Napoleón tras los Cien Días se volvió a dar un Tratado internacional en París mucho más desfavorable para los franceses, además, se celebró el Congreso de Viena[2]​ para resolver los temas europeos pendientes.

NotasEditar

  1. No se reconoció la independencia de Haití proclamada en 1804.

ReferenciasEditar

  1. «Tratados de París - EcuRed». www.ecured.cu. Consultado el 31 de agosto de 2019. 
  2. «Congreso de Viena». www.claseshistoria.com. Consultado el 31 de agosto de 2019. 

Enlaces externosEditar